#ElNidoDelGavilán: “Cadereyta: La inestabilidad sigue”

18 muertos oficialmente fue el saldo que dejó el “incidente” en el penal de Cadereyta, Nuevo León, durante la madrugada del lunes 9 y la mañana del martes 10 de octubre.

Es incierto aun los motivos de estos hechos, algunos le llaman motín, otros le llaman riña, que son conceptos que claramente no son lo mismo. Si bien es cierto, se secuestraron a tres custodios del área y se prendió fuego en uno de los pabellones del centro.

¿Qué buscaban los internos? Esa respuesta la tiene pendiente el gobierno de Nuevo León.

Este tipo de crisis que están aconteciendo cada media hora en los centros penitenciarios del estado son ejemplo claro de la ineficiente gestión del gobierno que han permitido que el narco opere en los tres centros del estado.

Disputas entre los Zetas, su escisión llamada Grupo Bravo, el Cártel del Noreste y el Cártel del Golfo en estos centros utilizan a los internos como carne de cañón para sus fines. La droga juega el rol preponderante en esta disputa de territorios.

El gobierno del Estado ha sido endeble en reformar el sistema penitenciario, otorga salarios ridículos al personal en los centros y los expone a su suerte como se vio.

Mientras se siga sin dar un peso al mejoramiento de estos centros y a la construcción del penal en Mina, el estado sufrirá en lo que resta del año eventos similares que demuestra la total incapacidad del gabinete del Bronco para enfrentarse a los grandes gallos del narco.

Mediocridad y miedo son las dos palabras que definen la política penitenciaria del estado.

El estado debe desintoxicar los penales sacando a los internos vinculados al crimen organizado y mandándolos a centros federales. De acuerdo al OADPRS de la Secretaría de Gobernación, en su reporte penitenciario de agosto del presente año, Nuevo León tiene un alto porcentaje de este tipo de internos en sus centros comparado con otros estados. Otra idea sería construir un penal federal en el estado para despresurizar. Finalmente, el gobierno tiene que abrirse a que ONGs entren y trabajen en el estado físico, emocional y psicológico de los internos, así como a privados que establezcan más oportunidades de trabajo a estas personas.

Reformar el sistema no es caro como muchos creen, pero está de más visto la poca disposición política del gobierno para sentarse a pensar. Existen numerosos expertos en el país y especialistas en la misma Secretaría de Gobernación en la ciudad de México que pudieran sumarse. No quieren hacer nada porque para ellos y tristemente para un amplio sector de la sociedad a la que pertenecen, las personas privadas de la libertad son una escoria y desecho que hay que destruir, una mirada por demás obtusa, medieval, ignorante e inquisidora que tenemos que erradicar de nuestras mentes.

Lo dicho, dicho está.

Nuevo León pidió 900 MDP al gobierno federal; advierte que si no los recibe, seguirá la crisis en el penal

Monterrey (13 de octubre 2017).- Después de lo ocurrido el pasado 10 de octubre en el Penal de Cadereyta, el gobierno de Nuevo León pidió al gobierno Federal la cantidad de 900 millones de pesos, esto, para remodelar las instalaciones de los penales en el estado, asegurando que de otra forma, la crisis permanecería.

Según el gobierno estatal, dicho proyecto de remodelación en la infraestructura de los planteles ya están listos, pero se requieren los 900 mdp del federal, para continuar.

“Siempre estaremos sujetos a más eventos (disturbios) mientras no tengamos infraestructura necesaria y digna para poder tener este tipo de internos en los centro penitenciarios”, comentó Aldo Fasci, vocero de Seguridad estatal.

Por la tarde del jueves 12 de octubre, las autoridades estatales reconocieron que existe una sobre población de alta peligrosidad en las instalaciones del penal, y con un gran déficit de custodios, y esto originan los problemas a los que se enfrenta el Centro de Readaptación Social de Cadereyta.

El gobierno estatal ofreció una disculpa a los familiares del interno, Lazaro Salvador Macías Reyna, esto después de que lo incluyeron en la lista de internos fallecidos, pues se pensaba que este había fallecido.

 

 

 

Van 16 fallecidos por hechos en Penal de Cadereyta, identifican a 13

De 13 paso a 16 la cifra de personas que perdieron la vida, el día de ayer durante los hechos ocurridos en el Penal de Cadereyta. Autoridades estatales han informado los nombres de 13 de los fallecidos.

Los fallecidos por el motín y riña de ayer en Cadereyta son:

– Manuel Torres Avendaño

– Fernando Escobar García

– José Isabel Acuña Hernández

– Rolando Arredondo Galaviz

– Jesús Guadalupe Salazar Alvarado

– Marco Antonio Martínez García

– Jorge Gonzalo Valderramo Moreno

– Roberto Adrián Vázquez Monsiváis

– Francisco Rafael Rosales Escobar

– Justin Bryan Olvera Rodríguez

– Lázaro Salvador Macías Reyna

– Raúl Barrera Olvera

– Alfredo Avilán Zúñiga

Trasciende que de los 13 reos identificados, 4 estaban presos por delitos federales, mientras que el resto por delitos del fuero común.

Hasta el momento el Estado no ha dado a conocer la razón de los enfrentamientos de la noche del lunes, mañana y tarde del martes.

Se reporta motín en el Penal de Cadereyta en Nuevo León, se reporta por lo menos un muerto

Durante la madrugada y mañana de este martes se reporto una riña y motín en el penal de Cadereyta en Nuevo León.

De acuerdo con fuentes, unidades de Fuerza Civil se hicieron cita en el penal después de la media noche, con el objetivo de controlar la riña entre presuntos grupos antagónicos de reos al interior del penal.

Alrededor de las 7:50 de la mañana, se escucharon disparos y se vieron al menos tres cortinas de humo al interior del penal. Según trasciende en los medios locales, que los reos comenzaron la quema de colchones en el túnel conocido como Cadereyta, con el fin de evitar que elementos policiacos pudieran llegar a los ambulatorios.

De acuerdo con fotografías que circulan en las redes sociales, varios reos subieron a las azoteas con mantas que decían “No queremos al director Z”.

Hasta el momento se reporta una persona muerta, mientras que familiares de los recluidos llegan, notoriamente preocupados, al acceso principal del penal.

Alerta Observatorio Ciudadano de Nuevo León incremento en delitos de alto impacto.

Monterrey (9 de agosto de 2017).- Alertan un incremento de delitos de alto impacto como, homicidio, secuestro y extorsión de acuerdo a cifras del 2017 emitidas por los integrantes del Observatorio Ciudadano de Nuevo León.

Alertaron a la ciudadanía por el incremento de casos de abuso de autoridad y violencia de genero. Luego de presentarse un análisis con alzas  en delitos específicos como en el caso del Municipio de Cadereyta.

La directoria del Consejo Cívico, Sandrine Molinard, señaló que es importante que las autoridades no bajen la guardia en los distintos temas a presentarse aunque en sectores diferentes se vea una mejora.

El representante de la Canaco, Sergio Anguiano, explicó que a nivel estatal los homicidios subieron un 31% en el primer y segundo semestre de este año.

Por ejemplo, en el municipio de Cadereyta, se tiene un registro de 250% a la alza, una diferencia notable.

Los secuestros se han duplicado durante el primer periodo de este año, con respecto al periodo del año pasado concentrándose en los municipios de Santiago y Apodaca.

“La situación contrastada de los delitos evidencia la necesidad de ser cautelosos a la hora de declarar que la situación de inseguridad ya se resolvió en Nuevo León”, comentó Anguiano.

Nuevo León en un semáforo en rojo

Aquellos años de angustia, temor e intranquilidad que hasta hace poco pensábamos ya estaban en el pasado, se sienten más presentes que nunca. Esto debido a un considerable repunte en la actividad delictiva en la entidad, desde delitos del fuero común, hasta los de alto impacto, como ejecuciones en las zonas que ya son lamentablemente tradicionales para estos hechos.

En cifras de la propia Procuraduría del Estado, en el Área Metropolitana de Monterrey, se reporta un aumento histórico de acuerdo al semáforo del delito que tiene prácticamente en rojo todas las mediciones posibles en esta escala. Homicidio, robo a casa, robo de auto, violación, violencia familiar y lesiones tienen al Gobierno Independiente y a los Municipales con una gran lucha por venir.

No es coincidencia que el repunte de la inseguridad sea reflejo de la poca prevención, organización y estrategia que el Gobierno del Estado ha dejado de lado, ya que de los 10 rubros a evaluar, en 6 tenemos picos históricos de criminalidad. Creo que al Gobernador Jaime Rodríguez Calderón al fin le cayó el veinte al darse cuenta que las redes sociales no pueden reemplazar a una buena estrategia y coordinación de seguridad.

Con este problema en crecimiento y el reflejo en los últimos acontecimientos, el Estado se presentó al Congreso para entregar una nueva estrategia de seguridad, días después de los rumores de la salida del Secretario de Seguridad, Cuauhtémoc Antúnez. Ya que entre que si se iba o no se iba, a Nuevo León le urgía el orden que no se ha podido imponer ni con los delincuentes en prisión, ni con los que aun están en las calles.

En dicha nueva estrategia o “reestructuración de la ley” mejor dicho,  en esta reforma a la Ley Orgánica del Estado, el sistema penitenciario pasaría a ser cargo de Manuel González, Secretario General de Gobierno, funcionando ahora como una comisaria, en teoría para dedicar esfuerzos y recursos específicamente a esos casos.




Donde además plantea una nueva estrategia en el sentido operativo por parte del Estado, claro, todo esto si los diputados aprueban esta propuesta, donde uno de los puntos que más llama la atención es la nueva figura de “guardias” o “vigilantes” quienes estarán dentro de las colonias o zonas conflictivas con un modelo parecido a la policía de proximidad, muy bueno en el papel, aunque de pasar, esperemos como resulta en la práctica. ¿Cómo?, pues no que el Gobernador había dicho en semanas recientes que no contaba con los recursos ni los elementos para ayudar a los municipios en materia de seguridad, suena contradictorio, aunque es una realidad y aunque los municipios si cuentan con partidas especificas para mejorar su seguridad

En el municipio de Monterrey, específicamente en las zonas a cargo de la Fuerza Civil, se nota una clara desorganización con delitos a la alza, por lo cual el Alcade de la Ciudad de Monterrey, ha solicitado en reiteradas ocasiones, sea el propio municipio de Monterrey quien asuma el cargo del patrullaje, operación y ejecución de la seguridad en donde la estatal aún se encuentra.

Entonces ¿en que sí y en que no debe el Gobierno del Estado intervenir en temas de seguridad pública? Porque a como se desarrolla esta historia, nadie tiene la menor idea en el palacio de cantera.

Fuera de Monterrey, la situación de seguridad publica también crece, en municipios como Apodaca, el semáforo del delito con 10 indicadores, en la tierra de la fuerza laboral del estado, se muestran en rojo y en picos históricos, lo cual le da una tarea enorme al Alcalde Oscar Cantú.

Le siguen muy de cerca Escobedo con 9 en rojo, García con 8 (el más seguro según Rodríguez Calderón), Cadereyta con 7, Santa Catarina y Guadalupe con 6 y San Pedro con sus hechos delictivos recientes con 5.




En contraste, los municipios que tienen más delitos en verde, es decir, que reportaron una disminución del 25 por ciento o más en el número de casos, son San Nicolás, Santiago, Monterrey sorpresivamente, y San Pedro también sorpresivamente.

La tarea y el reto son grandes, como así de grande es la palabra a la que a la raza le ha faltado el Bronco, es necesario arreglar los altos índices de inseguridad, y también es necesario que alguien le diga lo que tanto parloteaba en sus spots: “Acabare con la inseguridad como lo hice en García (El municipio más seguro según el)…les caeremos hechos madre”, y así también esperamos resultados de su nueva estrategia y reformas en seguridad, a nosotros también hechos madre somos presas de la inseguridad.

______________________________

– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Penales… Otra vez




En este espacio, un día antes del motín en Cadereyta se había escrito respecto a las malas condiciones penitenciarias del estado y las bombas de tiempo que se tenían, en ese momento me refería a que había que verse en el espejo de lo que pasaba en Culiacán y en los penales de Tamaulipas.

Ahora el Topo Chico vuelve a ser objeto de atención por un nuevo escándalo interno.

El Gobierno del Estado tiene que regresar a pedir recursos para la construcción de un nuevo penal. El penal del Topo Chico es un penal viejo, poco modernizado y con una infraestructura insuficiente.

Nuevo León tiene que brindar una atención de calidad a los internos y sus familias. Los medios en la ciudad se han encargado de sensacionalizar con las noticias y alterar a los familiares.

Por una cuestión de derechos humanos, el gobierno no puede dejar a su suerte la integridad de dichas personas. Además, no todo interno de los tres penales del Estado está sentenciado, existen personas en distintas condiciones debido al lento sistema judicial y fallas procesales.

Aldo Fasci y las dependencias a cargo deben presentar un plan estratégico para enfrentar esta problemática. No pueden seguir dejando en lo oscuro los arreglos con los internos pues esto fomenta la corrupción y el trato discrecional.

Hoy fue Topo Chico, mañana puede ser Cadereyta o Apodaca, tal parece que la mala organización interna, el deficiente diagnóstico de las condiciones de los penales y la poca importancia que parece tener el que reos de grupos rivales convivan son cosa de todos los días.

El gobierno estatal ha fracasado rotundamente en materia penitenciaria y por más cambios directivos que se hagan, mientras no se cambien las prácticas discrecionales de siempre y se sigan protegiendo a grupos y dejando a su suerte a otros, las cosas no cambiarán.

Lo dicho, dicho está.




______________________________

– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

¿Qué celebramos este #8M?

Al cierre de 2016, la Procuraduría General de Justicia de Nuevo León registró un total de 17 mil 773 denuncias por violencia familiar [cuyas víctimas son generalmente menores y mujeres], que de acuerdo con el análisis del Observatorio Ciudadano de Nuevo León (OCNL) representa un 4.2% más que durante todo el 2015.

Aunque en apariencia la incidencia de este delito se contuvo en nuestra entidad, las cifras se tornan alarmantes si se miran desde una perspectiva amplia. Tan sólo de 2012 a 2016, los casos de violencia familiar se dispararon un 78%, un alza sostenida de acuerdo con cifras oficiales.

Tan sólo en el último trimestre del año pasado, los municipios que más casos de violencia familiar por cada 100 mil habitantes registraron fueron García, con 146; Juárez, con 114; y Cadereyta, con 105, cifras que superan la tasa estatal, según el análisis del Observatorio Ciudadano de Nuevo León.

Pese a que es un problema que las autoridades pasan con frecuencia por alto, la insistencia de implementar estrategias integrales de prevención que hacen organizaciones y colectivos que trabajan de cerca en el tema no es para menos, y es que la violencia sigue cobrando vidas desde el seno familiar.

Pero, ¿por qué traer a la mesa este tema?, desde las organizaciones de la sociedad civil consideramos, ante la coyuntura del Día Internacional de la Mujer, que no hay nada que celebrar si no existe justicia y respeto, por el contrario, es urgente reforzar esfuerzos y la voluntad de nuestros gobiernos para contener la violencia que lastima y asesina a nuestras mujeres.

Desde el inicio de 2017 hasta el 23 de febrero pasado, registros periodísticos y organizaciones como Alternativas Pacíficas reportan al menos 10 feminicidios en Nuevo León. Casos que en su mayoría no fueron atendidos con seriedad ante los primeros signos de violencia.




Con impotencia vemos que a más de tres meses desde que se declaró la Alerta de Violencia de Género (AVG) en Nuevo León, en noviembre de 2016, este instrumento no se ha traducido en la protección de la vida, libertad, integridad y seguridad de las mujeres en la entidad.

Recordemos que la Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVGM) es un mecanismo que tiene como objetivo mejorar la calidad de vida de las mujeres, pues a través de éste se implementan en un territorio determinado las acciones necesarias para garantizar el derecho de las mujeres a un vida libre de violencia. Y en el país, Chiapas, Estado de México, Nuevo León y Veracruz la han declarado.

Y si bien sabemos que la Alerta de Violencia de Género, no representa por sí misma la solución sino más bien una medida correctiva y de emergencia, creemos que puede ser un detonador de una reflexión colectiva y de una amplia movilización social e institucional para abatir la violencia de género, como lo señala el colectivo No Somos Medias Naranjas.

Como sociedad necesitamos participar activamente y vigilar los avances de nuestros gobiernos en la materia, necesitamos hacer conciencia hacia el respeto de nuestras mujeres y reducir las brechas tan marcadas.

Desde aquí, nos sumamos al llamado de Cadhac y el Grupo Amores, este 8 de marzo a las 7:30 de la mañama, en la calle Morelos y Dr. Coss, en el centro de Monterrey, donde darán un posicionamiento público junto a mujeres familiares de personas desaparecidas en contra de la violencia.




En solidaridad, también Nuevo León desde diversos colectivos y organizaciones se ha sumado al Paro Internacional de Mujeres #8M y el Día Sin Mujeres, en la Explanada de los Héroes, a partir de las 8:00 pm., concentraciones convocadas en más de 30 países. Sin duda, una jornada en la que todas y todos serán bienvenidos, con el fin de que la causa perdure en todos los ámbitos por el respeto a nuestras mujeres.

______________________________

– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Exigencias frente a Monterrey VI y el Fracking

Tras el sismo del lunes 29 de agosto, la activista Liliana Flores Benavides y el colectivo #NoaMonterreyVI escribieron este comunicado de prensa sobre el proyecto de #MonterreyVI y el famoso fracking:

Monterrey, Nuevo León, a 29 de agosto de 2016

Movimiento contra Monterrey VI
exige al gobierno de Nuevo León y a PEMEX que se informe a la opinión pública sobre
probable relación del sismo registrado hoy 29 de agosto de 2016,
con la técnica del Fracking aplicada en la Cuenca de Burgos.

Nuestro movimiento ciudadano se ha pronunciado públicamente desde inicios del presente año en contra del anuncio del gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón, en el sentido de que el proyecto Monterrey VI se llevará a cabo, en flagrante contradicción con una de las principales promesas que el ahora mandatario esgrimió durante su candidatura, tal y como lo han registrado los medios de comunicación.

Una de las principales razones que han llevado a varios grupos ambientalistas y de activistas sociales a unirse en nuestro movimiento en contra del mencionado proyecto, cuyo propósito es traer a Nuevo León agua en enormes cantidades, es que esos volúmenes de líquido tienen como uno de sus destinos principales alimentar los pozos de fractura hidráulica o Fracking, para la extracción de gas shale en la Cuenca de Burgos, tal y como se estableció en el documento oficial emitido por el gobierno de Rodrigo Medina titulado “Retos Desarrollo Regional Energía 2014” (1).

Además de que esta técnica supone un enorme consumo de agua y el uso de cientos de químicos altamente tóxicos, se ha comprobado científicamente la relación entre la fractura hidráulica y los llamados “microsismos de foco somero generados por actividad humana”.

La prestigiada revista Scientific American demostró sin lugar a dudas, en un artículo publicado en 2013, que esta técnica provoca sismos (2). Se anexa gráfica sobre la coincidencia entre la perforación de pozos de Fracking y el aumento de la sismicidad en Nuevo León entre los años 2012 y 2014 (3), bajo el entendido de que esa actividad es atípica de la región, que no es considerada una zona sísmica.

En atención a lo anterior, como miembros de la sociedad civil y bajo el amparo de los artículos 1, 6 y 8 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, exigimos al gobierno del estado de Nuevo León, al gobernador Jaime Rodríguez Calderón y a Petróleos Mexicanos, se informe a la opinión pública de manera inmediata y con una estricta fundamentación técnica, lo siguiente:

Se especifique el origen real del sismo que el día de hoy, alrededor de las 20:13 horas, se sintió en toda el área metropolitana de Monterrey y que según reportó el Sistema Sismológico Nacional, tuvo una intensidad de 4 grados.

Por las características de este evento, hay una alta probabilidad de que haya sido provocado por las perforaciones de pozos de fractura hidráulica que ya se han realizado en la Cuenca de Burgos; en particular la correspondiente al pozo Nérita-1, localizado a 31 kilómetros al oriente del municipio de Cadereyta Jiménez, sin que la ciudadanía pueda conocer las consecuencias para el medio ambiente y la vida humana.

Por tanto, exigimos también se informe sobre:

-La ubicación precisa de los lugares en los que se han realizado pozos de Fracking.

-Qué empresas los estan llevando a cabo.

-De dónde toman el agua necesaria.

-Si existen proyectos futuros de Fracking en la zona.

Y por último exigimos que NO SE TOME NINGUNA DETERMINACIÓN EN TORNO A MONTERREY VI MIENTRAS NO SE HAYA ACLARADO SUFICIENTEMENTE TODO LO ANTERIOR.

(1) Nota “Monterrey VI, vital para extraer shale”, en periódico ABC, 13 de marzo de 2014. Liga: http://www.periodicoabc.mx/monterreyvivitalparaextraershale-21243/

(2) Artículo “Injection Wells Spawn Powerful Earthquakes”, en Scientific American, 12 de julio de 2013. Liga: http://www.scientificamerican.com/article/drilling-and-pumping-wells-spawn-powerful-earthquakes/

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Dimes y Diretes: “El misterio o la mentira de Cadereyta”

En los últimos días en los periódicos de la localidad se ha informado del paro técnico de la refinería Ing. Héctor R. Lara Sosa de Petróleos Mexicanos en Cadereyta, NL justificando la baja presión del Río Ramos.

De igual manera se comentó en estos espacios que las importaciones de gasolina de parte de Pemex iban en aumento. Pero antes que todo, vamos por partes… de 36 años de existencia, Cadereyta cubre la demanda de combustibles en el norte del País y en 2015 elaboró 17 por ciento de las gasolinas de Pemex y el 22 por ciento del diésel.

De acuerdo a Roberto Díaz de León, secretario del consejo de vigilancia de la Organización Nacional de Expendedores de Petróleo (ONEXPO), “Se transportarán existencias desde la terminal de Guaymas, en Sonora, a estaciones de servicio en Chihuahua, mientras que las gasolineras de Durango y Coahuila recibirán combustible de las terminales de Manzanillo y Mazatlán. También se trasladará combustible al norte de México a través de ductos desde los puertos de Tuxpan y la refinería de Madero”.




El problema al parecer es la baja presión en el rio que abastece de agua y por tanto, las plantas hidrodesulfuradoras (eliminadoras de azufre en el combustible) están en paro.

Sin embargo, una fuente cercana a Altavoz facilitó información directamente del interior de la planta sosteniendo que el Río Ramos no tiene una baja presión, que los contenedores de agua están al 100% y que el Río Ramos es una fuente secundaria de agua.

Y es cierto, la fuente principal de agua tratada en Pemex proviene de la planta San Rafael ubicada a unos metros del Hospital Materno Infantil en Guadalupe.

Entonces, de ser esto cierto, ¿quién miente? ¿Pemex o los trabajadores? Esta misma fuente sostiene que el problema real es la falta de mantenimiento de Unidad Desmineralizadora de Agua dentro de Cadereyta, una planta obsoleta, carente de refacciones y que opera por pura gracia divina.

Dicha Unidad Desmineralizadora (UDA400) cuenta con tres fases (Microfiltración, Osmosis Inversa e Intercambio iónico), siendo las dos primeras las que están en condiciones de daño avanzado produciendo 60 litros de agua por segundo en lugar de 300.

Según la Asociación Mexicana de la Industria del Petróleo, este año Pemex recortó su presupuesto para mantenimiento de refinerías 17 por ciento después de conservarlo prácticamente sin cambios durante los últimos cuatro años.

La fuente señala que los operarios han sacado la producción a como han podido en condiciones realmente difíciles sin que la dirigencia de la petrolera haga algo. “Hemos estado sobreviviendo como podemos con lavados, haciendo enjuagues con lo que hay, no se les da el tiempo que debe de ser porque no hay material, las membranas de osmosis inversa son de las más baratas y están todas tapadas y no permiten el tratamiento de agua correctamente”.

Las hipótesis rondan alrededor de hacer que la planta caiga poco de a poco favoreciendo la importación de gasolinas con interés oscuros detrás de esto. PEMEX es un muerto terminal que solo espera la fecha para su total desmantelamiento.

Entre Lozoya Austin y ahora el concuño del “Chupacabras”. Carlos Salinas de Gortari, José Antonio González están haciendo llevadera esta crisis.

La fuente afirma “Desde un principio se fijó un presupuesto para esa planta desde que se construyó y obviamente desviaron dinero y compraron todo barato y de baja calidad, equipos que no se usaron por diseños equivocados”.

El último clavo que da la fuente es que muchos de los jefes en algunas unidades de la refinería no saben qué hacer porque algunos no tienen ni idea de cómo operan las máquinas dejando la pregunta… ¿y cómo llegaron ahí?

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”