Morena y PES se bajan de contienda extraordinaria regia

Comparte este artículo:

Los representantes de Morena y el Partido Encuentro Social (PES) entregaron hoy ante la Comisión Estatal Electoral (CEE), escritos en el que manifestaron que no quieren participar como coalición, esto debido a que la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), no les permitió competir con otro candidato en la elección extraordinaria a la alcaldía de Monterrey del próximo 23 de diciembre.

Roberto Benavides, representante de Morena ante la CEE, presentó el escrito a las 01:33 horas en la Oficialía de Partes del órgano electoral.

“Por así convenir a los intereses del partido político que represento, expreso la voluntad de Morena de separarse de la coalición Juntos Haremos Historias y toda vez que por resolución jurisdiccional se nos negó el derecho de postular nuevos candidatos, hacemos de su conocimiento que Morena no participaría en la elección extraordinaria para la renovación del Ayuntamiento de Monterrey”, se lee en la misiva entregada por Benavides.

El PES también presentó un escrito, en la que se limita a decir que no participaran en el proceso electoral.

“Decidido separarse de la coalición que lo unía con los partidos Morena y Partido del Trabajo en la coalición Juntos Haremos Historia, para la postulación y contienda de la elección extraordinaria del Ayuntamiento de Monterrey, Nuevo León”.

Con este movimiento, el PT competirá solo por Monterrey con el Pato Zambrano como su candidato.

Un día antes de Noche Buena… Elección Extraordinaria de Monterrey

Comparte este artículo:

La Comisión Estatal Electoral (CEE) modificó este viernes el calendario electoral para la elección extraordinaria de Monterrey, por lo que los comicios se movieron del 16 al 23 de diciembre, un día antes de Noche Buena.

En sesión extraordinaria la CEE resolvió por unanimidad que será el 23 de diciembre cuando se lleve a cabo la elección extraordinaria de Monterrey, esto con el fin de cumplir con el calendario de la sentencia del Tribunal Estatal Electoral (TEE), que implica el registro de precandidatos, presentación de plataformas política y precampañas.

De acuerdo al nuevo calendario, el registro de candidatos y coaliciones será del 20 de noviembre al 4 de diciembre, las pre campañas del 25 a 27 de noviembre y las campañas del 5 al 19 de diciembre.

“Exploramos la posibilidad de quedarnos el día 16, sin embargo, es prácticamente y materialmente imposible por todos los proceso que se desencadenan”, dijo el Consejero Presidente de la CEE, Mario Garza.

Los representantes del Partido Acción Nacional (PAN) y Partido del Trabajo (PT), señalaron que la nueva fecha beneficia al candidato del PRI, por la baja afluencia que habría por las fiestas decembrinas.

“De ese par de magistrados, que meten su cuchara de manera ilegal escudándose en chicanearías, no me queda duda que son un PRI-MOR”, dijo Gilberto de Jesús Gómez, representante del PAN ante la Comisión.

Por su parte, Juan Fabricio Cázares del PT, aseguró que el cambio favorece a una persona.

“Ese día 23 para muchas familias del pueblo de Nuevo León, principalmente de Monterrey, es una fecha sagrada, es una fecha donde el ciudadano ya esta preparando las fiestas de Noche Buenas. Por lo tanto, no vemos que vaya a haber mucha participación ciudadana. Con lo que acaban de hacer, de impugnar la resolución del Tribunal, están ayudando a una sola persona a que vuelva a tomar el Gobierno”, dijo Cázares señalando la impugnación de Morena al acuerdo de la CEE, donde se establecía que los partidos deberían ir con los mismos candidatos y coaliciones que en los comicios del 1 de julio.

Roberto Benavides, representante de Morena, defendió la impugnación asegurando que lo hicieron para ejercer su derecho de ir con otro candidato, que no sea el Pato Zambrano.

 

Por “ser inútil” proponen eliminar la CNDH y crear la “Defensoría del Pueblo”

Comparte este artículo:

El Senador del Partido del Trabajo (PT), Alejandro González Yáñez, anuncio que el día de hoy presentara una iniciativa para eliminar la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) y en su lugar crear la Defensora del Pueblo, al considerar que la primera ha sido inútil.

“Se trata de sustituir, de acabar con la Comisión Nacional de Derechos Humanos porque lo consideramos un espacio, una instancia, prácticamente inútil, dicho por las voces de las víctimas”, sostuvo González Yáñez.

El legislador insistió que la CNDH será sustituida por un órgano defensor del pueblo, el cual tendría el agregado sustancial de que sus desiciones serán vinculantes para poder cumplir con su función y evitar cualquier abuso.

El petista, dijo que la actual Comisión “no está a la altura de la problemática nacional”, no porque no quiera estarlo, sino porque le hacen falta dientes.

Aseguró que la Defensoría será completamente autónoma para que se haga justicia y proteja a las víctimas en lugar de los victimarios.

Perfila Morena denuncia por saqueo con Rosario Robles

Comparte este artículo:

Ricardo Monreal, coordinador de Morena en el Senado, dijo que su grupo parlamentario planteará ante el Pleno integrar una comisión de investigación por el desvío de recursos en Sedesol y Sedatu, y adelantó que presentará denuncias penales contra Rosario Robles.

Además, sostuvo que citará a comparecer en el Senado a los secretarios por el desvío millonario de recursos detectados por la Auditoría Superior de la Federación (ASF) durante los años 2014 y 2016.

Las denuncias penales se presentarán una vez que se hagan las comparecencias y las indagatorias, señaló.

A través de un comunicado, el Senado de la República informó que los integrantes de la Junta de Coordinación Política acordaron citar a comparecer ante el pleno a los titulares de las secretarías de Hacienda y Crédito Público, de Economía, de Relaciones Exteriores y de Gobernación, en el marco del último informe del presidente Enrique Peña.

 

Preparan PT y Morena mayoría absoluta en San Lázaro

Comparte este artículo:

Las bancadas de Morena y el Partido del Trabajo (PT) en la Cámara de Diputados, analizan la posibilidad de darle la mayoría absoluta a la primera de esas fracciones, esto con el objetivo de que todas las propuestas hechas por el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador salgan adelante, así lo indicó el diputado petista, Oscar González.

“Estamos platicando con ellos para que se haga de manera amable y ver políticamente qué es lo que más conviene, y sí lo estamos hablando, de que puede suceder, sí puede suceder. Nosotros somos buenos aliados de Morena y de Andrés Manuel y vamos a hacer todo lo necesario para ayudarle a Andrés Manuel a que el Congreso saque adelante todas las propuestas del Presidente electo”, dijo el diputado.

Actualmente la alianza legislativa entre el PT, Morena y el Partido Encuentro Social (PES) está sólida y en conjunto cuentan con un total de 307 diputadas y diputados, aún así González Yáñez aseguró que no tiene nada de malo darle “mayoría absoluta” a los morenistas, y que cada uno de los aliados debe entender cuál es su papel dentro de la coalición.

“No tiene nada de malo, al contrario. Es el partido que está en el gobierno, es una coalición, cada quien debemos entender cuál es el papel que nos toca en cada coyuntura y nosotros, en nuestro acuerdo general que tenemos, estamos dispuestos a ayudar. todo bien, no tenemos problema, somos buenos aliados y nos queremos mucho, además tenemos mucha historia juntos, todos los personajes que estamos en el Congreso”, dijo el legislador petista.

Este lunes, los coordinadores parlamentarios se reúnen en la sede de San Lázaro, con el fin de tomar decisiones sobre la composición final de las fracciones parlamentarias, entre los que se hablarán el caso de la bancada de Encuentro Social, que se constituyó formalmente pero su partido perdió el registro.

(Con información de MVS Noticias)

La sentencia que reconfiguró el Congreso del Estado

Comparte este artículo:

Todo sistema electoral busca fundamentalmente “traducir los votos en escaños ganados por partidos y candidatos” (Proyecto ACE). Las familias de sistemas electorales, según Colomer (2001), se clasifican en tres tipos: i) sistemas mayoritarios (reglas de un solo ganador); ii) sistemas proporcionales (reglas de múltiples ganadores), y iii) sistemas mixtos. El sistema electoral para integrar el Congreso del Estado de Nuevo León es mixto: 26 diputaciones electas por mayoría relativa (MR) y 16 diputaciones electas por el principio de representación proporcional (RP).

La aplicación de las reglas jurídicas sirvieron de fundamento para que la Comisión Estatal Electoral (CEE) determinara que para la Legislatura 2018-2021 el Congreso se integraría de la siguiente forma: el PAN con 16 curules (12 de MR y 4 de RP); el PRI, 6  (2 de MR y 4 de RP); el PT, 4 (3 de MR y 1 de RP); el PVEM, 1 (solo RP); MC, 3 (1 de MR y 2 de RP); PNA, 1 (solo RP); MORENA, 8 (5 de MR y 3 de RP); y PES, 3 (solo de MR). (Acuerdo CEE/CG/2017/2018). 

El total de escaños que correspondieron al PRI fue producto de que este partido se encontraba sub representado. En efecto, en el artículo 116, fracción II de la Constitución General se establece que “en la integración de la legislatura, el porcentaje de representación de un partido político no podrá ser menor al porcentaje de votación que hubiere recibido menos ocho puntos porcentuales.” Para la CEE, el PRI estaría sub representado con 5.6850 diputaciones, por ende, el cálculo final para este partido fue de 6 curules: 2 de MR y 4 de RP.

En contra del acuerdo se presentaron 11 juicios de inconformidad ante el Tribunal Electoral del Estado de Nuevo León (TEE), por diversas causas. Una de las que el TEE les dio la razón a los inconformes, fue que la CEE debió estimar a la Coalición Juntos Haremos Historia (JHH) en la entidad como un partido político, para efectos de la asignación de diputados por el principio de representación proporcional, incluidas las fórmulas sobre los límites de la sobre y sub representación política. (JI-257/2018 y acumulados). Para ello, el Tribunal estimó aplicable una tesis relevante de 2007 en la cual se establece que los límites de sobrerrepresentación les aplican a las coaliciones como si se trataran de un partido (Tesis XXIII/2007). Un razonamiento esencialmente igual fue utilizado por el Tribunal Electoral del Estado de México y con ello se le restaron a MORENA 10 escaños del Congreso de ese estado. (JDCL/434/2028 y acumulados). Incluso, el TEE afirmó en la sentencia que la CEE obró de forma incorrecta porque cuando los partidos coaligados (MORENA, PT y PES)  registraron sus listas plurinominales, debió habérseles advertido que debían presentar una sola lista por la coalición para tener derecho al reparto de curules por representación proporcional (p. 15). 

Como consecuencia de este criterio del TEE, la nueva distribución se modificó toda vez que para el Tribunal al PRI le correspondían dos diputaciones más de representación proporcional para compensar la sub representación en la que aún se encontraba y, por ende, dichos escaños se tomaron de la Coalición Juntos Haremos Historia, uno de MORENA y otro más del PT. Los demás partidos quedaron exactamente igual que en el acuerdo original de la CEE.

El criterio utilizado por el TEE en su sentencia del 10 de agosto reconfiguró la integración del Congreso del Estado. No obstante, desde mi perspectiva, se trata de una reconfiguración cuya vida será efímera. Enseguida mis razones.

En primer lugar, considerar a la Coalición Juntos Haremos Historia (JHH) para efectos de la distribución de escaños y la verificación de límites constitucionales,  desatiende el espíritu de la reforma de 2008 conforme a la cual, las candidaturas que compiten en coalición aparecen en las boletas tantas veces como partidos estén coaligados. Desde este sentido, las labores de escrutinio y cómputo en casilla deben contemplar las distintas formas de combinación de las coaliciones, porque a nivel de casilla lo que importa es saber cuántos votos obtuvo cada candidatura (art. 426 del Reglamento de Elecciones), sin embargo, la distribución de los votos entre los partidos coaligados para efectos de los cómputos y la distribución de escaños, debe realizarse “igualitariamente entre los partidos que integran la coalición; de existir fracción, los votos correspondientes se asignarán a los partidos de más alta votación” (arts. 311.1.c] de la LGIPE y 81 BIS 7 de la Ley Electoral del Estado). Estas normas se crearon para que los partidos coaligados no se otorgaran votos entre sí de forma artificial a través del convenio de coalición, y su fuerza electoral fuese solo el producto de los votos emitidos por los electores, en las diversas combinaciones de votación para cada coalición. En efecto, tal fue la intención del legislador en 2008, según puede corroborarse en la exposición de motivos del Decreto por el que se expidió el Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales: 

La Iniciativa propone que, en todo caso, cada uno de los partidos coaligados aparezca en la boleta con su propio emblema, y que los votos se sumen a favor del candidato de la coalición y cuenten, por separado, a favor de cada partido. En consecuencia, los partidos coaligados deberán registrar, por sí mismos, listas de candidatos a diputados por el principio de representación proporcional y a senadores por el mismo principio. (DOF del 14 de enero de 2008).

La sentencia del TEE parece olvidar esta razón y por ello, incorrectamente, considera a la Coalición JHH como un solo partido, cuando la distribución y la sobre y sub representación debe observarse para cada partido coaligado.

En esta misma línea argumentativa, la tesis que usa el TEE para fundar su criterio es, primero que nada, solo un criterio orientador, dado que no constituye jurisprudencia; y en segundo término, su creación como tesis relevante es, precisamente, anterior a la reforma de 2008 que antes señalé, por lo que resultaba inaplicable para la reconfiguración del Congreso.

En segundo lugar, si el TEE hubiese investigado, así fuera de forma superficial, el comportamiento del INE en el acuerdo de distribución y asignación de curules de representación proporcional de la elección de 2015, habría corroborado que la distribución de curules y, por ende, la verificación de la sobrerrepresentación, se realiza por cada partido político, y no considerando a cada coalición como un partido político. De hecho, apenas hace un par de días, el Consejo General del INE emitió el acuerdo correspondiente para 2018 y en ningún momento considera a la Coalición JHH como un solo partido político (INE/CG1181/2018); en efecto, en el acuerdo se determina que el PT, no la Coalición JHH, se encontró en sobrerrepresentación (p. 36). Por qué el Tribunal toma un criterio sin sustento en los precedentes del órgano regulador de las elecciones en el país es una incógnita. Lo que me parece claro es que su razonamiento podrá ser revocado por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

En efecto, y este sería mi tercer argumento, recientemente, la Sala Toluca del TEPJF modificó la sentencia del Tribunal Electoral del Estado de México a que hice mención líneas arriba. En su sentencia, la Sala Toluca determinó que MORENA, PT y PES tenían razón en sus agravios porque para efectos de representación proporcional no conforman una unidad y, por ende, los límites de sobrerrepresentación están referidos “a los partidos políticos en lo individual, en función del origen de los candidatos y del grupo parlamentario al que pertenecerán de resultar electos y, no así a todos los partidos que conformaron la coalición.” (ST-JRC-135/2018 y acumulados). Muy probablemente este podrá ser un criterio que utilice la Sala Regional Monterrey y, por tanto, la reconfiguración del Congreso ordenada por el TEE tendrá una muy breve duración.

Por último, no logro explicarme cómo es que un juzgador puede dejar de observar la voluntad expresa del legislador. Como se sabe, en 2017 se aprobó una reforma electoral que, entre otras cosas, introdujo al sistema electoral de Nuevo León la figura de las listas plurinominales. Una de las novedades fue que, además de las candidaturas de mayoría relativa, “cada partido político registrará una lista de dos fórmulas de candidatos por la vía plurinominal, compuestas cada una por un propietario y un suplente del mismo género. Cada formula será de un género distinto y ambas fórmulas podrán ser registradas por las dos vías de manera simultánea.”  Esta fue la voluntad expresa del legislador: que cada partido político, no cada coalición, registrara las candidaturas plurinominales. El TEE desconoce con su sentencia la voluntad expresa del legislador y, además, obvia el modelo que para la elección de diputaciones federales plurinominales determina la Legislación General: “La solicitud de cada partido político para el registro de las listas completas de candidaturas a diputados por el principio de representación proporcional…” (art. 238.4 LGIPE). De hecho, no solo desconoce la voluntad del legislador, también deja de ser congruente con sus propias sentencias, como la que dictó el 28 de febrero de este año, en el expediente JI-15/2018, en donde, para resolver el problema planteado por el PAN en el sentido de si los partidos estaban obligados a registrar las dos fórmulas plurinominales, el TEE en ningún momento razona en su sentencia que esta obligación corresponde tanto a partidos como a coaliciones.

En síntesis, la sentencia del TEE que reconfiguró el Congreso del Estado tendrá efectos efímeros, porque para la distribución y asignación de diputaciones de representación proporcional, y para la verificación de límites constitucionales como la sobrerrepresentación, no se debe tomar a las coaliciones como un solo partido político.

Echa de cabeza el PT a Morena

Comparte este artículo:

El día de ayer durante la Sesión Ordinaria del Instituto Nacional Electoral (INE), el Partido del Trabajo acusó a su aliado Morena, de usar las siglas para postular como candidatos al Congreso a 41 morenistas.

La queja, que fue presentada por escrito, abrió una discusión en el seno del órgano electoral sobre la postulación de cachirules en los partidos políticos.

En el escrito, el PT solicitaba invalidar parcialmente el convenio de coalición de la alianza “Juntos Haremos Historia”, integrado por Morena, PT y PES, ya que la realidad es que 41 de los candidatos pietistas militaban en Morena y fueron seleccionados sin respetarse los procedimientos internos del partido.

El partido que dirige Alberto Anaya, alegaba que le correspondían nueve diputaciones plurinominales y no sólo las tres que le asignó el INE con el argumento de que había ganado 57 distritos electorales en su coalición con Morena y PES.

Entre los legisladores electos por el PT, pero que hicieron campaña abierta por Morena, se encuentran Mario Delgado, Pablo Gómez y el actor Sergio Mayer.

Por su parte, el representante de Movimiento Ciudadano, Jorge Álvarez Máynez, acuso que se trata de un fraude a la ley que también alcanza al PES, puesto que ellos postularon a Zoé Robledo, quien busca ser el coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados.

El representante del PAN, Eduardo Aguilar, dijo que al tratarse de un delito electoral, acudirán al Tribunal Electoral federal a presentar una queja.

El recurso petista fue rechazado por el INE debido a que la solicitud fue extratemporánea, con el voto den contra de la consejera Pamela San Martín, quien admitió la necesidad de analizar la sobrerrepresentación.

Pérdida del Registro de los Partidos Políticos

Comparte este artículo:

La oleada del partido Morena el pasado 1ero de Julio ya está cobrando factura y vaya que bastante caro para los actores políticos, mientras que partidos políticos como el PRI y el PAN obtuvieron resultados bastante magros si se les compara con otras elecciones y que para ambos en razón de la elección presidencial pudieran ser calificadas como las peores para ambos partidos, otros partidos que son llamados satélite de los tres principales que fueron los que postularon a los candidatos partidistas de la carrera presidencial.

Sin embargo las candidaturas en coalición, no fueron benéficas para todos y menos para los partidos pequeños ya que algunos de acuerdo a información del propio INE (Instituto Nacional Electoral) y de los cómputos distritales, no tuvieron el mínimo establecido por la legislación electoral del 3% de los sufragios emitidos de las elecciones para diputados y senadores en los 300 distritos y en las entidades federativas, así como en la carrera presidencial.

Hay que recordar que existen 9 partidos políticos nacionales y que estos se juntaron para la elección presidencial y en algunas ocasiones para las otras elecciones a nivel local (gobernador, ayuntamientos y diputados) y federal (senadores y diputados) en 3 coaliciones como son la encabezada por Morena (Juntos Haremos Historia) que lo acompañaban el Partido Encuentro Social (PES), y el Partido del Trabajo (PT), que al menos en el caso de Nuevo León y la Ciudad de México se dio una alianza total en la que los 3 institutos políticos compartían tanto candidatos locales y federales, en otras palabras aparecía 3 veces en la boleta el mismo candidato en las antes mencionadas agrupaciones.

El Frente por México con Acción Nacional a la cabeza, junto a los partidos políticos que se describen de izquierda como son Movimiento Ciudadano  y el Partido de la Revolución Democrática, en el caso de Nuevo León, la alianza no prosperó y cada partido propuso a sus candidatos, caso similar a la alianza Todos por México, del Partido Revolucionario Institucional, Nueva Alianza y el Partido Verde que no compartieron candidatos tanto a nivel local como a nivel federal.

El costo de las alianzas que tenía como propósito la supervivencia y todo lo que esto genera ha puesto ya en aprietos a 5 de los 9 partidos políticos nacionales que son: el Partido Encuentro Social (PES), Partido Nueva Alianza (Panal), Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Movimiento Ciudadano (MC) y la hasta hace poco principal impulsora de la ideología de izquierda en México y que hasta hace 6 años impulsó la carrera de AMLO, el PRD.

Y que costo (o beneficio para los ciudadanos) tiene el que estos institutos pierdan su registro, el perder cientos de millones de pesos que se destinan para el gasto de los partidos políticos, el dispendio en medios de comunicación (spots en radio y televisión), el reparto de curules en el Congreso Federal, esto para mí es algo bueno ya que serían menos los integrantes del sistema democrático que se tuvieran que mantener año tras año y con cargo directo al erario.

El ciudadano habló e inclusive dentro de su enojo manifestó que ya no quiere seguir manteniendo a partidos pequeños y que sirven para alianzas electoreras o ya en gobierno.

 En mi opinión pienso que con 3 o 4 partidos políticos son más que suficientes para que el elector tenga la oportunidad de elegir a sus representantes populares, aunado a los candidatos independientes, ya que hay algunos que son vistos más que como opciones democráticas, negocios de particulares. Esto a la postre brindaría ahorros a las finanzas públicas y como propuesta ciudadana se debiera inclusive de aumentar el umbral mínimo de votación para conservación del registro de un 3% a un 5 % o 10% de votos en cualquiera de las elecciones, ya que esto se vería a manera de evaluación de los partidos políticos y si el electorado se siente atraído a la oferta política que representan determinados partidos.

Habrá que esperar a la decisión del Consejo General del INE y la interpretación  que pudieran realizar, tanto el árbitro electoral como el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación respecto a que se debe de tomar en cuenta y algunas pequeñas lagunas como la diferencia entre votación válida o la votación emitida (la primera incluye votos nulos y abstencionismo y la segunda no incluye los votos nulos).

López Obrador propone a Monreal como coordinador en el Senado de Morena

Comparte este artículo:

Andrés Manuel López Obrador, virtual presidente electo, propuso a Ricardo Monreal como próximo coordinador de la bancada del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) en el Senado de la República.

De acuerdo con reportes del diario Reforma, este miércoles, en reunión privada con legisladores electos de Morena, López Obrador, ganador de la elección presidencial, hizo la propuesta y fue aceptada.

Sobre la coordinación de la bancada de Morena en la Cámara de DiputadosReforma informó que la sugerencia de Andrés Manuel quedó pendiente.

Monreal tendría la coordinación con mayor número de integrantes del Senado, pues en las elecciones del pasado 1 de julio obtuvo 39% de las preferencias efectivas.

Para la siguiente Legislatura, Morena tendrá 55 senadores, seguido por el PAN, que contará con 24.

En tercer lugar por número de senadores está el PRI, con 13; el PRD contará con, mientras el Partido Verde Ecologista de México, Movimiento Ciudadano y Encuentro Social tendrán 7, respectivamente,

El Partido del Trabajo contará con 6 curules en el Senado y el Partido Nueva Alianza tendrá solo uno.

Entre 2015 y 2017, Ricardo Monreal ocupó el cargo de delegado en Cuauhtémoc por Morena.

En diciembre de 2017, renunció al cargo para apoyar la candidatura de López Obrador, virtual ganador de la elección presidencial.

Pluralidad fallida

Comparte este artículo:

Las elecciones de este año han traído consigo una pluralidad en candidatos, especialmente en las contiendas por presidencias municipales. Elegir es difícil para la gente que no milita dentro de algún partido político, puesto que hay tantos aspirantes a los cuales les podemos dar nuestro voto, pero aún así ninguno logra convencernos. En la Zona Metropolitana de Monterrey hay municipios que van a elegir entre 8 candidatos mientras que otros tienen hasta 13 candidatos. 

Esto no se da en las elecciones federales debido a las coaliciones. El Partido Revolucionario Institucional (PRI), el Partido Nueva Alianza (PANAL) y el Partido Verde Ecologista (PVEM) conforman la coalición “Todos por México”. El Partido Acción Nacional (PAN), el Partido de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC) crean la coalición “Por México al Frente”. Por último, Movimiento Regeneración Nacional (MORENA), el Partido del Trabajo (PT) y el Partido Encuentro Social (PES) se agrupan en la coalición “Juntos Haremos Historia”. 

Es muy importante mencionar las coaliciones porque justamente ayer los candidatos por la alcaldía de Monterrey Iván Garza de MC, Pato Zambrano de “Juntos Haremos Historia” y Aldo Fasci, independiente, comunicaron la intención de unir fuerzas para vencer al PRI y PAN. Con este tipo de alianzas se demuestra nuevamente que no importan los ideales propios o de tu partido, lo único que vale es conseguir votos cueste lo que cueste. De por sí “Por México al Frente” y “Juntos Haremos Historia” no tienen sentido por las ideologías revueltas de izquierda y derecha en cada coalición, mucho menos hace sentido una alianza entre MC con MORENA, PT, PES y aparte un independiente. 

Sinceramente, esta pluralidad de partidos y candidatos no tiene chiste si como quiera todos se terminan agrupando, es una pluralidad fallida. Se entiende que lo hacen para competir contra los partidos más fuertes, pero si tu como candidato te das cuenta que no puedes competir solo y en lugar de hacer una campaña con mejores propuestas y promoción decides que tu única estrategia es aliarte con otros candidatos de diferentes ideales con tal de conseguir votos, lamento decirte que solo confundes a los que planeaban votar por ti y haces nuestra elección más difícil. No bastaba tener que elegir entre 10 candidatos en Monterrey, ahora también tenemos que discernir entre partidos que no saben ni que representan.