Turistas procedentes de México no podrán viajar a la Unión Europea

Comparte este artículo:

La Unión Europea presentó este lunes un listado de los países que tienen prohibida la entrada a sus fronteras debido a la situación del COVID-19, dicha lista abarca un total de 15p naciones, entre ellas México, las cuales cuentan con esta restricción que entrará en vigor el próximo 1 de julio.

Serán tan solo 15 días los que estarán libres de restricciones a la apertura de fronteras de la Unión Europea: Canadá, Corea del Sur, Argelia, Australia, Japón, Tailandia, Ruanda, Uruguay, Túnez, Georgia, Montenegro, Serbia, Marruecos y Nueva Zelanda, forma parte de la exclusiva lista de países que tendrán luz verde, a estos se puede sumar China luego de que Beijing aceptara que los ciudadanos comunitarios pueden viajar.

Esta selección se determinó de acuerdo criterios epidemiológicos actuales de los países en mundo, por lo que Europa solo admitirá a todos aquellos ciudadanos procedentes de países en donde el número de contagios sea similar o inferior a la tasa que tiene la Unión Europea por cada 100 mil habitantes en los últimos 14 días.

“Consideramos seguros a los países que están a la par o por debajo de la media de casos en la Unión Europea”, explicó la ministra de Asuntos Exteriores de España, Arancha González.

Sin embargo, un factor a considerar, es que las fronteras europeas estarán abiertas para la entrada de todo aquel residente que actualmente se encuentre en otro país, sin importar que este forme parte del listado de las restricciones, así como a todos aquellos que tienen el pasaporte comunitario europeo.

Así, los turistas y personas que no tengan regularizada su situación legal no podrán entrar a la Unión Europea tras esta reapertura de fronteras, hasta que el listado de las naciones permitidas se actualice.

Demócratas acusan a Trump de traición a EU

Comparte este artículo:

El Comité Judicial de la Cámara baja estadounidense ha presentado formalmente su caso para destituir al Presidente Donald Trump días antes de una votación final en la Cámara.

El informe de 658 páginas que argumenta que Trump “traicionó a la nación al abusar de su cargo”, no contiene nuevas acusaciones o pruebas contra el Mandatario.

Sin embargo, ofrece una descripción detallada de los dos artículos de juicio político aprobados por el Comité, los cuales acusan a Trump de abusar del poder de la Presidencia al presionar a Ucrania a perjudicar a sus rivales políticos y de obstruir al Congreso al evitar que testigos testifiquen y rechazen proporcionar documentos.

Se anticipa que la Cámara vote este miércoles si llevará al Presidente a juicio político en el Senado, el cual tomaría lugar a principios del próximo año y podría terminar en la destitución de Trump.

“El Presidente Trump ha colocado sus intereses políticos personales por encima de nuestra seguridad nacional, nuestras elecciones libres y justas y nuestro sistema de controles y equilibrios”, indica el informe.

“Se ha involucrado en un patrón de mala conducta que continuará si no se controla. En consecuencia, el Presidente Trump debería ser llevado a juicio político y destituido de su cargo”.

El informe incluye una disensión de 20 páginas del Representante Doug Collins, de Georgia, el principal republicano en el Comité Judicial, que acusa a los demócratas en el panel de llevar a cabo un proceso injusto en un intento partidista de expulsar a Trump del cargo por su disgusto con él y sus políticas.

“El caso no solo es débil, sino que baja peligrosamente la vara para futuros enjuiciamientos. El registro presentado por la mayoría se basa en inferencias basadas en presunciones y rumores. En resumen, los demócratas no han podido hacer una acusación creíble y basada en hechos para decir que este Presidente merece un juicio político”, escribió.

El informe del Comité controlado por los demócratas niega que la investigación de juicio político sea injusta para Trump y los republicanos, argumentando que el Presidente tuvo numerosas oportunidades de que su abogado presentara pruebas o interrogara a los testigos durante la investigación.

 

Con información de Grupo Reforma. 

El ‘Doing Business’ debe importarnos

Comparte este artículo:

Hace un tiempo escribía en estas páginas sobre los índices del bienestar de mayor relevancia como el Índice de Desarrollo Humano, el Índice de Progreso Social o incluso el Producto Interno Bruto (relevante para la toma de decisiones en política económica). En esta ocasión toca un índice que pasa por alto muchas veces en la academia, mas no así en el mundo de los negocios, vital dentro del marco de la globalización.

El Doing Business, uno de los informes anuales más importantes que realiza el Banco Mundial. Tal como su nombre lo dice, trata de medir la facilidad con la que se hacen negocios en un país (entre 190) y en determinadas ciudades.  Está basado en leyes y reglamentos que existen en cada uno de los países y mide las regulaciones que afectan directamente a las empresas, aunque deja de lado cuestiones generales como la infraestructura, proximidad a grandes mercados, la delincuencia o la inflación. 

La clasificación de los países en el DB va del 1 al 190, siendo que más próxima a 1 las regulaciones en dicho país facilitan la apertura de negocios y sus actividades. 

Está compuesto por diez subindicadores: Apertura de un negocio, manejo de permisos de construcción, obtención de electricidad, registro de propiedades, obtención de crédito, protección de los inversionistas minoritarios, pago de impuestos, comercio transfronterizo, cumplimiento de contratos, resolución de insolvencia.

Al título de este texto ¿Por qué es importante? 

Una vez superado el discurso del Estado como principal generador de empleos, entendemos la virtud de la iniciativa privada. Los negocios proporcionan empleos, generan ingresos para el gobierno, crean población capacitada para atender las necesidades del mercado e inclusión financiera. 

La facilidad para hacer negocios no solo se da para los productores nacionales, si no también para los extranjeros. El DB suele ser el indicador principal al evaluar la posibilidad de invertir en México. Esta facilidad dinamiza la captura de inversión extranjera. Además de los beneficios antes mencionados, las empresas extranjeras traen consigo nuevas tecnologías en los sectores que invierten. 

Además para la economía, cuando los sistemas, procesos, normas y regulaciones son amigables para los negocios, la creación de estos se hace más fácil no solo para las grandes empresas sino también para las más pequeñas que tienen menos capital y recursos a su disposición. Uno de los objetivos del DB es ese, estimular la reducción de regulaciones para dinamizar entornos locales. Al crear un entorno económico abierto y justo, la facilidad para hacer negocios puede beneficiar a las empresas y a los ciudadanos locales de la siguiente manera:

Con menos corrupción 

Aquellos lugares donde la regulación es más estricta suelen tener altos índices de corrupción. Pequeños negocios recurren a la informalidad para llevar a cabo sus operaciones, con menor protección a las condiciones laborales y mayor vulnerabilidad a las crisis económicas. Los canales oficiales también enfrentan vulnerabilidad a la corrupción. La simplificación del proceso para las empresas beneficia en este sentido tanto al sector privado como al público. 

Con acceso a oportunidades económicas 

Las pequeñas y nuevas empresas ven más fácil lidiar con permisos de construcción, electricidad, registros de propiedad, créditos, impuestos, contratos, etc. Quitar la mayor burocracia posible evita obstáculos que suelen impedir el avance de estos negocios o en últimas instancias el cierre de estos perjudicando a las economías locales.

Con costos de transacción más bajos 

Menos pasos en el proceso de establecer un negocio puede ayudar a las pequeñas y medianas empresas a administrar sus recursos financieros y crédito, así como en las operaciones del negocio ya establecido. 

Es necesario continuar con esta cultura del emprendimiento, común en el norte de México y las zonas metropolitanas, pero muy atrasada en el sur del país y algunos lugares del centro.  La pregunta clave es ¿Cómo transmitimos esto a la mayor parte de la población? 

Si tomamos en cuenta que México se encuentra en el lugar 54 del DB, Canadá en el 22 y Estados Unidos en el 8. Debemos tener como meta avanzar lo más posible en los próximos años y ponernos a la altura de la competitividad en la región norteamericana.

Dato: El Top Ten del Doing Business lo conforman Nueva Zelanda, Singapur, Dinamarca, Hong Kong, Corea del Sur, Georgia, Noruega, Estados Unidos, Reino Unido y Macedonia.

El Establecimiento del Racismo

Comparte este artículo:

El 12 de agosto de 2017 en la ciudad de Charlottesville, al sur de Virginia, se presenció un enfrentamiento brutal: algunos manifestantes nacionalistas blancos se encontraron con un grupo de oposición a su protesta. El conflicto resultó en la muerte de una persona y 34 personas heridas.

Este solo es un ejemplo de los distintos conflictos con los que podemos encontrarnos en la actualidad debido a los ideales que derivan de la segregación racial en Estados Unidos a lo largo de su historia. Esto nos lleva a una pregunta muy importante: ¿Cuando surge el racismo en Estados Unidos?

Después de la Revolución de las Trece Colonias inició un proceso de creación que concluiría con la declaración de la independencia. Durante 1787 y 1788 inició un segundo período de creación: la definición de los ideales que conformarían el carácter de la Nación Americana. Muchas de las ideas que el pueblo americano promulga con tanto fervor tienen su origen en este período histórico. Es claro que no todas las ideas que surgieron en este período histórico han tenido un impacto negativo: algunas otras ideas son la Justicia, la Libertad y la Soberanía del pueblo.

No obstante, la esclavitud fue un punto sumamente importante durante esta segunda fase. En la constitución de los Estados Unidos de 1789 podemos observar un artículo que explícitamente prohibía la abolición o restricción del comercio de esclavos hasta 1808 (Artículo 1, sección 9). Esto es debido a la naturaleza de la sociedad americana en ese entonces: El comercio de esclavos era una parte fundamental. Durante la Convención Constitucional de Filadelfia en 1787 quedó sumamente claro que la mayor parte de los estados del sur no ratificarían la constitución en caso de que se aboliera la esclavitud. Una explicación a la existencia de este artículo es que una serie de acuerdos secretos se llevaron a cabo para lograr la unión. En principio, debemos reconocer que en ese momento era mucho más importante establecer la unión. Sin embargo, no debemos olvidar que estas ideas lograron moldear el pensamiento de todo un país.

Las ideas que acompañan la fundación del país son principalmente la Libertad, la Soberanía del pueblo y la Justicia. Podemos observar que estas ideas acompañan a los Estados Unidos en todo momento. A su vez,  la esclavitud se encontraba fuertemente relacionada con la economía  del sur.  Para tener una idea mas clara sobre el número de esclavos que había en los diferentes estados en 1790, es importante analizar la siguiente tabla.

ESTADO

BLANCOS LIBRES OTRAS PERSONAS LIBRES ESCLAVOS TOTAL

Vermont

85,268 255 16

85,539

New Hampshire

141,097 630 158 141,885

Maine

96,002 538 N

96,540

Massachusetts

373,324 5,463 N

378,787

Rhode Island

64,470 3,407 948 68,825

Connecticut

232,674

2,808 2,764

237,946

New York

314,142 4,654 21,324 340,120

New Jersey

169,954 2,762 11,423

186,139

Pennsylvania 424,099 6,537 3,737

434,373

Delaware

46,310 3,899 8,887 59,024

Maryland

208,649

8,043 103,036 319,728

Virginia

442,117 12,866 292,627

747,610

Kentucky

61,133 114 12,430 73,677

North Carolina

288,204

4,975 100,572

393,751

South Carolina

140,178 1,801 107,094

249,073

Georgia

52,886 398 29,264 82,548

Total

3,140,205 59,150 694,280

3,893,635

Podemos observar que el mayor número de esclavos se encuentra en los Estados del Sur. Un reciente estudio intentó determinar qué áreas tienen un mayor índice de racismo en la actualidad. Aunque es muy difícil medir este comportamiento, se descubrió que los lugares en los que existe mayor racismo se encuentran en una línea desde Georgia hasta Nueva York. 

Las ideas promulgadas por los padres fundadores en 1787 sirvieron en un inicio para lograr la unión de todos los estados que se encuentran en el territorio de lo que sería Estados Unidos. En la actualidad, millones de afroamericanos deben de aguantar los insultos de personas que han crecido escuchando los ideales racistas que se han promulgado desde la creación del país. No debemos denostar a los padres fundadores, ya que en el momento de la creación de la república era necesario lograr la unión antes de cambiarla. La tarea de cambiar estas ideas y su rol en la sociedad actual es de esta generación.

#ElNidoDelGavilán: “El vodka con charrones”

Comparte este artículo:

El tema de la supuesta intervención rusa en la elección mexicana sigue causando revuelto para analistas nacionales e internacionales. En el Washington Post y en The Guardian han dedicado numerosas columnas y reportajes al tema. En México, León Krauze y mi colega en Altavoz MX, Luis Garnica, han escrito sobre el tema posicionando la preocupación en la agenda política.

No obstante, los datos presentados son inconclusos. León Krauze habla de un reporte del Senado estadounidense acerca de la intervención rusa en diversos países, principalmente en el área de los Balcanes y otros países de Europa. Basta una leída a estos casos y podemos ver que el reporte está bien fundamentado, pero no representa un caso comparable al nuestro.

Por ejemplo, se acusa de que, en Serbia, se han generado campañas de publicidad oficialista rusa, incluso se acusa a la Iglesia Ortodoxa Serbia como aliada en esta influencia rusa. En el caso de España, se acusa el financiamiento a partidos catalanes de izquierda por medio de líderes de la mafia rusa en el país para apoyar el Referéndum. Ambas acusaciones, entre las demás que se presentan, son fuertes y que mencionan nombres y apellidos de involucrados.

Sin embargo, el reporte no menciona casos en América Latina, además de que asume, en el caso catalán, de que a los rusos les conviene una fragmentación del Estado Español, lo cual es muy debatible y muy frágil como argumento. Me parece peligroso que se comparen los casos ya que no es lo mismo Serbia, Georgia o Montenegro que tienen siglos de relación con la cultura rusa ya sea por ser eslavos o por haber sido parte de la Unión Soviética.

Si bien, existen indicios de que la Mafia Rusa opera en Cancún y hasta en el Mercado de la Merced en la Ciudad de México traficando prostitutas, es verdaderamente peligroso afirmar que mafias pudieran financiar a políticos mexicanos, teniendo mafias más poderosas plenamente establecidas y tomando en cuenta que no todas las mafias rusas están unidas al Kremlin, lo cual, de por si, ya es polémico decir.

Además, el reporte desde la Casa Blanca nunca dio fuentes, ni profundizó, es más, aventaron la piedra y escondieron la mano, lo cual no es muy profesional. El tema de Ackerman y su esposa es verdaderamente inútil de mencionar ya que León Krauze lo saca de una columna del Washington Post llena de mitos como decir que AMLO es antiamericano o que abiertamente lanza vivas al gobierno de Caracas. Es inocente pensar que John Ackerman apoya a AMLO sin un fin detrás, pero acusarlo de espía del Kremlin es verdaderamente risible.

El embajador ruso en México ya se ha pronunciado, así como el Canciller Videgaray respecto al tema negando la intervención.

Pensar que los rusos están generando desinformación en redes tanto en México como en otros países es asumir que la gente no tiene opciones de información y que existen mexicanos que solo consumen RT o Regeneración, lo cual es falso.

Asimismo, por más que sea negocio para los rusos tener relaciones con AMLO, pensar que unos hackers o “espías” movilizarán o influirán en millones de mexicanos es también poco creíble. Nuestro país y nuestra democracia no tienen el nivel de penetración de internet que existe en el primer mundo. Numerosos votantes de Comitán, Chiapas o de Caborca, Sonora, incluso de la Ciudad de México que vayan a las urnas difícilmente serán víctimas del Kremlin.

Finalmente, mi amigo y colaborador en jefe de Altavoz MX, en su columna de la semana bien señala que aunque haya “chicharroneo”, palabra que usé para describir el pleito en Twitter entre AMLO y algunos periodistas, debe existir preocupación acerca del tema. Y aunque comparto la preocupación me parece que como periodistas tenemos que salir a mostrar más pruebas y a enriquecer el debate, aunque difiramos.

Lo dicho, dicho está.