#ElTalónDeAquiles: “La cuesta de Mora”

Comparte este artículo:

La noticia le dio la vuelta al mundo: The New York Times intituló “Costa Rica Education Minister Resigns Under Evangelical Fire for LGBTQ Policy“. La renuncia del Ministro de Educación (MEP), Edgar Mora, el primero de julio, acontece en una compleja coyuntura en Costa Rica caracterizada, entre otros, por una desaceleración económica, una crisis fiscal y una alta movilización social. En ese marco, se libran manifestaciones sociales en las que sindicatos, estudiantes y grupos evangélicos se presentan unidos, movilizados sobre la base de una sólida estrategia de desinformación y de noticias falsas. 

El detonante fue la entrada en vigencia de una reforma fiscal pospuesta por más de veinte años. El primero de julio entró a regir el impuesto al valor agregado (IVA) y una serie de iniciativas que solucionan problemas por años denunciados por los ticos, como la necesidad de contener el gasto público y de identificar evasores fiscales. Pero pagar más impuestos no es popular en ningún país, y ante la estrategia de comunicación del gobierno, que brilló por su ausencia, la reforma fiscal (aprobada en la Asamblea Legislativa desde diciembre de 2018), se convirtió en el blanco de los manifestantes.

Días antes del primero de julio, el sector pesquero se movilizó en contra de la aplicación del IVA a los productos derivados de este sector. La marcha terminó de forma inusitada para un país estable como Costa Rica, cuando Casa Presidencial recibió piedras y un cabo de dinamita. No hubo heridos, pero en la madrugada siguiente una bomba molotov explotó en el despacho de una diputada. Simultáneamente, conductores de camiones de carga bloquearon vías solicitando ayuda en la solución de aspectos económicos como el cobro de impuestos de entrada a Nicaragua por parte de las autoridades del ese país. Cuando el presidente Carlos Alvarado decidió recibirlos, los mismos se enfocaron en solicitar la renuncia del ministro Mora. Como padres de familia, indicó uno de ellos, hay que oponerse al cambio de la doctrina costarricense, cristiana. Más allá de la absurdidad anecdótica, es legítimo preguntarse: ¿Qué tiene que ver el jerarca del MEP con todo esto? 

Un pequeño porcentaje de colegiales también se movilizó, esta vez contra supuestas políticas educativas.  Se instó a no ir a clase el 28 de junio porque se celebraría el Día Mundial del Orgullo LGBTIQ+ en las escuelas. Se pidió el retiro de un proyecto legislativo de “educación dual”, pues condenaría los estudiantes a trabajar por salarios risibles. Se manifestó contra la creación de baños neutros en centros educativos pues revolverían a hombres y mujeres de todas las edades en el mismo baño (y, supongo, al mismo tiempo). La movilización fue también contra las pruebas FARO (creían que dejaban a los graduados sin título) y contra unos drones que el MEP desea adquirir (los cuales serían utilizados para vigilarlos). Cuando el gobierno corrió a aclarar, ya no pudo con el fuego. La cabeza de Mora era un trofeo. No solo había el ministro sobrevivido, a pesar de la cúpula sindical, a una huelga de 93 días en 2018, sino que desde el inicio de su gestión, desafió a sectores ultraconservadores, cuando lanzó comentarios por Twitter sobre el suicidio y se definió como no creyente en un país en donde ser ateo es pecado. La cuesta se le había empinado al ministro Mora desde tiempo atrás.

El gobierno acusó a los manifestantes de generar desinformación. Aún con razón, la respuesta fue tardía. Se indicó que se podía aprovechar, sin ser forzoso, ciertas fechas (el día LGBTIQ+ incluido) para sensibilizar sobre los efectos del bullying. La educación dual permite a jóvenes desarrollar competencias prácticas a partir de conocimientos teóricos, gracias a becas financiadas en parte por el sector privado. Los baños neutros, los que hay en casas de habitación y en los aviones (con la notable excepción de Interjet) son una sugerencia para integrar mejor a los que lo requieran. En vez de comparar conocimientos teóricos, las pruebas FARO diagnostican las competencias adquiridas para luchar contra la estigmatización derivada de la deserción colegial y para modernizar la educación de adultos. En fin, los drones mejoran los programas de agricultura de precisión.

En un mundo de grises, es irresponsable zanjar entre negro y blanco. El pluralismo es intrínseco a la sociedad. Pero la fabricación de noticias falsas en función de intereses opacos que debilitan la democracia como espacio deliberativo, y la aparición de argumentos puritanos en movimientos sociales, es preocupante, pues desnudan el hecho que, en esta defensa de intereses particulares, algunos están dispuestos a torcer hechos, distorsionar debates, acrecentar silencios derivados de muros de incomprensión, caldear ánimos y fabricar realidades. Todo ello para ganar ante un gobierno con poco apoyo legislativo, de comunicación deficiente, y sujeto, con o sin razón, a críticas provenientes de todos lados, incluyendo de las eternamente insatisfechas fuerzas progresistas y de los ilustres liberales que creen que los clivajes del siglo XX – derecha versus izquierda – siguen permeando las dinámicas políticas del siglo XXI. Algunos apenas empiezan a entender que criticar a la centroizquierda desde la centroderecha es un sinsentido en tiempos de ascendencia de extremismos que ponen en duda el contrato social basado en el consenso democrático.

El 2 de julio, el parlamento, ubicado en lo que en San José se conoce como Cuesta de Moras, aprobó una moratoria de tres meses en las sanciones por el incumplimiento de tributación del IVA. Sin embargo, el sector sindical publicó una lista de peticiones en donde se solicita, entre otros, una revisión de la educación para alinearla “a los valores cristianos como parte esencial de la identidad y la familia costarricense”. Y aunque la Asociación de Profesores de Segunda Enseñanza (APSE) desmienta la tesis de la alianza entre sindicalistas y pentecostales sugerida por uno de los periódicos de mayor circulación en Costa Rica, La Nación (que tampoco es santo en materia de sesgo informativo), no deja de llamar la atención el puritanismo en el discurso social. Se oculta aquí un oportunismo del cual ya fue víctima el otrora socialdemócrata Partido Liberación Nacional (PLN), cuando intentó cooptar los valores religiosos para ganar votos en las elecciones de 2018. 

En esta instrumentalización política, es posible que los manipulados crean que la salida de Mora es, en efecto, para salvaguardar al ethos tico de la degeneración generada por el género y su ideología. Pero, si en río revuelto, ganancia de pescadores, es esencial preguntarse: ¿Quiénes son los pescadores y cuales son los dividendos? Porque dudo que los pescadores que manifestaron a finales de junio sean los “ganadores”, y que los estudiantes sean los principales beneficiados de este episodio de movilización social. 

Fernando A. Chinchilla 

Montreal, 7 de julio de 2019

#Kleroterion: “Lo que tendría que ser…”

Comparte este artículo:

El periodo de Ley de Ingresos y el presupuesto de egresos, está a la vuelta de la esquina, por lo que en este momento se encuentra en un estudio muy preciso cómo debe repartirse el presupuesto para el ejercicio fiscal 2019, dicha asignación se realiza para los Ramos Administrativos, Ramos Generales, Entidades Productivas del Estado, Entidades de Control Directo, Ramo 32, Ramo 40 y Ramos Autónomos.

Sin embargo, respecto a los ramos generales, es importante saber qué tan justa es la designación de recursos y/o presupuesto a los estados, en el entendido lógico de que mientras mejor recaudación se tenga a través de las entidades federativas, respecto a la Ley de Ingresos del ejercicio anterior, dependería de la mejor designación de presupuesto en el siguiente ejercicio fiscal, es por esto, que me referiré específicamente a mi estado, Nuevo León.

Como primera aportación podemos decir que Nuevo León, es de los estados que durante muchos años ha tenido mayor participación respecto a la recaudación de impuestos (IEPS, IVA e ISR) en materia federal, por debajo de la CDMX y el EDOMEX, reportando más de 200 mil millones de pesos, sin embargo, de esta gran recaudación que el estado consigue, se reintegran aproximadamente 66 mil millones, por lo que es notoria la inequidad de asignaciones presupuestales, ya que recibe menos del 30 porciento de lo aportado. 

Es importante mencionar que tenemos muchos antecedentes respecto a esta inequidad, por ejemplo, en 2014 recibió aportaciones federales por 3,752.1 pesos per cápita, mientras que el promedio nacional era de 4,946.1, por lo de desde ese año era necesario fortalecer esta práctica, para que se permita mejorar la gestión de recursos, con el Congreso de la Unión y por supuesto, con la Administración Pública Federal y sobre todo tener una relación de estricta vigilancia  dentro del Sistema Nacional de Coordinación, para solicitar esquemas de asignación mas equitativos, reconociendo de manera efectiva la gran contribución que realiza el estado, lo que implica una gran aportación para el desarrollo del país.

Se entiende muy bien el procedimiento para la negociación del paquete económico, por lo que la Administración Pública Estatal, se presiona de manera constante, ya que los recursos que proporciona son necesarios y vitales para poder operar de manera eficaz en las diversas necesidades de la Nación, por lo que Nuevo León se vuelve una entidad económicamente relevante en el contexto nacional, otro ejemplo más, es que tan solo de 2003 a 2016, ha contribuido con el 10.2 por ciento del PIB manufacturero, asimismo en este mismo año, aporto 7.2 por ciento del PIB nacional. 

Otro factores que debemos reconocer de nuestro Estado y que hace que nuestra aportación a la Federación sea muy fuerte, es sin duda el empleo, ya que la entidad genera empleos de buena calidad y bien remunerados, cabe mencionar que el 60 por ciento de los empleos en el estado tiene acceso a la salud. Ahora bien, respecto al ingreso por hogar, el ciudadano neolonés, tiene el mayor a nivel nacional, su ingreso mensual es de 29 mil 217 pesos, cuando el nacional es de 15 mil 507, por otra parte el desarrollo económico de la entidad, es impulsado por la actividad exportadora y la atracción de inversión extranjera, incrementado un 2.6 por ciento en flujos de inversión extranjera directa, así como tener el 17 por ciento de las exportaciones fronterizas, ocupando el 4to. lugar a nivel nacional, por sólo mencionar algunas.

Derivado de lo anterior, estamos convencidos que ha existido una inequidad para nuestra estado, respecto a la designación de recurso federales, si hacemos un promedio y/o balance resulta que por cada peso que Nuevo León aporta a la Federación, se reintegran en promedio de 29 a 33 centavos, si comparamos otros estados fronterizos como Baja California o Chihuahua reciben en promedio, 76 y 97 centavos respectivamente y tenemos otros ejemplos que para el estado son totalmente desfasados como el de Chiapas, que por cada peso recaudado, recibe 9.73 pesos, o el de Guerrero, que recibe 14.67 pesos; por supuesto en ningún momento se soslaya el esfuerzo o las aportaciones de todos los estados, me refiero específicamente a lo asignado para los respectivos ejercicios fiscales.

En mi opinión, veo reflejada una discriminación mayor en esta administración, por ejemplo en 2015, se recibieron por concepto de infraestructura,  9 mil 69 millones, en 2016, 3 mil 7 millones, en 2017, mil 975 millones, así como 2 mil 621 millones en el corriente, sabiendo  que nuestro estado genera casi el 10 por ciento del los recursos que el país recauda, otro ejemplo fue respecto a las asignaciones presupuestales para programas y proyectos de inversión federal durante este sexenio, donde se designaron 37,053,609,60 pesos, la más baja en comparación con otros estados que aportan de manera significativa a la Federación, como CDMX, EDOMEX y Jalisco, cuando al cierre del segundo trimestre de 2018, los ingresos totales del estado ascendieron a 54 mil 560 millones de pesos, un incremento de 3.3 por ciento, además de tener un ahorro y austeridad de 5,750 mdp, así como en 2016, de acuerdo al IMCO, fuimos el tercer estado con el menor gasto público en comunicación social, después de Colima y Tlaxcala.

Muchos han considerado como opción el abandonar el Pacto Federal, pero estoy convencido que la solución es simplemente la asignación justa de recursos, por lo que una propuesta viable es modificar la Ley de Coordinación Fiscal para que el reparto sea más justo, la ventaja es que en estos meses se está vislumbrando un cambio benéfico para el estado, ya que se tiene la oportunidad de que el Gobierno entrante nos ayude, pues el propio presidente electo y los futuros secretarios nos han demostrado apertura y equidad en muchos aspectos, como en la designación de recursos, así como de los diputados federales, coincidiendo que el estado debe y tiene la necesidad de recibir más recursos.

Concluyo diciendo que no se piden porcentajes irracionales, ni cifras incoherentes, lo anterior es para poder seguir aportando al crecimiento y prosperidad de la Nación, sabiendo que Nuevo León tiene como una de sus banderas principales el desarrollo y la prosperidad, es así que simplemente se solicita lo que tendría que ser…

¿Reforma Fiscal?

Comparte este artículo:

La aprobación de la reforma fiscal de los Estados Unidos en diciembre del año pasado trae consigo un gran reto para nuestro país de reaccionar y tomar las decisiones adecuadas en un panorama internacional adverso pero sobre todo incierto. Esta reforma representa la única pieza de legislación importante propuesta y aprobada por el Presidente Donald Trump y es también la reforma más importante de este tipo en los últimos 30 años. Los recortes ascienden a 1.5 trillones de dólares que dejaría el estado de recibir vía impuestos, la mayoría de los cuales eran enfocados a las grandes corporaciones y personas con ingresos altos. Los demócratas votaron en contra pero el voto republicano bastó para pasarla. Esta reforma en pocas palabras hace más atractivo el generar empleo en Estados Unidos y de cierta forma busca retener el capital estadounidense para contrarrestar la cerrazón en su política comercial y cumplir con una promesa de campaña.

Nuestro país se ve afectado directamente por esta medida porque ya varias empresas estadounidenses que tenían planeado trasladar su producción fuera de ese país (a países como México por ejemplo) han anunciado que no se irán por los beneficios fiscales de esta nueva reforma. Esta legislación topa a 37% el impuesto máximo a individuos de altos ingresos, baja el impuesto corporativo a la utilidad a 21% que antes estaba en 35% y que representa el cambio más importante. México es uno de los países que menos recauda de la OCDE pero aún así ahora tenemos una tasa impositiva mayor a la de Estados Unidos y esto no es bueno, si consideramos además, todas las ventajas que da el gobierno estadounidense a sus inversionistas en materia de seguridad e infraestructura mientras que en México la mayoría de los incentivos son fiscales y no son beneficiosos para el lugar donde se instala la empresa en el corto plazo.

A raíz de la reforma fiscal de 2014 nuestro país ha incrementado sus ingresos tributarios en el rubro de impuestos a personas físicas y morales que vino a contrarrestar la baja en los ingresos petroleros de la nación considerando que de estar el barril en 120 dólares se desplomó a menos de 40 dólares en cuestión de meses. Antes casi el 40% de los ingresos del estado eran por PEMEX, ahora esos recursos se han buscado obtener cobrando impuestos que no se cobraban, lo cual no vino a solucionar un problema de fondo, que es que en México es un deporte nacional el buscar formas para no pagar impuestos y que muchos no lo hacen por falta de credibilidad en las instituciones y fallas en el estado de derecho.

Históricamente estas medidas de grandes recortes no le han funcionado a los Estados Unidos, Ronald Reagan lo intentó en el 86 y el crecimiento económico no llegó pero sí un tremendo déficit fiscal. Ahora México tendrá que sacar una reforma fiscal para contrarrestar los efectos de la estadounidense que ya lo podemos sentir en las inversiones y el tipo de cambio. Algunos proponen aumentar el IVA y disminuir el ISR pero argumentan que causaría una inflación aún más perjudicial, otros proponen disminuir el IEPS a gasolinas a más de la mitad y recortar el gasto pero tampoco viene a resolver el problema de la competitividad. Hay poco margen para recortar y subir ahora parece inviable además que con las elecciones del 2018 el panorama luce incierto, seguramente tendremos que esperar a que pasen las elecciones para ver un cambio de fondo en materia fiscal, veremos y diremos.

Dimes y Diretes: “Municipios Gandallas”

Comparte este artículo:

El #GandallaGate le llamaría yo a lo que hicieron los ex alcaldes de Santa Catarina y San Nicolás pues todo apunta a que los muy listos se clavaron la lana que había retenido en ISR e IVA y ahora las administraciones actuales tienen que pagar los costos de este robo al erario público.

…todo apunta a que los muy listos se clavaron la lana que había retenido en ISR e IVA y ahora las administraciones actuales tienen que pagar los costos de este robo al erario público.

La semana pasada trascendió que el Servicio de Administración Tributaria (SAT) le solicitó el pago de 178 millones de pesos al gobierno de Victor Fuentes en San Nicolás, pues resulto que su antecesor, Pedro Salgado, nunca reportó al SAT el ISR que le estuvo descontando de sus salarios durante tres años a los empleados del municipio. Claro después de esta situación Pedro Salgado ni la cara ha salido a dar, mientras tanto el municipio tendrá que ver cómo le hace para pagar tal adeudo.

Mientras salía a la luz este caso, no tardó mucho en salir la situación por la que pasa el municipio de Santa Catarina, que de igual manera debe 90 millones de pesos al SAT en ISR e IVA retenido que nunca reportó. Cabe mencionar que en este caso según el ayuntamiento el adeudo viene desde administraciones anteriores al 2013, aun así ¿dónde esta la lana?

Pedro Salgado, nunca reportó al SAT el ISR que le estuvo descontando de sus salarios durante tres años a los empleados del municipio. Claro después de esta situación Pedro Salgado ni la cara ha salido a dar, mientras tanto el municipio tendrá que ver cómo le hace para pagar tal adeudo.

Lo que me impresiona de la situación es que el SAT ha sido muy “light” con estos adeudos, imagínese si usted o yo debiéramos tal cantidad de dinero, o que su empresa estuviera en una situación similar, es muy probable que estaría escribiendo esta columna desde el bote, por qué el SAT no perdona, pero pues como estos son gobiernos municipales hasta no dudemos que le hagan un “Borrón y cuenta nueva compadre”.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”