La ciudad de los expertos

Cuando uno se siente enfermo debe ir al médico, presentar los síntomas, responder a las preguntas del doctor, escuchar el diagnóstico y seguir las instrucciones del profesional. Eso es lo correcto.  Pero siempre está la opción de considerarse experto, auto diagnosticarse y recetarse medicamentos que harán sentir mejoría por un tiempo pero tienen posibilidades de dañar más la salud.

¿Qué pasa cuando la ciudad es la enferma? 

En fechas recientes he visto gran polémica en algunos temas urbanos que se deberían tratar con un especialista y seguir sus sugerencias en lugar de exigir ser tratados bajo la auto medicación.

El incremento en la contaminación, el desmedido uso del automóvil privado como medio principal de transporte, la falta de un transporte público de calidad, el déficit de arbolado público, la falta de respeto al peatón en las calles, son algunos de los síntomas de una ciudad enferma de un urbanismo obsoleto, complaciente, con limitada visión social y poca capacidad de generar riqueza pública.

Andadores ecológicos en San Pedro, aplicación de verificación vehicular para el área metropolitana, ordenamiento del Barrio Antiguo, Distrito Tec, aplicación del reglamento homologado de tránsito, son algunas medidas que se presentan ante los síntomas de esta enfermedad progresiva y degenerativa pero hay grupos asintomáticos que se niegan a los medicamentos sugeridos y prefieren que se aplique la medicina que ellos mismos proponen.

Considerar que las mejoras en la movilidad peatonal son temas estéticos que no son prioridad, la generación de más carriles para la circulación de autos, buscar ampararse ante el reglamento de tránsito, preocuparse sólo por los beneficios privados, creer que solo las pedreras deben ser verificadas porque son las causantes de la contaminación y no los autos, y hacer mas vías de alta velocidad para autos son los medicamentos sugeridos bajo el auto diagnóstico.




¿En qué momento nos volvimos expertos? Seguramente cuando le perdimos la confianza al médico. 

Quizás una buena parte de la desconfianza consiste en que el diagnóstico cambio y nos están recetando cambiar espacios dedicados al auto por espacios verdes y peatonales, reducir el uso del auto, moderar la velocidad, respetar el reglamento de tránsito, propiciar ciudades que se puedan caminar y cambiar la cultura vial para dar prioridad al peatón.

¿A quién le gustan los medicamentos de sabor amargo que requieren cambios de hábitos? 

Y quizás también la explicación del diagnóstico no ha sido la adecuada y no se están percibiendo las consecuencias de seguir con el estilo de vida que llevamos. Siempre hay médicos faltos de tacto.

Lo importante de la condición clínica de la ciudad es que se empieza a reconocer que Monterrey y su área metropolitana  tienen síntomas de stress en su urbanismo que pueden degenerar en un repentino colapso.

Y como toda enfermedad grave, se está pasando por la etapa de negación que requiere una segunda opinión o incluso cambiar de médico. La opción que no parece viable es dejar pasar los síntomas y seguir con la auto medicación. No tener un tratamiento adecuado nos puede llevar a acelerar la enfermedad y tener una muerte súbita sin tener claro cómo sucedió.




Y por último, la medicina alternativa también es válida en este momento. No es necesario un diagnóstico ni medicamento. Hay que practicar unos minutos al día la meditación, olvidarnos de lo que queremos para nosotros de manera individual y hacernos la pregunta ¿Qué ciudad queremos para las generaciones más jóvenes? Nos puede ayudar a reducir el stress y estar preparados para cualquier tratamiento.

______________________________

– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Un respiro para Monterrey

Además de las situaciones por superar y resolver en nuestro Estado, en Nuevo León emerge un problema, uno de vital importancia para los ciudadanos, y no, esta vez no es el cobijagate, la colección de amparos de Medina y mucho menos es otra declaración fuera de lugar del Gobernador Rodríguez Calderón; esta vez, se trata de nuestro medio ambiente, algo que la Administración Estatal y las municipales no están considerando.

Es alarmante la situación que al parecer nunca vieron venir, porque alguna vez escuchamos la expresión “en el DF solo hay smog” y esa realidad que creímos lejana nos alcanzó. Tanto nos alcanzó esa realidad que nuestra ciudad es la más contaminada del país, incluso algunos estudios la marcan como la más contaminada de América Latina, o como la ciudad con “la peor calidad de aire de América” según asociaciones como RespiraMexico.




Y es que esta sucia realidad es un caso de atención inmediata, ya que se empezaron a emitir las alertas de contaminación ambiental para nuestras autoridades desde ¡el 2006!, esto significa que avisados ya estábamos.

Pero ante un problema tan evidente, ¿qué hacen los Gobiernos Municipales y el Estatal para revertir este efecto nocivo para los habitantes de Nuevo León?, la respuesta en algunos casos es poco y en otros nada hacen ante el peligro que representa esta situación.

Algunos se han esforzado en compensar el devastador daño que hizo aquella helada, de no hace mucho, a la biomasa de la ciudad, con campañas de reforestación, programas de reciclaje, que son muy buenos, pero las autoridades deben saber que tienen que ejercer mano dura para evitar la propagación de este potencial de enfermedades.

Actualmente los centros de salud del Área Metropolitana de Monterrey presentan un considerable aumento en atención a enfermedades respiratorias y de la piel, al parecer consecuencia de nuestro aire contaminado.

Al tratarse de una de las responsabilidades básicas de las autoridades, como lo es la salud pública, nuestro representante en ese rubro, el Dr. De la O, Titular de la Secretaría de Salud, no ha tenido un buen cierre de 2016 e inicio de 2017, esto con los casos de zika e influenza que aseguran tener controlados (las estadísticas no dicen lo mismo Doc) y que los decesos relacionados con estas enfermedades son hechos aislados, frase favorita de este gobierno independiente; pero, lo que solo creían que eran presiones políticas, se convierte en un foco rojo para la salud de los neoloneses y esto es como lo hemos repetido en este espacio: la contaminación ambiental.

Asombrosamente la respuesta de la autoridad estatal fue que ellos solo eran responsables de “una parte” de la contaminación, refiriéndose a las pedreras, promesa incumplida de Rodríguez Calderón.

Ambientalistas, académicos, diputados y ciudadanos han exhibido este problema como uno más grave de lo que parece, al demostrar con estudios clínicos las afectaciones a la salud y al patrimonio de los ciudadanos, en particular de los del municipio de Santa Catarina.

Recordemos que el Gobernador, hizo un compromiso en el Congreso del Estado, el cual refería la eliminación de estas empresas, que el crecimiento de la mancha urbana alcanzó, y reinstalarlas en zonas del estado donde no afecten como hasta ahora.

Tomando como referencia la propuesta y las acciones de los Diputados Sergio Pérez (qepd) y Marcelo Martínez, en meses pasados, el Gobierno del Estado nos sorprendió al cerrar temporalmente las pedreras en ese sector de la ciudad para aclarar su situación y así como repentinamente las clausuró, así reabrieron operaciones.

Sin duda los intereses de empresas como CEMEX y del ramo de la construcción representan una fuerte carga sobre los hombros del Gobernador para hacer acciones “concretas” en contra de estas pedreras que basta con entrar a la ciudad por la carretera a Saltillo para darnos cuenta de lo que estamos hablando.

Pero tan rápido como reabrieron las pedreras, así de rápido Rodríguez Calderón puso sobre la mesa una nueva propuesta: la verificación vehicular, una medida que como referencia podemos poner a la CDMX, una medida que en el papel reduce la cantidad de vehículos chatarra o en malas condiciones, al no otorgarles el derecho de circular por las avenidas de la capital de la república, pero también la propuesta de la verificación vehicular ha puesto en aprietos a las autoridades por evidentes y posibles casos de corrupción, donde particulares y empresas facilitan sobornos para la circulación de vehículos, alimentando a este mal de las administraciones estatales y que además nos costaría “400 mugres pesos” según el Gobernador, en respuesta a sus detractores. Una opción nada opcional por el momento, ya que su compromiso fue claramente dejar de golpear los bolsillos de los conductores.




Pasando a los municipios, células del Área Metropolitana de Monterrey, poco han tocado este tema, en ocasiones de noche pasa este preocupante tema. Con el nuevo reglamento de tránsito homologado que anunció la Asociación Metropolitana de Alcaldes (AMA) pone en piso parejo, en igualdad de facultades y regalas a los municipios, es decir, comparten las mismas reglas de este juego que es la movilidad de la ciudad.

Sin embargo, en un apartado, en lo particular de las prohibiciones de la circulación de los vehículos de motor, donde cito textualmente en el artículo 24 fraccion Xll y el 51 fraccion XIV del Reglamento Homologado de Transito para el Area Metropolitana de Monterrey, que van desde 10 hasta 20 cuotas de sancion:

Artículo 24 fraccion Xll: “Es obligación de los conductores de vehículos evitar que estos emitan humos y gases contaminantes; el producir ostensiblemente contaminación al medio ambiente, será causa de infracción. El propietario contará con un término de 30-treinta días naturales para realizar lo conducente en su vehículo a fin de corregir la falla por la cual emita contaminantes, pudiendo circular durante dicho período sólo para conducirlo al taller mecánico para los efectos ya especificados. En caso de incumplimiento a lo dispuesto en este artículo, la multa será incrementada al doble de la impuesta y será retirado de la circulación.”

Artículo 51 fraccion XIV: “Circular con vehículos o encender sus motores cuando éstos expidan humo o ruidos excesivos”

Con esta aclaración, ya no se vale decir que no sabíamos o evadir nuestra responsabilidad, porque lamentablemente este tipo de casos son en transporte pesado que no recibe su mantenimiento adecuado por parte de propietarios o empresas irresponsables y en el caso de los particulares, pues también es responsabilidad, que cabe decir que ser responsable no está peleado con nuestra condición económica, solo ser prudentes y conscientes que el daño que estamos haciendo es daño parejo para todos.

Ahora salta la pregunta: ¿Los municipios han trabajado con este apartado de su reglamento? Si lo han hecho solicitamos que sean más recurrentes las acciones, en caso de que la respuesta sea un “no”, pues ha llegado el momento de que las administraciones municipales pongan atención también en este aspecto, ya que de no atenderlo, no habrá “aironazos” o “lluvias fuertes” que nos salven.




Es momento de tener mano dura en ese sentido, es una alerta, porque si no sancionamos, retiramos o eliminamos a quienes contaminan nuestro aire, no habrá una oportunidad a menos en los años venideros. Municipios organícense, sean referentes en calidad de vida de los habitantes no solo con obras, si no con lo más puro y básico además del agua para estar en este mundo. Sean referentes en todos lados que el peligro se puede revertir.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Contaminación en Monterrey: Del Activismo de Twitter a la acción

Si bien la contaminación ha sido un tema polémico que ha tenido mucho impacto en las redes sociales, en lo personal siento que se ha tomado a la ligera y que no se ha llegado a algo más que la difusión de dicha información así que he decidido hoy poner mi granito de arena para explicar las principales razones de esto y en lugar de quejarme, dar soluciones.

Las personas han publicado en sus redes sociales la imagen con el aire contaminado de la Zona Metropolitana de Monterrey pero al mismo tiempo, no se encuentran consientes de las verdaderas fuentes principales de la causa de esta contaminación, las cuales son: las industrias, las pedreras, los vehículos (de combustión derivado del petróleo), la falta de áreas verdes, los polvos y basura que arrastra el aire, entre otros.

Nosotros podemos ayudar a disminuir el problema ambiental al tener los vehículos bien afinados, con las llantas al nivel adecuado, buscar compartir el carro (car pooling), tratar de utilizar los vehículos lo menos posible, plantar árboles en las casas y cuidar los arboles de las áreas verdes, no quemar las hojas o la basura en los terrenos baldíos, recoger la área enfrente de tu casa y depositarlo en la basura (el polvo) y exigir a las autoridades (La Secretaria de Ecología) la implementación de mejores medidas de control para evitar la contaminación de las industrias y el transporte público.

Me encuentro consciente de que al compartir en las redes sociales las imágenes de nuestra zona metropolitana con la contaminación y difundir los índices tan altos en los que nos encontramos es una forma de concientización.

Pero creo yo que debemos llevarlo más lejos, además de compartirlo nos debemos de unir en buscar soluciones pero sobre todo implementarlas para tener un ambiente menos contaminado para el beneficio de todos.

______________________________

– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

 

 

La Porquería que Respiramos

Durante el reciente puente vacacional, con motivo del Aniversario de la Revolución Mexicana, decidí el lunes darle un “retoque”, una “pequeña lavada” a mi automóvil.

Entre las cosas que tuve que limpiar están claro, los rines, carrocería, partes que sean de plástico y claro los parabrisas. Cuando llegue a limpiar esta parte, me sorprendió algo, la acumulación de tierra blanca que tenía el limpiaparabrisas.

Usualmente es normal ver que un carro esté polvoriento, pero esta acumulación era digna para decir que mi coche había estado en un desierto en el Medio Oriente, o para no irnos tan lejos en Chihuahua. Esto mismo me llevo a la pregunta, ¿qué porquería estamos respirando?

Desde hace varios años el bum de la construcción llego a Monterrey, principalmente al municipio de San Pedro Garza García. El municipio está en constante construcción, tan pronto como se acaba una edificación, nace otra nueva y así ha sido por lo menos por los últimos cinco años.

Personalmente no estoy en contra de nuevas edificaciones, siempre y cuando cumplan con requisitos, y claro que sean viables conforme a la infraestructura que los rodea, o por lo menos soliciten adecuaciones al municipio, puntos que recientemente no se han cumplido en San Pedro, mismo que lleva a un caos y por ende a la contaminación ambiental.

 




Uno de estos ejemplos son los edificios que se están construyendo en el Cerro de la Loma Larga en la Colonia Fuentes del Valle. Para la construcción de estos multifamiliares el constructor literalmente mutiló el cerro, a un punto que, aunque la obra fuera parada y destruida, tardaría décadas, sino es que siglos en recuperarse.

Caos vial, accidentes de maquinaria pesada con colonos, y maltrato al pavimento son algunos de los efectos que han tenido en la colonia esta construcción. Pero más allá de eso, también ha tenido serios efectos en el medio ambiente. La cantidad de tierra que vuela hacia el aire que respiramos, desde el cerro es muchísima. Simplemente, en la misma colonia, los coches lucen a diario empolvados con tierra café, del mismo color que la del cerro.

 




Por otro lado, cuando uno va transitando por Morones Prieto con dirección al Oriente, se puede notar la polvareda que dejan los camiones que transitan por el terreno, al igual que el viento que sopla en esa parte alta del cerro.

Lo preocupante es que esa tierra al quedarse suspendida en el ambiente, contribuye a la contaminación de nuestra ciudad, que es de por si la más contaminada de todo México.

Literalmente, los regiomontanos comemos y respiramos tierra todos los días, debido a este tipo de construcciones que están hechas en espacios, que de entrada no están diseñados para edificaciones de ningún tipo y que además no está permitido por ley que se construya en ellos.

Al igual que con las pedreras que fueron cerradas por no cumplir con los requisitos, estas edificaciones también contribuyen a problemas pulmonares.

Es decir, que desde mi punto de vista estas construcciones deberían de ser clausuradas y detenidas en su totalidad, debido a que igual que las pedreras en García y Santa Catarina, contribuyen a la contaminación de nuestra ciudad y afectan la salud de los regiomontanos.

Es por esto mismo, que consideró que el alcalde de San Pedro Garza García, Mauricio Fernández, al igual que el municipio, se debería de dejar de simulaciones y dar un cierre definitivo a esta obra en la Colonia Fuentes del Valle.

Por el bien no solo de los sampetrinos, pero también del estado en general, no se puede continuar la mutilación de cerros y contaminando la ciudad sin deberla, ni temerla.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Dimes y Diretes: “Cuando se grilla por grillar”

Es increíble que haya grupos políticos y de interés, como algunos medios de comunicación, que estén grillando al gobierno estatal, solamente con el objetivo de grillar y como hacerle que son un “contra peso” del gobierno, o tal vez para hacer sentir a la gente que todo lo hace mal el gobierno independiente de Nuevo León.

Desde la semana pasada que en su Informe de Gobierno el gobernador de todos, Jaime Rodríguez Calderón “el Bronco anunció de manera contundente, que cerraría todas las pedreras (que son en realidad la mayoría o todas) que no estuvieran dentro de las reglas ambientales y que por esto mismo representan un foco de contaminación para la ciudad de Monterrey y su Área Metropolitana.

En principio hubo muchos aplausos, pues esto había sido una propuesta de campaña de Jaime, y los diputados, Marcelo Martínez y Sergio Pérez, que en paz descanse, habían puesto presión para que Jaime hiciera valer su palabra y las cerrará. Pero claro, no tardaron en salir los aguafiestas y lo que quieren llevarse el numerito de la fiesta.

 




El bromance de Arturo “La Manzanita” Salinas y Marco “El Pollo Loco” González, salieron a defender a los de las pedreras, y hasta decir que la acción de ponerle reglas a esta industria no le compete al gobierno estatal, sino al legislativo. También no faltaron los medios de comunicación chayoteros y claro Goyo Martínez en arremeter en contra de la medida.

Pues claro, como no queríamos ver a Telerisa, digo Televisa, criticando al gobierno independiente, pues el mero, mero de una pedrera en García, Guillermo Milmo, es nada más y nada menos que primo de Emilio Azcárraga.

 




Por eso mismo no debemos de sorprendernos de que Televisa haya sacado a su perro de ataque, es decir, Goyo Martínez, para andar criticando esta acción, que era más que necesaria por el bien de los ciudadanos de Nuevo León, ¿en verdad Goyo no tienes vida?

Ahí Se Leen.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Pedreras y Ecovía: Contundencia dual

Durante su Primer Informe de Gobierno en el Congreso del Estado, el Gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez “El Bronco”, anunció dos medidas que no solo fueron impredecibles, sino que se han caracterizado a la brevedad por su contundencia: La suspensión de todas las pedreras a lo largo y ancho de Nuevo León y la requisición del Sistema de Transporte Integrado “Ecovía”.
Si me lo permiten, les hablaré un poco de las causas que motivaron las medidas, así como el impacto que las mismas han tenido a menos de una semana de haberse ejecutado.

Desde que arrancó, la prestación del servicio de la Ecovía estaba mal. En la concesión se estableció que el mínimo de capacidad que las unidades habrían de tener era de 100 personas. No obstante los vehículos adquiridos y que desde entonces han estado operando, no tienen espacio para más de 77 personas; y eso las más grandes, pues algunas son todavía menores.

El mismo líder de la CTM, estrecha aliada del PRI, alegó que el hecho de que los camiones no cumplan con las características de la concesión, fue una imposición del la Administración de Rodrigo Medina.

 




Además de este hecho, los reportes de los últimos años indican que las unidades se encuentran dañadas y con ausencia de mantenimientos al grado tal que representa un alto riesgo de seguridad para todos los usuarios del sistema, así como un detrimento en la calidad de prestación del servicio en los estándares contemplados en el documento concesionario.

Sobre la medida, es de destacarse que tras la requisa no solo los choferes y demás empleados siguen trabajando de manera regular sin afectación alguna, confiando en que la decisión mejorará el servicio, sino que de inmediato el Gobierno incorporó unidades adicionales para suplir el déficit que prevalecía en la capacidad de transporte de los usuarios y además se han tomado acciones inmediatas para corregir el resto de las problemáticas que presentaba.

 




Sobre la otra medida, es importante tener presente el contexto particular de nuestro estado en el tema de medio ambiente y niveles de contaminación, que es sumamente alarmante. Por si no lo saben, el año pasado, según el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, declararon que Monterrey es la ciudad más contaminada de toda América Latina, superando a la Ciudad de México por poco más de 50% en concentraciones anuales de PM10.

Tras la opinión concurrente de expertos en que las principales causantes del problema eran las pedreras, el Gobernador ordena las visitas de inspección correspondientes y resulta que ninguna de todas las pedreras que se han visitado cumple con los requisitos mínimos indispensables de protección al medio ambiente establecidos por la Ley. Todas ellas han sido suspendidas de inmediato hasta no ajustarse a sus obligaciones legales.

Aunque no se han suspendido aún ni la mitad de las pedreras, el impacto positivo en el medio ambiente ha sido avasallante. Me tomé la libertad de hacer un promedio diario de las mediciones máximas del índice IMECA en el área metropolitana de los 3 días anteriores al Informe de Gobierno, cuando iniciaron las medidas, y los 3 días subsecuentes que han transcurrido ya iniciado el operativo, y quisiera compartirles los resultados: Antes de la medida el promedio se ubica en los 92 puntos y después de la misma disminuye hasta los 68 puntos. Así es, en solo 3 días, y faltando aún más de la mitad de las pedreras del estado por clausurar, se ha reducido la contaminación del Área Metropolitana en un 26%.

¿Cómo la ven? ¿Seguirán pensando algunos que el Gobierno Independiente no tiene nada bueno qué informar?

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Las pedreras: Villanos ambientales

Las pedreras son una de las principales causas de la contaminación en la zona metropolitana. Esta industria expide partículas de 10 PM las cuales son de las más dañinas para el sistema respiratorio ya que estas llegan hasta los pulmones sin filtrarse.

En Santa Catarina se encuentran 6 pedreras de las cuales la mayoría, si no es que todas, incumplen con la norma ambiental estatal. Ejemplos de lo que marca la norma ambiental es que no pueden estar en zonas conurbadas, lo cuál es obvio que están dentro. Las explosiones que hagan deben de ser controladas para que el polvo no se se esparza por toda la ciudad, pasa lo contrario.

Hace 1 semana fui a una manifestación encabezada por los diputados Sergio Pérez y Marcelo Martínez contra las pedreras y vi de primera mano los pésimos controles que tienen y como afectan a la ciudadanía. En el tiempo que estuve fuera de una de las pedreras, tuvieron lugar 2 explosiones y todo el polvo era llevado a Monterrey y San Pedro.

pedreras1

Es importante resaltar que la norma ambiental que comentaba arriba obliga a las pedreras a rociar con agua el camino antes de que camiones pasen por su ruta para que no levanten más polvo. En este caso, y no dudo que en todas las otras pedreras adyacentes, primero pasaron los camiones y levantaron todo el polvo.

Al darse cuenta de que habían medios de comunicación y una manifestación afuera de las instalaciones decidieron enviar un camión roceando el camino de terracería. Pero no sirve de nada, los camiones ya levantaron todo el polvo, solo lo hicieron para que los medios vieran que “ellos si cumplen”, pero no pensaron con que se verían más ridículos intentando quedar bien.

El domingo pasado veo una hoja entera pagada por la asociación de pedreros en el periódico “EL NORTE”. Mientras leía la hoja no pude evitar pensar que era una broma por el cinismo en la misma. En esta publicación establecen “5 verdades sobre las pedreras que no quieren que sepas”, en donde buscan ser exonerados de la contaminación de la ciudad y que toda la culpa la carguen los vehículos como si ellos fueran las victimas.

El Bronco prometió durante campaña en Santa Catarina que iba a retirar las pedreras y no han siquiera intentado hacerlo, no se ha visto disposición del gobierno de hacerlo.

Debido a que el gobierno no ha hecho nada, da lugar a suposiciones, ¿El gobernador tiene intereses personales con las pedreras? ¿La publicación de las pedreras fue en conjunto con el gobernador? Ya que culpando solo a los vehículos puede justificar su “negocio” de la verificación vehicular la cual le dejara unos 10 mil millones de pesos en lo que resta de su administración.

Son preguntas que surgen al no ver una reacción solida del gobierno, puede que la respuesta a ambas preguntas sea un no, pero como dice el escritor francés Emmanuel Carrère, “Estamos obligados a basarnos en indicios, en lo que la gente hace. De lo contrario, ¿cómo saber lo que les pasa por la cabeza?”pedreras2

Quisiera terminar enviando un mensaje al gobernador que se que muchos de ustedes también quisieran expresar:

Lo que si queda claro señor gobernador es que es tiempo de actuar, estoy cansado de escuchar excusas y le aseguro que todos los ciudadanos del área metropolitana también. Quiero respirar, quiero salir a correr a los parques sin sentir que en lugar de hacerme un bien, me estoy haciendo un daño por respirar todas esas partículas.

change.org/fuerapedreras

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”