Revelan que Mancera espió a AMLO y a Ebrard

Comparte este artículo:

El Gobierno de Miguel Ángel Mancera espió a sus opositores, además de contratistas que tuvo su Administración y un grupo de ciudadanos entre los años 2013 y 2018.

Así lo revela una investigación de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) y Dromómanos publicada este martes, la cual da cuenta de que la trama de espionaje apunta directamente a Héctor Serrano, el secretario de Gobierno de Mancera y uno de los hombres fuertes de la Administración capitalina del PRD entre 2012 y 2018.

El centro de espionaje comenzó a operar días después de la toma de protesta de Mancera Espinosa, en 2013.

Tenía como sede el número 15 de la calle Manuel Márquez Sterling en el centro de la Ciudad de México.

El equipo estaba encabezado por Gustavo Caballero, un policía de investigación con experiencia en computación y quien había encabezado el área de Investigación Cibernética cuando Mancera fue procurador capitalino, quien coordinaba al menos 30 personas.

Se estima que con la derrota electoral de 2018, el Gobierno de Mancera destruyó 365 mil archivos de 42 computadoras, de los que MCCI ha obtenido más de mil páginas, las cuáles forman parte de una investigación que ya está desarrollando la fiscalía de la Ciudad de México.

Son intervenciones de conversaciones telefónicas, mensajes capturados de la aplicación Telegram, registros de llamadas, credenciales de elector, registros civiles, licencias y registros de propiedad.

Entre los espiados están la senadora Patricia Mercado (entonces secretaria de Gobierno), Marcelo Ebrard, Olga Sánchez Cordero, Ricardo Monreal, Claudia Sheinbaum, Andrés Manuel López Obrador y algunos miembros de la familia del ahora Mandatario federal.

El ejercicio fue patrocinado con recursos públicos.

Caballero se reportaba directamente a Serrano, quien hoy es diputado federal por ese mismo partido y, además es accionista de la agencia digital ContraRéplica S.A de C.V., de la cual también es socio Gustavo Caballero.

Incluso, hay quienes dicen que Serrano alardeaba en reuniones con actores políticos, líderes sociales, candidatos, legisladores o funcionarios, de poseer información de la vida de todos ellos: expedientes o capturas de pantallas de conversaciones.

El centro de espionaje se desmanteló durante los últimos meses del sexenio.

Al ser cuestionado sobre el tema, Mancera se limitó a contestar que el trabajo de las autoridades de Ciudad de México es investigar.

El 06 de diciembre de 2018, la nueva Fiscalía recibió una denuncia: se habían llevado equipo de una oficina en la calle Sterling.

Cuando el personal de la dependencia llegó a las instalaciones encontraron un edificio desmantelado en el que estaban apenas 15 personas.

El trabajo de análisis forense informático del material que ahí se halló, según dijo Ernestina Godoy, la fiscal de Ciudad de México, lo realizó un equipo federal porque las autoridades capitalinas desconfiaban entonces de su propia policía cibernética.

Era un espionaje, aparentemente político, pero no era tanto así. La hipótesis que nosotros teníamos con la Secretaría de Gobierno era que también desde ahí ubicaban inmuebles, que posteriormente eran invadidos o de alguna manera… falseaban escrituras. Es una línea que seguimos investigando. Nos está ayudando la UIF (Unidad de Inteligencia Financiera) en toda la parte patrimonial. Debo decir que la investigación hasta el momento no ha sido exitosa”, dijo Godoy.

El resto de los miembros de Morena sobre los que se elaboraron fichas informativas son: Armando Contreras Castillo, entonces presidente del Consejo Estatal en Oaxaca y hoy diputado federal; Bertha Luján Uranga, actual presidenta del Consejo Nacional; Carlos Candelaria López, ex diputado local del partido Encuentro Social, hoy trabajador de Exteriores; Layda Sansores, en ese entonces senadora, hoy alcaldesa de Álvaro Obregón; Martha Lucía Mícher Camarena, actual senadora; el senador Martí Batres, quien entonces era el presidente de Morena en Cuidad de México; Pablo Moctezuma Barragán, ex jefe delegacional de Azcapotzalco; Ricardo Monreal, antiguo jefe delegacional de Cuauhtémoc y hoy senador; Vidal Llerenas Morales, entonces diputado federal y ahora alcalde de Azcapotzalco; y Yeidckol Polevnsky, presidenta de Morena.

(Fuente: El Mañanero Diario)

Así se siente el poder

Comparte este artículo:

Finalizada (parcialmente) la novela del avión presidencial, ahora los esfuerzos del presidente por continuar con su protagonismo se vuelcan sobre la consulta para el juicio a expresidentes; tema que muchos expertos han comentado que tiene tintes anticonstitucionales, que seguramente será archivado y que a todas luces se trata de un show mediático más.

Lejos queda aquel Andrés Manuel que hablaba de amnistía, de que no habría persecuciones políticas y que con la nueva etapa de transformación del país había que dejar de lado los viejos agravios. Hoy, el presidente hace uso de su autoridad para ir directamente contra sus predecesores en vista de que la estrategia de hacerlo a través de la vía ciudadana no tuvo el éxito esperado.

Quienes aún se siguen sorprendiendo de que el presidente se tome este tipo de atribuciones seguramente no tienen presente que este tipo de prácticas eran habituales cuando el partido en el poder contaba con el respaldo de ambas cámaras en el Legislativo. ¿O cómo habrá hecho el PRI para invalidar candidaturas de opositores en 1976 y avalar que López Portillo se presentara como candidato único a la presidencia?

Hay que recordar que la relación entre los ahora principales partidos de oposición (PAN y PRI), a pesar de que en papel siempre ha sido de adversarios, también ha tenido episodios de aparente complicidad. Ejemplo de esto fue el respaldo panista en favor de la quema de los paquetes electorales de la controvertida elección presidencial de 1988. Azules y tricolores saben que, si sumaran esfuerzos, matemáticamente podrían competirle de tú a tú a los morenistas, pero también saben que de hacerlo revivirían el discurso del “PRIAN”, dándole la razón a Andrés Manuel.

Del recurso interpuesto por el presidente existen dos vertientes y en ambas las tiene de ganar. Si la consulta fuera declarada constitucional, podría decirse que su discusión en las Cámaras sería un mero trámite para que fuera aprobada y, de realizarse, está muy claro que el éxito sería rotundo. Lo interesante viene en caso de que el documento sea desechado.

En este supuesto, si bien únicamente pasaría a ser archivado (como bien apuntó Ricardo Monreal), esto no significa que Andrés Manuel haya perdido. Si la consulta no se lleva a cabo, entonces pedirá a los mexicanos que ellos sean los jueces en el otro mecanismo de consulta que tienen todas las democracias del mundo: las elecciones.

Aunque “el juicio” no sería directamente contra los expresidentes, sí sería contra los partidos que los llevaron al poder. La jugada de Andrés Manuel es emular la estrategia de 2018: desincentivar el voto conservador y aumentar la participación general. Un ejemplo muy claro es el caso de Tabasco y Guanajuato. Mientras que en Tabasco hubo un 71% de participación y un 80% de voto en favor de AMLO, en Guanajuato la participación fue del 53% con un 40% de votos en favor de Ricardo Anaya.

Así se siente el poder en este país. Hay poder político y hay poder moral. ¿O a poco creen que eso de decir un viva por “el amor al prójimo” no es una forma de ejercerlo?

Senado turnará solicitud de AMLO a la Suprema Corte de Justicia

Comparte este artículo:

El coordinador de la bancada de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, anunció que turnarán este mismo martes a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) la solicitud de consulta popular, promovida por el presidente Andrés Manuel López Obrador, para determinar si los ex presidentes deben o no ser juzgados por los delitos que cometieron.

Fue el Consejero Jurídico de Palacio Nacional, Julio Scherer, quien se presentó en el Senado para entregar la solicitud la cual fue recibida por Monreal quien funge como el titular de la Junta de Coordinación Política, quien a su vez la puso en manos del presidente de la Mesa Directiva del Senado, Eduardo Ramírez Aguilar.

El morenista explicó que la Corte dispondrá de 20 días hábiles para analizar la petición de López Obrador.

“Hoy mismo habremos de turnarlo a la Corte, que tendrá 20 días para deliberar sobre la constitucionalidad o no de la pregunta”, señaló Monreal.

Cabe mencionar que la SCJN deberá determinar la constitucionalidad y procedencia de la consulta.

Envía AMLO solicitud de consulta para enjuiciar a expresidentes

Comparte este artículo:

El titular del ejecutivo federal, Andrés Manuel López Obrador, presentará al Senado de la República una solicitud para llevar a cabo una consulta ciudadana en la cual se le pregunte a la población sobre la posibilidad de enjuiciar a los últimos cinco expresidentes de México.

Al respecto, esta mañana comentó en conferencia de prensa que: “Nuestra decisión es entregar un escrito a la Cámara de Senadores para la realización de la consulta al pueblo de México sobre el posible enjuiciamiento, en el marco de la legalidad, de acuerdo al debido proceso, de los expresidentes de México de 1988 a la fecha“.

El presidente firmó el documento en el Salón de Tesorería de Palacio Nacional y dijo el escrito será enviado a la Cámara Alta a las 11:00 horas.

Acompañado por el Consejero Jurídico de Presidencia, el jefe del Ejecutivo manifestó tener información que los ciudadanos que hayan recolectado firmar para la consulta han logrado recabar 2 millones de firmas.

No obstante, para tener “más seguridad“, decidió que él mismo presentaría la solicitud.

Consideré importante presentar también este escrito para tener más seguridad sobre la solicitud de una consulta a todos los ciudadanos“, afirmó Obrador.

Aseguró que ya estableció comunicación, tanto con el presidente del Senado Eduardo Ramírez Aguilar, así como con el presidente de la Junta de Coordinación Política, Ricardo Monreal, quienes recibirán el escrito.

Con información de El Universal

 

Confirma Monreal que AMLO enviará al Senado solicitud para consulta sobre juicio a expresidentes

Comparte este artículo:

El coordinador de la bancada de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, confirmó que hoy o mañana el presidente Andrés Manuel López Obrador enviará a la Cámara Alta la solicitud para realizar la consulta sobre el juicio a expresidentes por presuntos actos de corrupción.

Monreal indicó que el Senado será la Cámara de Origen que hará la solicitud a petición de Andrés Manuel López Obrador o del 33% de los 128 senadores.

Señaló que la bancada de Morena todavía no decide si presentará directamente la solicitud de la consulta o si se esperará a que el presidente envíe el documento. De ser presentada por el Senado, solo se necesitarían 43 legisladores para llevarla a discusión y ser aprobada por mayoría simple.

Por su parte, López Obrador enfatizó que prefería que los ciudadanos presentaran dicha solicitud pero no descartó que él la pudiera enviar.

El mandatario afirmó que de realizarse la consulta ciudadana para decidir si se enjuicia a los expresidentes respetará el fallo popular, pero recordó que lo fundamental es “evitar los delitos del porvenir”.

Cabe recordar que dicha consulta podría realizarse el mismo día que la elección federal para que no se genere un gasto adicional, y no realizarla dos meses después, aunque aceptó que serían los legisladores quienes determinarían si se lleva a cabo o no.

Sostiene Rosario Piedra una reunión a puerta cerrada con senadores

Comparte este artículo:

La presidenta de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), Rosario Piedra Ibarra, se reunió este jueves a puerta cerrada con senadores integrantes de la Comisión de Derechos Humanos.

Al finalizar el encuentro, la ombudsperson nacional afirmó que quiere seguir trabajando para transformar al país y, ante la pregunta directa sobre si renunciará a su cargo, ante la crisis que se ha agudizado en los últimos días con la toma de las instalaciones de la Comisión por parte de víctimas del delito, Piedra no respondió. 

Vine aquí a tratar temas urgentes de derechos humanos y eso es lo que quiero seguir trabajando, transformar a este país”, destacó.

Indicó que tuvo un diálogo democrático con todos los grupos parlamentarios y se acordó la realización de una nueva reunión, aunque no se definió la fecha.

No obstante, varios legisladores pidieron la renuncia de Piedra, entre ellos, el independiente Emilio Álvarez Icaza y la panista Kenia López Rabadán, quien posteó en su cuenta de Twitter fotos del encuentro, acompañadas de estas palabras:

Urge que la @CNDH dé respuesta a las víctimas, emita recomendaciones, defienda los derechos humanos y no sea cómplice del poder”.

La legisladora blanquiazul aseguró que el 40 por ciento de la reunión, que duró cerca de dos horas y media, se trató de la carne que encontraron en el refrigerador de la CNDH mujeres activistas que tomaron las instalaciones del organismo presidido por Piedra.

Lo anterior, fue reforzado por la senadora Claudia Anaya: No pudo ser de más baja calidad la presencia de Rosario Piedra en el Senado. Se la pasó hablando del aguayón, costilla, diezmillo y rib eye. Así la CNDH, para llorar”.

En contraparte, legisladores morenistas insistieron que quién debe dejar la Comisión de Derechos Humanos, pero de la Cámara Alta, es la panista Kenia López.

Incluso, Guadalupe Covarrubias afirmó: Rosario no tienes de qué preocuparte”.

Va Morena por impuestos al refresco, herencias e ingresos

Comparte este artículo:

El Grupo Parlamentario de Morena en el Senado de la República contempla en su agenda legislativa gravar las gerencias, aumentar un 317% el impuesto al refresco y abrir la discusión sobre progresividad fiscal en busca d cobrar más a los sectores de mayores ingresos.

En su agenda legislativa, destacan la reforma para gravar las herencias y alentar una política de progresividad fiscal.

En el apartado Economía y sistema Financiero, se prevé una reforma al Código Fiscal de la Federación para establecer un impuesto a la Herencia, aunque no se dan detalles a fondo del mismo.

En el mismo capítulo aparecen dos puntos orientados a promover reformas en materia de progresividad, que en los hechos no es más que un aumento a los impuestos, ya sea entre empresas o personas físicas de mayores ingresos.

Entre otras de las propuestas, se contempla dar mayores facilidades de pago de impuestos para los segmentos de menor ingreso.

El senador morenista, Salomón Jara, agendó ayer una propuesta de ley para aumentar de 1.20 pesos a 5 pesos el impuesto por litro de refresco.

“Es momento de realizar un ajuste sustancial e incrementar significativamente el impuesto a bebidas saborizadas y alimentos no básicos de alta densidad calórica. al incrementar el impuesto de 1.20 pesos a 5 pesos por litro de refresco, de 8 a 25 por ciento, el Gobierno podría tener recursos para aumentar la disponibilidad de agua potable, promover el consumo de bebidas y comidas saludables, mejorar la atención a la salud y promover cambios en la agricultura e industria hacia comidas y bebidas saludables”, expuso el senador.

Por su parte, el coordinador de la bancada morenista, Ricardo Monreal, dijo esta semana que era inevitable que se discutiera en el periodo ordinario de sesiones que comenzó ayer, la adopción de una reforma fiscal de carácter progresiva, vista la severidad de la crisis económica provocada por la pandemia del COVID-19.

“A pesar de que el presidente hizo un ofrecimiento de que no enviaría ninguna iniciativa de carácter fiscal en los primeros tres años, la terca realidad se nos impondrá y tenemos que revisar con mucha urgencia la política fiscal progresiva”, señaló Monreal.

El morenista sostuvo el domingo pasado que no sabía si la revisión de dicha política fiscal contemplaría nuevos impuestos.

“La política fiscal es que tengan que pagar más lo que más tienen, capital, ingresos, y no es nuevo ni tampoco es comunismo”, dijo.

Cabe señalar que esto va en contra de la promesa del presidente Andrés Manuel López Obrador de no buscar incrementar impuestos al menos en sus primeros tres años de Gobierno.

Monreal considera que no es necesaria una consulta para enjuiciar a expresidentes

Comparte este artículo:

El jefe de la bancada de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, afirmó que la Fiscalía General de la República podría someter a proceso y vincular a los ex Presidentes como presuntos culpables de algún delito sin necesidad de una consulta ciudadana.

En rueda de prensa, el legislador dijo que entendía a la consulta popular “como un instrumento jurídico de legitimación política”, aunque confiaba en que la Fiscalía “pudiese, con toda certeza, de acuerdo con el debido proceso y la presunción de inocencia, establecer la presunta responsabilidad de los señalados en una demanda de carácter penal, una denuncia de carácter penal que ha presentado Emilio Lozoya”.

Luego que la bancada que lidera determinará formar una consulta para explorar el asunto, Monreal advirtió que el Senado debía revisarlo con cuidado.

La consulta pública sobre los ex Presidentes de la República promovida por AMLO entrampó a la bancada de Morena en el Senado.

La senadora Citlalli Hernández planteó a sus correligionarios la necesidad que había de que el grupo empujara la consulta, con el respaldo de al menos 43 de los 61 integrantes de la bancada, equivalentes a un 33% de la Cámara alta.

El senador Armando Guadiana rompió la homogeneidad de opiniones del grupo cuando hizo notar que bastaba una denuncia para que la Fiscalía General de la República tomara cartas en el asunto y abriera una carpeta de investigación a Salinas de Gortari.

El parlamentario coahuilense dijo que si cualquier ex Presidente cometió algún delito y había denuncias debía presentarse para que intervenga la Fiscalía.

La senadora Malú Micher protestó de inmediato.

La senadora Antares Vásquez recordó que el grupo tenía apenas 15 días para procesar la consulta.

Sin rodeos, la legisladora guanajuatense planteó que lo que López Obrador pretende “es un posicionamiento político de la ciudadanía, aun cuando la Suprema Corte no valide ninguna de las preguntas“.

El mexiquense Higinio Martínez siguió la misma lógica de Armando Guadiana.

La bancada decidió dar forma a una comisión que se aboque a preparar la propuesta respectiva.

 

 

(Con información de Reforma)

Hubo presiones económicas en 5 reformas más.-Monreal

Comparte este artículo:

Ricardo Monreal, líder de la fracción de Morena en el Senado, aseveró que además de sobornos a legisladores de Oposición para aprobar la reforma energética, también los hubo para aprobar cinco reformas más, entre las que se encuentran las reformas educativas y fiscal.

Señaló que si bien no cuenta con elementos para señalar a ex legisladores de manera específica, le consta que hubo presiones económicas fuertes para aprobar las reformas.

Monreal votó en contra de las modificaciones constitucionales y denunciaron las presiones de sectores interesados en ellas, aunque omitió dar nombres.

El coordinador de Morena en el Senado consideró que aún hay mucha tela por cortar, luego de que el ex director de Pemex, Emilio Lozoya, revelara que el Gobierno federal pagó sobornos por más de 52 millones de pesos a legisladores del PAN para aprobar reformas del Pacto por México.

Cuestionado sobre los señalamientos en contra del ex Secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú y de su esposa por su presunta relación con el caso Odebrecht, dijo que no cree que sean ciertas, pero en caso de haber pruebas deben ser investigadas.

 

 

(Con información de El Norte)

Monreal pide tregua interna en Morena

Comparte este artículo:

Tras considerar una “tregua” en el seno de Morena, el coordinador de la bancada mayoritaria en el Senado, Ricardo Monreal, respaldó la apertura de una investigación en torno al pago de 395 millones de pesos a empresas fachada que efectuó la dirigencia que encabezaba Yeidckol Polevnsky.

“(…) Creo que debe de convocarse una tregua para revisar bien los expedientes para no judicializar un asunto interno. Se va a investigar internamente, no quiere decir que haya impunidad, pero sí es necesaria una tregua interna”, sostuvo.

El zacatecano dijo que tenía confianza en la integridad y honestidad de Polevnsky, aunque consideró que debía aclarar las acusaciones que pesan sobre su figura al interior del partido.

Por lo pronto, afirmó que bajo el liderazgo de Alfonso Ramírez Cuéllar, Morena podría corregir el rumbo.

Monreal reconoció que Morena atraviesa por un mal momento, sobre todo de cara al proceso electoral de 2021, en el que previó que el movimiento podría ganar 12 de 15 gubernaturas.

En opinión del parlamentario, la ausencia de AMLO en el seno de Morena ha repercutido de manera negativa.

 

(Con información de Reforma)