Inspector Político: “Guerra Sucia de El Norte”

Esta semana ha sido ataque, tras ataque, tras ataque por parte de un solo diario y hacia una sola persona. El Norte, tiene muy clara su agenda en contra de “El Bronco” y el Procurador del Estado, Roberto Flores. ¿Qué motivaciones tiene uno de los mayores periódicos de la ciudad? ¿Qué tiene Alejandro Junco en contra del gobierno independiente de Jaime?

Esto va más lejos de que Jaime no les pague a los medios de comunicación. Los ataques de El Norte comenzaron desde hace varias semanas, donde en una nota con menos de 40 palabras exponían el gusto, de Roberto Flores, por los “relojes caros”.

El Norte se vio ridículo al poner esa nota. Es muy bien sabido que Flores, ha sido toda su vida un abogado bien cotizado en Monterrey y su fortuna la hizo de su trabajo, no de la función pública, en la que está por primera vez en su vida.




¿Nepotismo? Algo muy cuestionable. Los familiares que menciona El Norte en sus notas de esta semana, no estaban directamente bajo sus órdenes. Por ejemplo, en el caso del papá, este trabajaba en la Secretaría de Seguridad Pública, mientras tanto su hijo, no recibe ningún tipo de pago del Estado, y al contrario su puesto es solamente “meritorio”. Lo mismo sucede con el caso que ayer expuso “El Norte”, donde la hija tiene un puesto en el Conalep. ¿Qué influencia tiene el Procurador en el Conalep? Ninguna.

La realidad es esta, El Norte quiere a fuerzas imponer un procurador a modo, no le importa si se está llevando entre las patas a familiares y amigos de Roberto Flores.

¿A quién buscan poner? Les explico, el Procurador que busca imponer a Alejandro Junco, es alguien que le ayudará a combatir a la competencia, directamente “Multimedios” y a Francisco González, dueño de este gigante de la comunicación.

¿Qué quiere Junco? Que González termine tras las rejas, pero el Procurador no ha podido lograr eso, o más bien no tiene las herramientas para hacerlo. Por lo tanto, Junco está buscando que este sea destituido, y se ponga a alguien que él quiera, o bueno, por lo menos eso es lo que cuentan las malas lenguas.




Lo que si es cierto, es que El Norte tiene una campaña de guerra sucia en contra del gobierno de Jaime. No nos debe de sorprender que sigan las notas sobre los supuestos casos de “nepotismo” en el Gobierno del Estado. Que sí, son una falta quizás de ética, pero no violan la ley como lo quiere pintar el este periódico de circulación nacional.

______________________________

– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Un respiro para Monterrey

Además de las situaciones por superar y resolver en nuestro Estado, en Nuevo León emerge un problema, uno de vital importancia para los ciudadanos, y no, esta vez no es el cobijagate, la colección de amparos de Medina y mucho menos es otra declaración fuera de lugar del Gobernador Rodríguez Calderón; esta vez, se trata de nuestro medio ambiente, algo que la Administración Estatal y las municipales no están considerando.

Es alarmante la situación que al parecer nunca vieron venir, porque alguna vez escuchamos la expresión “en el DF solo hay smog” y esa realidad que creímos lejana nos alcanzó. Tanto nos alcanzó esa realidad que nuestra ciudad es la más contaminada del país, incluso algunos estudios la marcan como la más contaminada de América Latina, o como la ciudad con “la peor calidad de aire de América” según asociaciones como RespiraMexico.




Y es que esta sucia realidad es un caso de atención inmediata, ya que se empezaron a emitir las alertas de contaminación ambiental para nuestras autoridades desde ¡el 2006!, esto significa que avisados ya estábamos.

Pero ante un problema tan evidente, ¿qué hacen los Gobiernos Municipales y el Estatal para revertir este efecto nocivo para los habitantes de Nuevo León?, la respuesta en algunos casos es poco y en otros nada hacen ante el peligro que representa esta situación.

Algunos se han esforzado en compensar el devastador daño que hizo aquella helada, de no hace mucho, a la biomasa de la ciudad, con campañas de reforestación, programas de reciclaje, que son muy buenos, pero las autoridades deben saber que tienen que ejercer mano dura para evitar la propagación de este potencial de enfermedades.

Actualmente los centros de salud del Área Metropolitana de Monterrey presentan un considerable aumento en atención a enfermedades respiratorias y de la piel, al parecer consecuencia de nuestro aire contaminado.

Al tratarse de una de las responsabilidades básicas de las autoridades, como lo es la salud pública, nuestro representante en ese rubro, el Dr. De la O, Titular de la Secretaría de Salud, no ha tenido un buen cierre de 2016 e inicio de 2017, esto con los casos de zika e influenza que aseguran tener controlados (las estadísticas no dicen lo mismo Doc) y que los decesos relacionados con estas enfermedades son hechos aislados, frase favorita de este gobierno independiente; pero, lo que solo creían que eran presiones políticas, se convierte en un foco rojo para la salud de los neoloneses y esto es como lo hemos repetido en este espacio: la contaminación ambiental.

Asombrosamente la respuesta de la autoridad estatal fue que ellos solo eran responsables de “una parte” de la contaminación, refiriéndose a las pedreras, promesa incumplida de Rodríguez Calderón.

Ambientalistas, académicos, diputados y ciudadanos han exhibido este problema como uno más grave de lo que parece, al demostrar con estudios clínicos las afectaciones a la salud y al patrimonio de los ciudadanos, en particular de los del municipio de Santa Catarina.

Recordemos que el Gobernador, hizo un compromiso en el Congreso del Estado, el cual refería la eliminación de estas empresas, que el crecimiento de la mancha urbana alcanzó, y reinstalarlas en zonas del estado donde no afecten como hasta ahora.

Tomando como referencia la propuesta y las acciones de los Diputados Sergio Pérez (qepd) y Marcelo Martínez, en meses pasados, el Gobierno del Estado nos sorprendió al cerrar temporalmente las pedreras en ese sector de la ciudad para aclarar su situación y así como repentinamente las clausuró, así reabrieron operaciones.

Sin duda los intereses de empresas como CEMEX y del ramo de la construcción representan una fuerte carga sobre los hombros del Gobernador para hacer acciones “concretas” en contra de estas pedreras que basta con entrar a la ciudad por la carretera a Saltillo para darnos cuenta de lo que estamos hablando.

Pero tan rápido como reabrieron las pedreras, así de rápido Rodríguez Calderón puso sobre la mesa una nueva propuesta: la verificación vehicular, una medida que como referencia podemos poner a la CDMX, una medida que en el papel reduce la cantidad de vehículos chatarra o en malas condiciones, al no otorgarles el derecho de circular por las avenidas de la capital de la república, pero también la propuesta de la verificación vehicular ha puesto en aprietos a las autoridades por evidentes y posibles casos de corrupción, donde particulares y empresas facilitan sobornos para la circulación de vehículos, alimentando a este mal de las administraciones estatales y que además nos costaría “400 mugres pesos” según el Gobernador, en respuesta a sus detractores. Una opción nada opcional por el momento, ya que su compromiso fue claramente dejar de golpear los bolsillos de los conductores.




Pasando a los municipios, células del Área Metropolitana de Monterrey, poco han tocado este tema, en ocasiones de noche pasa este preocupante tema. Con el nuevo reglamento de tránsito homologado que anunció la Asociación Metropolitana de Alcaldes (AMA) pone en piso parejo, en igualdad de facultades y regalas a los municipios, es decir, comparten las mismas reglas de este juego que es la movilidad de la ciudad.

Sin embargo, en un apartado, en lo particular de las prohibiciones de la circulación de los vehículos de motor, donde cito textualmente en el artículo 24 fraccion Xll y el 51 fraccion XIV del Reglamento Homologado de Transito para el Area Metropolitana de Monterrey, que van desde 10 hasta 20 cuotas de sancion:

Artículo 24 fraccion Xll: “Es obligación de los conductores de vehículos evitar que estos emitan humos y gases contaminantes; el producir ostensiblemente contaminación al medio ambiente, será causa de infracción. El propietario contará con un término de 30-treinta días naturales para realizar lo conducente en su vehículo a fin de corregir la falla por la cual emita contaminantes, pudiendo circular durante dicho período sólo para conducirlo al taller mecánico para los efectos ya especificados. En caso de incumplimiento a lo dispuesto en este artículo, la multa será incrementada al doble de la impuesta y será retirado de la circulación.”

Artículo 51 fraccion XIV: “Circular con vehículos o encender sus motores cuando éstos expidan humo o ruidos excesivos”

Con esta aclaración, ya no se vale decir que no sabíamos o evadir nuestra responsabilidad, porque lamentablemente este tipo de casos son en transporte pesado que no recibe su mantenimiento adecuado por parte de propietarios o empresas irresponsables y en el caso de los particulares, pues también es responsabilidad, que cabe decir que ser responsable no está peleado con nuestra condición económica, solo ser prudentes y conscientes que el daño que estamos haciendo es daño parejo para todos.

Ahora salta la pregunta: ¿Los municipios han trabajado con este apartado de su reglamento? Si lo han hecho solicitamos que sean más recurrentes las acciones, en caso de que la respuesta sea un “no”, pues ha llegado el momento de que las administraciones municipales pongan atención también en este aspecto, ya que de no atenderlo, no habrá “aironazos” o “lluvias fuertes” que nos salven.




Es momento de tener mano dura en ese sentido, es una alerta, porque si no sancionamos, retiramos o eliminamos a quienes contaminan nuestro aire, no habrá una oportunidad a menos en los años venideros. Municipios organícense, sean referentes en calidad de vida de los habitantes no solo con obras, si no con lo más puro y básico además del agua para estar en este mundo. Sean referentes en todos lados que el peligro se puede revertir.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Bronco: Plan presidencial

En las últimas semanas México se ha visto enfrascado en una serie de protestas en torno al aumento de la gasolina con exigencias sociales que ponen en jaque al presidente Enrique Peña Nieto, entorpeciendo la futura carrera política y electoral del PRI.

En lo que parece ser el peor sexenio de la historia del país y eso ya es mucho decir si lo comparamos con lo ocurrido en los 90s con los expresidentes Carlos Salinas de Gortari y Ernesto Zedillo.

Sin embargo, es importante no dejar en el olvido al estado, lo que aqueja en nuestra propia casa, Nuevo León. Donde el gobernador Jaime Rodríguez Calderón, el Bronco, no se queda atrás, siendo que no hace mucho tiempo su administración nos dejaba boquiabiertos con decisiones un tanto alarmantes, como mantener la tenencia o pretender contender en las elecciones presidenciales en 2018.

Siendo esta última declaración la que más resuena en mi cabeza cuando vienen a mi mente las propuestas de campaña de hace dos años. Donde “el chapulinazo” se hablaba con veto y desprecio. Dejando en claro que esa vía política sería una opción inaceptable e inaccesible para un gobierno independiente.




No obstante, ahora más que nunca este “brincoteo” es casi una realidad. A un año de comenzar las campañas electorales, el Bronco se encamina a la carrera política por la grande, pretendiendo dejar a un lado la gran hazaña de ser el primer gobernador con un partido independiente para glorificarse con un título más magnificente, el primer candidato independiente en lograr ser el presidente de México. No es noticia nueva, pero…

¿Qué es aquello que me causa más conflicto al examinar esta idea? El financiamiento de su campaña.

La fuente monetaria del cual el Bronco obtendrá los recursos para pretender aparecer en las boletas electorales, y es que cada vez que se le pregunta, haciendo referencia a la cantidad de dinero necesaria para posicionarse en todo el país, el gobernador siempre hace mención a la austeridad de sus campañas y lo económico de manejarse vía redes sociales.

Dejando en claro que dinero es lo que menos necesita para lograr ser presidente. Para el cumplimiento de dicho objetivo la gubernatura cumple dos funciones específicas:

La primera, popularizar su nombre a cada rincón del país, con una administración caracterizada en reducir los impuestos y limitar el despilfarro económico del estado, ya sea refinanciando la deuda o créditos estatales, reestructurando al estado, recortando nóminas, reduciendo la tenencia o mejorando el uso de los recursos para liquidación de adeudos así como de otras alternativas que contribuyen al crecimiento económico de Nuevo León, a la par de su popularidad en el resto de los estados.

Y la segunda, obtener los recursos necesarios, tanto políticos, social-electorales, económicos y empresariales que respalden su candidatura durante el largo y costoso proceso que conlleva una campaña presidencial.

Y es que si nos detenemos un momento a pensar, poco de lo prometido en campaña se le ha podido encontrar una solución viable y económica, sin embargo, el gobierno estatal ha logrado mantener al margen la grave situación estatal acarreada por malas administraciones pasadas.

Pero que por otro lado en materia de recaudación de impuestos se mantienen, por lo pronto, las fuentes de ingresos estatales, saliendo siempre a la luz el, ya desgastado, discurso de responsabilidad fiscal, austeridad y “apretarse el cinturón”, al menos en lo que a la sociedad concierne.

Y no me mal entiendan, no es que el Bronco sea el peor gobernador que los nuevoleonenses han tenido o desorbitante la cantidad de dinero acumulado en impuestos, solo hago mención de los objetivos y metas que el gobernador ya ha establecido y consecuentemente la necesidad de explotar a la gallina de los huevos de oro para cumplir cada uno de los deseos de este bronco tan ambicioso.




Solo espero que la gubernatura, las deudas estatales y la recaudación fiscal no sea su fórmula mágica de donde obtenga cada uno de los centavos que ocupara para competir contra los otros partidos, en lo que parece será una de las contiendas electorales más desafiantes y despiadadas en la historia.

Ya que solo necesita mantener esta fórmula del gobernante excelso por lo que resta del año, el próximo ya no estará aquí y no sabremos si lo que ha prometido, como la eliminación de la tenencia, será acatada y cumplida por su sucesor.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Jaime Rodríguez: la gubernatura es un deber y un honor, no un trampolín político

Hoy, a más de un año transcurrido desde las votaciones llevadas a cabo en nuestra entidad federativa, resulta innegable la necesidad de detenerse y cuestionar diversas situaciones. Una de ellas gira en torno a la figura de Jaime Rodríguez, actual ejecutivo de Nuevo León, específicamente en cuanto a las acciones futuras que pretende llevar en marcha.

 




No solo diversos medios, sino que él mismo ha planteado en más de una ocasión, la posibilidad de contender como candidato a la presidencia a la república en el 2018; yo me pregunto ¿con qué cara se atreve a plantear como posibilidad lo anterior, cuando ni siquiera llevaría la mitad de su mandato?
Considero una imprudencia y una contradicción hacia aquel discurso que el mismo, Rodríguez Calderón, empleaba para resaltar que su mandato sería (en palabras suyas) “una nueva independencia”, el hecho que desee sumarse al descaro de otros servidores públicos, al utilizar como un simple “trampolín político” el cargo por el que fue votado.

Esto, aunado a los fracasos referentes a la eliminación de la tenencia, así como de la derrota total ante el caso Medina, da por hecho que nos encontramos, muy probablemente, ante otro demagogo más.

Y es que, de no ser cierto esto, y de encontrarnos frente a un servidor público en toda la extensión de la palabra, de tener como ejecutivo a un auténtico ciudadano, no estaríamos presenciando este cinismo y esta falta de respeto a la ciudadanía y a todos los que votaron por el actual gobernador; cinismo traducido en la concepción de un cargo tan importante, y que debería de llenar de un sentimiento de compromiso y honor a todo aquel que lo ostentara, convertido en un vil trampolín para contender por otro cargo.

Ya vivió nuestro estado un cinismo similar con el “chapulineo” de Ivonne Álvarez, y bien parece que estamos por vivir otro; esta vez, en la persona que le bajaba “el cielo y las estrellas” a los nuevoleoneses.

Una verdadera decepción, el simple hecho de mencionar, por parte del ejecutivo estatal, la posibilidad de fungir como aspirante a la presidencia, cuando la entidad federativa que tiene el deber de servir, se ahoga en deuda pública, en inseguridad y en desencanto.

No hay peor forma de faltarles al respeto a los votantes, que utilizar como catapulta el cargo por el que se le eligió. Personalmente, a pesar de que Jaime Rodríguez cumpliera con sus promesas de campaña al pie de la letra, no le da el derecho de abandonar el cargo por el que se le votó, pues el pueblo, del cual emana y permanece la soberanía, es la voz primera y última; y fue este mismo, quien lo eligió para ser Gobernador por seis años, no por tres años y un intento de ser presidente.

 




Finalmente, de materializar “El Bronco”, el deseo descarado de contender por el cargo de ejecutivo federal, algo si voy a exigir: que de ser derrotado en las elecciones, no vuelva más a ostentar cargo público alguno; ya que, el haber contendido para utilizar el cargo como coyuntura para competir por otro puesto, sin haber servido siquiera la mitad de su mandato, solo denota que su motivo principal, fue siempre el hambre de poder, y no el bienestar de la sociedad.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Dimes y Diretes: “Fiscal Anticorrupción a Modo”

Mientras que, a nivel federal los senadores no se ponen de acuerdo para cuando aprobar todas las leyes del nuevo Sistema Nacional Anticorrupción e incluso ya lo dejaron para el siguiente año, aquí nuestros diputados locales quieren hacer todo lo posible para que se adapten las leyes anticorrupción, lo más pronto posible.

 




Hasta ahorita deben de decir, “¡Qué fregón!, nuestros diputados por fin quieren combatir la corrupción…” No, no vayan tan lejos, ni se hagan de tantas ilusiones.

La realidad es que los famosos diputados locales, sobre todo Marco “El Pollo Loco” González y Arturo “La Manzanita” Salinas, los archienemigos no solo del gobierno independiente, sino también de todos los ciudadanos del Estado, quieren poner a un Fiscal Anticorrupción a modo.

Verán, si se hacen todas las reformas para crear, ahora sí, un órgano especializado en el combate a la corrupción, le tendremos que decir adiós a Ernesto Canales y a todo ese equipo que ha estado investigando a Rodrigo “Golden Boy” Medinay a sus secuaces, y claro a Margarita “La Diva” Arellanes.

 




En lugar de Canales van a llegar nuevos elementos, y claro el Congreso Local tendrá que buscar, proponer y aprobar a un nuevo Fiscal Anticorrupción, mismo que al igual que el Auditor Superior del Estado, podemos estar seguros que va a ser a modo y probablemente priista.

Es decir, este nuevo fiscalillo que llegaría, no tendría colmillos, sería manejado por grupos de interés y por supuesto, va a cancelar todas las investigaciones que existen actualmente contra ex funcionarios de la administración pasada.

Así que, si escuchan que nuestros diputados locales quieren meter las leyes anticorrupción, casi, casi en fast-track, ya saben por qué, quieren proteger a los que muchos de ellos sirven. No dejemos que se salgan con la suya, pongamos presión en redes sociales.

¡Ahí Se Leen!

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Bronco se derrumbo, dentro de mí, dentro de ti…

Así como diría la canción que todo mundo conoce, así paso. Las promesas, compromisos o como gusten llamarles del gobernador Jaime Rodríguez Calderón se derrumbaron frente a los ciudadanos, a quienes dio su palabra de cumplir en el ramo de los impuestos en Nuevo León, y con el mismo argumento que además que es muy trillado, es una realidad en las arcas estatales, la falta de recursos, ya que al parecer nunca se imaginaron el desfalco y lo mal administrados que estábamos.

Vayamos directo a los impuestos que el Ejecutivo Estatal defiende y propone, uno de ellos es un aumento en el rubro de los servicios hoteleros de nuestra ciudad, no somos destino turístico, pero ya que somos considerados aun la capital de la economía nacional, siempre seremos un destino predilecto para las cadenas de hospedaje.

Un objetivo más son los casinos, ya que tendrán un aumento este 2017 del 10% en sus contribuciones al Estado, pero los propietarios ya están en negociaciones para no verse afectados en sus ingresos y no resentir este incremento que los toma por sorpresa antes de acabar el año.

Con esos dos ejemplos, el Bronco nos deja claro cuáles serán los sectores a ajustar sus contribuciones este año, por que cuando parecería que sería un asunto netamente de las grandes empresas o transnacionales, llega nuestro nemesis desde aquellas Olimpiadas, aquel impuesto que se creó allá por el sexenio de Adolf Hitler, perdón, de Gustavo Díaz Ordaz, y que Felipe Calderón Hinojosa decreto que dejaría de ser federal para que los estados lo aplicaran si era necesario y que por supuesto a nuestros ex gobernadores tricolores les entro por un oído y les salió por otro, ese impuesto que nos prometieron eliminar, que en otros lados se ha podido y en NL el Gobernador se echo pa’ atrás: la tenencia vehicular.

Desde inicios de su gestión, en el H. Congreso de NL se barajeo la propuesta de su eliminación en beneficio de la ciudadanía, algo que mermaba los ingresos del tambaleante nuevo Gobernador, después de una serie de negociaciones y reestructuraciones, se llego al acuerdo entre el legislativo y el ejecutivo, la eliminación paulatina de este impuesto, prácticamente, bajarle poco a poco para llegar antes de que culminara su administración a su desaparición total de NL.

 




Empezamos con cobrar 20% menos a los contribuyentes y en distintas etapas bajar más, hasta llegar a la meta como comente. Esto no dejo muy contentos a los seguidores y empáticos del nuevo Gobierno Independiente, pero lo aceptaron, algo es algo después de años de seguir igual, y como se tratara de una costumbre, nuevamente a Rodríguez Calderón se le volvió echar pa’ atrás la carreta (para que me entienda la raza).

Y ahora ese acuerdo lo mandó por la borda para mantener este 2017 la tenencia vehicular, junto las tarifas de refrendo y los adicionales exactamente como este año, faltando a la palabra, al compromiso y a la confianza de los neoleoneses.

“Asumiré el costo político” esa fue su respuesta a los cuestionamientos que se le hicieron a su retrograda decisión, y una razón ya muy quemada del mantener este impuesto, la misma de siempre “vamos a invertirlo en su totalidad en la rehabilitación de las vialidades”, prácticamente lo mismo que Medina y Natividad argumentaban.

Seamos sinceros, es muy inocente creer que se aplicara para sanear nuestras vialidades, cuando esta demostrado y no lo digo yo, ya que desde el 2011, el Instituto de Control Vehicular (ICV) de todo lo que recauda, el 70% se va en gasto corriente.

Es decir, más de la mitad de lo que pagamos de tenencia se va en pagarle a los funcionarios que nos hacen de un trámite tan sencillo todo un calvario, más de la mitad de esos recursos ni siquiera llegan a nuestras calles o obras, más de la mitad de ese dinero no sale de esas oficinas prácticamente.

Creo que el ICV es como un carro viejo, nos cuesta más mantenerlo que lo que nos reditúa, y si pensamos como en los negocios, definitivamente habrá que considerar seguir manteniéndolo. Porque así como el ICV muchas dependencias presentaran estas condiciones y es ahí donde se gesta la deuda para nuestro Estado.

 




Inocentemente en el Congreso del Estado, el diputado mas fuera de lugar que tenemos y payasito que quiere estar en todas las fiestas, Samuel García, ridículamente se pone a defender esta disposición cuando él fue uno de los impulsores de la derogación de la tenencia.

Jamás será buena opción seguirle cargando la mano a la ciudadanía con impuestos sacados de la manga y manteniendo los que evidentemente estamos cansados.

Señor Jaime, si en vez de faltar a su palabra, aumentar impuestos, mantener otros tantos, le propongo dos cosas en la mesa; ya que es un compromiso que usted hizo, el primero y fue uno de los que siempre se quejo en su campaña en el 2015: el gasto en nomina, porque solo basta ver los números para darnos cuenta que aumento en 25% la nomina estatal.

No hay que ser un genio para saber que eso significa más erogación de recursos en pagos a empleados, y eso que siempre dijo que deberíamos tener menos y mejores funcionarios y hay muchos que llevan aun la camisa tricolor debajo de la morada.

Otra propuesta para ahorrar más de 30 millones de pesos es desaparecer su propio periódico, sí, así como lo leen, como ya no le paga a los medios de comunicación y los medios la agarraron contra el (Que es en parte bueno, ya que eran prácticamente favores con fines electorales).

Y ahora como nadie lo entrevista y como comenta también desde el primer día “todo es culpa de los medios de comunicación” “los medios mienten”, el Gobierno del Estado de Nuevo León lanzó su propio periódico, al estilo del personaje Kiko, saco su propia pelotota para jugar sólo, pero esta pelotota independiente nos cuesta $30mdp para saber la mera verdad de las acciones de nuestro Gobernador y su Administración.

 




Algo fuera de proporción, ya que si estamos en números críticos, lo lógico es recortar el gasto corriente y de nominas, entrar en una situación de austeridad, para cumplir con las expectativas de los gobernados y ser una administración sustentable con los recursos que se asignen, pero aquí no es así.

Señor Gobernador, analice las acciones que está emprendiendo, porque además de derrumbarse la confianza de los ciudadanos, las aspiraciones también se derrumban y estas se derrumban como castillos de arena, muy fácil y es muy difícil levantarlos de nuevo.

En Nuevo León, la raza paga más, la raza no manda.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Dimes y Diretes: “Dale otra vez con la tenencia”

Parece que el tema de la tenencia y su gradual eliminación, será tema que dará de que hablar de aquí a que se acabe el gobierno del “El Bronco” o más bien el próximo año cuando este decida irse por la grande.

Como ya era de esperarse, el Gobierno Independiente, envió el Presupuesto 2017 al Congreso Local con algunas propuestas. La primera y más importante, lograr una prórroga para eliminar la tenencia no en el 18, sino en el 2019, la otra gravar a casinos y hoteles.

Como ya se imaginarán, los primeros en saltar con la propuesta de Jaime fueron los legisladores del PRI, tanto a nivel local y federal.

 




Por lo visto a los legisladores de este partido, que se está cayendo a pedazos, por todas las tranzas que han salido de sus ex gobernadores, incluido Rodrigo “Golden Boy” Medina, se les ha olvidado que la razón por la cuál el año pasado no se pudo eliminar la tenencia y probablemente tampoco en el 2018, es por culpa de uno de los suyos.

No olvidemos que Rorro Medina, dejo un boquete financiero de casi 10 mil millones de pesos. Ahora considerando que tanto el año pasado, como este año, se han ido reduciendo los apoyos federales, no ha sido fácil para este gobierno recuperarse rápidamente.

Ahora sin los apoyos que otorga la tenencia, que por cierto ellos nunca movieron ni un dedo para eliminarla durante 12 años de gobierno priista, las cosas se ven más negras que nunca para el 2017.

 




Yo creo que los legisladores priistas se deberían de estar preocupando más por ver cómo pueden mantener la chamba en el 2018, que estar criticando y opinando que las promesas de Jaime no se cumplen, cuando ellos en realidad no cumplen nunca sus promesas, nunca lo han hecho y cuando lo hacen es a medias.

Dejen de escuchar a su patrón Rodrigo “Golden Boy” Medina y mejor pónganse a trabajar por el estado, también dejen de estar dando su “Fondo de los Moches” a sus amigos y compadres, mejor apórtenlo al estado, que mucha falta le hace. ¡Estos priistas nunca aprenden!

¡Ahí Se Leen!

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Dimes y Diretes: “Cuando se grilla por grillar”

Es increíble que haya grupos políticos y de interés, como algunos medios de comunicación, que estén grillando al gobierno estatal, solamente con el objetivo de grillar y como hacerle que son un “contra peso” del gobierno, o tal vez para hacer sentir a la gente que todo lo hace mal el gobierno independiente de Nuevo León.

Desde la semana pasada que en su Informe de Gobierno el gobernador de todos, Jaime Rodríguez Calderón “el Bronco anunció de manera contundente, que cerraría todas las pedreras (que son en realidad la mayoría o todas) que no estuvieran dentro de las reglas ambientales y que por esto mismo representan un foco de contaminación para la ciudad de Monterrey y su Área Metropolitana.

En principio hubo muchos aplausos, pues esto había sido una propuesta de campaña de Jaime, y los diputados, Marcelo Martínez y Sergio Pérez, que en paz descanse, habían puesto presión para que Jaime hiciera valer su palabra y las cerrará. Pero claro, no tardaron en salir los aguafiestas y lo que quieren llevarse el numerito de la fiesta.

 




El bromance de Arturo “La Manzanita” Salinas y Marco “El Pollo Loco” González, salieron a defender a los de las pedreras, y hasta decir que la acción de ponerle reglas a esta industria no le compete al gobierno estatal, sino al legislativo. También no faltaron los medios de comunicación chayoteros y claro Goyo Martínez en arremeter en contra de la medida.

Pues claro, como no queríamos ver a Telerisa, digo Televisa, criticando al gobierno independiente, pues el mero, mero de una pedrera en García, Guillermo Milmo, es nada más y nada menos que primo de Emilio Azcárraga.

 




Por eso mismo no debemos de sorprendernos de que Televisa haya sacado a su perro de ataque, es decir, Goyo Martínez, para andar criticando esta acción, que era más que necesaria por el bien de los ciudadanos de Nuevo León, ¿en verdad Goyo no tienes vida?

Ahí Se Leen.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Ecovía: Proyecto defectuoso y mal implementado

¿Donde empieza la ecovía?

Hace unos días, en pleno informe de gobierno, el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez anunció la requisa del polémico sistema de transporte Ecovía.

Desde el inicio de operaciones el sistema ha pasado por una serie de críticas tanto de usuarios por la calidad del servicio como de automovilistas que perciben al sistema como ineficiente y generador de caso vehicular.

Es preocupante ver que un sistema de transporte que se ha implementado en muchas partes del mundo y ha sido exitoso, cuente con tan duras críticas y con serios problemas de operación.

Visité algunos puntos de la Ecovía para entender un poco su problemática pero también su esencia como medio de transporte.

¿Cuál es el problema de Ecovía?

Ya se han mencionado muchos problemas desde la decisión de hacerlo en esas avenidas, eliminar carriles para autos en calles ya de por sin caóticas, la eliminación de rutas de camiones, las frecuencias, y demás problemas operativos.

Poniéndome un poco filosófico y tomando de base a una gran cantidad de autores que mencionan que en la vida lo importante no es llegar sino el camino o lo importante es el recorrido y no el destino me pude encontrar otro punto de vista.

 




 

Me parece que el problema empieza con una ciudad en la que la dependencia y aspiracionalidad por el automóvil es muy alta. El costo social de eliminar carriles para autos y sustituirlos por carriles confinados para transporte público puede ser muy alto si no se muestran claramente los beneficios.

Y en los beneficios está un buena parte del problema. No sólo es el servicio, el problema mayor se encuentra al bajar de la Ecovía y seguir el camino.

Al principio no entendía por qué la gente utilizaba el carril central del servicio para caminar en lugar de utilizar las banquetas. Me parecía ilógico e inseguro. Muy pronto me di cuenta que lo hacen porque sencillamente no hay banquetas.

Entre invasiones por autos mal estacionados y malas condiciones físicas , las banquetas se vuelven un peligro para el peatón que en repetidas ocasiones tiene que hacer uso del arroyo vehicular en avenidas en donde la velocidad de los vehículos sobrepasa los límites establecidos en completa impunidad. Si a eso sumamos cruces peatonales mal señalados y la inexistencia de semáforos que brinden seguridad al peatón, el recorrido se puede volver una pesadilla.

Tampoco existen beneficios adicionales como sería la promoción de medios de movilidad sustentable como bicicletas que sean alimentadores del sistema.

En conclusión, el problema es más complejo que el servicio, la capacidad de las unidades y su frecuencias. El problema está en la integración al sistema de movilidad de la ciudad en la que usuarios y automovilistas vean a Ecovía con buenos ojos , como una alternativa al auto y le guarden respeto.

Banquetas amplias y en buen estado, cruces peatonales seguros, opción para llegar en bicicleta, mejora en la sincronización de semáforos, respeto a la velocidad establecida y educación vial para todos, son algunos de los factores a considerar para mejorar Ecovía.

 




La requisa al servicio no debe ser solo al concesionario del servicio, es una oportunidad para también generar acciones entre los gobiernos municipales y estatal para proporcionar un proyecto integral que beneficie a todos los ciudadanos.

Un buen sistema de movilidad para la ciudad debe empezar en la puerta de la casa y terminar en la puerta del destino.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Injuve Partidista

“Lo guacarie al PRI, Felipe, esperó que guacares el PAN”. Estas fueron las palabras de Jaime Rodríguez Calderón en el primer debate entre los candidatos a la gubernatura de Nuevo León el año pasado en el Tecnológico de Monterrey. En sí, la campaña del “Bronco” estuvo formulada alrededor de “decirles adiós a los partidos” y “viva los candidatos independientes” o “la independencia”, misma que hasta el día de hoy presume en sus discursos y hasta en la comunicación social del Estado.

Pero tal parece que ese mismo discurso no aplica en el Instituto Estatal de la Juventud (IEJ), hasta el día de hoy se mantiene a la misma titular del gobierno de Rodrigo Medina, la Lic. Karla Morales Ponce.

Morales Ponce está afiliada al Partido Revolucionario Institucional (PRI) y llego al puesto que hoy ocupa en el IEJ desde el 2012 y aunque en la página del instituto se presume que su periodo termino en el 2015, fuentes allegadas nos informan que Morales Pone sigue siendo la manda más dentro de la dependencia que tiene un presupuesto anual de veinte millones de pesos.

 




En el 2014, Milenio reveló que Karla Morales Ponce le estuvo pagando cerca de $168 mil a la empresa Fase Producciones, misma de la que era propietario su pareja en ese entonces. A pesar de este conflicto de interés, y al puro estilo Rodrigo Medina, no fue separada de su cargo. Tras la entrada de Jaime Rodríguez Calderón, se esperaba un cambio profundo en el IEJ que terminara con los malos manejos del mismo, pero no ha sido el caso.

Karla Morales Ponce mantiene su puesto, y además IEJ se ha vuelto una dependencia casi inoperante. Según la investigación que hizo este medio, desde hace dos meses la página de IEJ no ha publicado actividades nuevas que haya tenido la institución.

Además, durante su Informe de Gobierno en Pabellón M y al momento de hablar de los jóvenes, el gobernador no hizo referencia alguna de que dentro de las actividades haya estado involucrado el IEJ.

 




A todo esto, vienen las preguntas, ¿por qué el gobernador no separo a Karla Morales Ponce de su puesto? ¿Por qué no se le ha dado la oportunidad a que otros jóvenes líderes y sin pasados corruptos ocupen puestos en el IEJ? ¿No era el objetivo del gobernador de deshacerse de los partidos? Dada la inactividad, ¿qué se hace con el presupuesto de veinte millones de pesos anuales?

Definitivamente son preguntas que debe de contestar el gobernador y el personal del IEJ.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”