Presenta Ricardo Anaya ejes de su Gobierno

Comparte este artículo:

Ricardo Anaya, candidato presidencial de la coalición Por México al Frente, aseguró que, en caso de ganar las elecciones del 1 de julio, su Gobierno será honesto, eficaz y austero.

Al participar en el encuentro #RecuperaTuFuturo, convocado por la organización Kybernus, el aspirante propuso acabar con la corrupción, la pobreza extrema y la impunidad, además de impulsar el crecimiento económico.

El panista también planteó la recuperación de la paz en el País, con un cambio en la estrategia de seguridad, además de recuperar el lugar que México debe tener ante la comunidad internacional.

En su participación, Anaya criticó abiertamente a su contrincante de Morena, Andrés Manuel López Obrador, a quien acusó de plantear ideas que miran hacia el pasado, como la construcción de nuevas refinerías.

También descalificó el planteamiento del tabasqueño en materia de combate a la corrupción, tras afirmar que que no basta la voluntad política para hacer frente a un fenómeno que no se puede frenar “por ósmosis”.

Anaya se declaró como un político liberal, inspirado por personajes como el panista Luis H. Álvarez y el ex Ministro de Reino Unido, Winston Churchill.

El ex Presidente de la Cámara de Diputados se pronunció a favor de las propuestas realizadas por Kybernus, como los estímulos fiscales para las organizaciones de la sociedad civil y la entrega de un “bono educativo” como programa piloto para mejorar la cobertura del sector.

En la sesión de preguntas reconoció que es necesario un cambio en el modelo de comunicación política, el cual, dijo, se tardó en entender.

El candidato propuso combatir la spotización y promover los debates, ya que los ratings han demostrado que existe interés de los ciudadanos.

Al igual que López Obrador, Anaya elogió la labor de Ricardo Salinas Pliego, presidente de Grupo Salinas e impulsor de la organización Kybernus.

El aspirante a Los Pinos se refirió al empresario como un hombre “brutalmente inteligente”.
En su intervención incluso elogió la promoción de orquestas infantiles en todo el País, realizada por la Fundación Azteca, presidida por quien podría ser el futuro Secretario de Educación de López Obrador, Esteban Moctezuma.

 

Jugada Olímpica de Slim

Comparte este artículo:




Hasta hace poco tiempo, existía en México un incuestionable duopolio televisivo con el cual era imposible competir. Televisa y TV Azteca controlan un mercado donde acaparan el 99% de los ingresos por publicidad televisiva y el 94% de las estaciones de televisión abierta.

Sin embargo, las empresas de Emilio Azcárraga Jean y Ricardo Salinas Pliego sufrieron un revés que deja entrever que el duopolio puede comenzar a perder su poderío: Carlos Slim posee los derechos exclusivos de transmisión de los Juegos Olímpicos de Rio de Janeiro 2016 en toda América Latina, exceptuando Brasil, a través de todas las plataformas de medios.

Por medio de una app de Claro Sports, propiedad de América Móvil, más de 400 millones de personas en México y en diversos países de Sudamérica podrán disfrutar de Rio 2016 a través de sus celulares de forma gratuita y con acceso las 24 horas.




Además, con la alianza estratégica que Claro Sports celebró con Google para que éste pueda transmitir en vivo el certamen deportivo, el Ingeniero Slim reafirma que va un paso adelante que la mayoría y sabe reconocer las nuevas formas de competir y crear valor.

América Móvil, podrá vender sus derechos exclusivos de transmisión a otras plataformas y televisoras, lo que demuestra el poder de negociación y presencia que la compañía insignia de Carlos Slim tiene en el mercado de transmisión de contenidos.

Con la adquisición en 2013 de los derechos de transmisión de los Juegos Olímpicos, Slim dio un fuerte golpe y una dura lección a Televisa y TV Azteca, que dejan ver su visión de largo plazo y estilo único de hacer negocios.

La estrategia del cuarto hombre más rico del mundo tiene dos principales connotaciones contra Azcárraga Jean y Salinas Pliego.

La primera (y menos grave) es el efecto económico directo por los ingresos por concepto de publicidad que las televisoras dejarán de percibir. Si bien directivos de las televisoras niegan ver un efecto negativo en sus ventas, la realidad es que dejarán ir un potencial incremento en su negocio y sobre todo el desprestigio de sus marcas al verse imposibilitados para transmitir las Olimpiadas.

La segunda (y más importante) es que la maniobra del gigante de las telecomunicaciones deja ver la fragilidad del duopolio que comienza a resentir la presencia de una competencia emergente. Derivado de la Reforma de Telecomunicaciones y de los avances tecnológicos en materia de transmisión de video, la televisión tradicional irá perdiendo poder y presencia en el mediano plazo y dejará su lugar a las nuevas plataformas de broadcasting que han sabido adaptarse a las nuevas tendencias. La pérdida de poder mediático, más que económico, será lo que más afecte a Televisa y TV Azteca en los próximos años.

La astucia de Slim demuestra que una industria tan cerrada puede ser lentamente fracturada y desplazada con innovación tecnológica.

Aunque desde una óptica general, la transmisión exclusiva de los Juegos Olímpicos por Claro Sports es sólo un rasguño al poder de Televisa y TV Azteca, marca el inicio de una nueva etapa de alternancia y participación de nuevos competidores en la industria de la televisión mexicana.

Con información de:
www.elfinanciero.com.mx
www.cnnexpansion.com
www.milenio.com

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

El sucio secreto de Salinas Pliego

Comparte este artículo:

El Sr. Ricardo Salinas Pliego es mejor conocido como el dueño de la segunda televisora más grande del país, Televisión Azteca o TV Azteca. Medio de comunicación que respeto mucho, pues considero que a comparación de su competencia, Televisa, tiene un periodismo más objetivo y más rico que la televisora de San Ángel.Lo que no respeto de Salinas Pliego es que haya utilizado influencias directas en el Congreso para beneficiarse y lograr una ventaja sobre la competencia en materia energética.

Te voy a contar cómo esta la onda. Salinas Pliego es dueño de una compañía llamada Grupo Dragón. ¿A qué se dedica Grupo Dragón? Según se lee en su página web, “promover el uso de energías renovables y apoyar a sus socios mediante un ahorro en el costo de la energía eléctrica que consumen”. En otras palabras es una compañía energética. De seguro se debe de estar preguntando: ¿qué tiene de malo que Salinas Pliego haya querido expandir sus negocios? No tiene nada de malo, pero…

Le presento a Ninfa Salinas Sada, hija de Ricardo Salinas Pliego, presidenta de Grupo Dragón y senadora por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) desde el año 2012. Cuando comenzó en su gestión como senadora, Ninfa Salinas Sada fue parte de la Comisión de Energía de la Cámara Alta y participó durante las discusiones para hacer modificaciones y aprobar un dictamen que en conjunto son la Ley de la Industria Eléctrica, Ley de Energía Geotérmica y Ley de Aguas Nacionales.

La senadora Salinas Sada tuvo acceso a información privilegiada que claramente ponía a su compañía en una ventaja competitiva sobre las demás compañías generadoras de energía.

En su momento la Senadora por el Partido del Trabajo, Layda Sansores San Román, acusó que al estar Ninfa en la Comisión de Energía había un claro conflicto de intereses. Por supuesto que había un conflicto de intereses: estamos hablando que la senadora Salinas Sada tuvo acceso a información privilegiada que claramente ponía a su compañía en una ventaja competitiva sobre las demás compañías generadoras de energía.

A las acusaciones de Sansores, Salinas Sada contesto que ella estaba en esa Comisión por que podía aportar el expertise por su trayectoria en la industria energética. Aunque esto puede ser cierto, volvemos al hecho que hay un conflicto de intereses y que Salinas Sada funcionó en aquel momento como juez y parte. De hecho, la defensa que utilizó la senadora del PVEM fue respaldada más tarde por el Partido Revolucionario Institucional, ni de que sorprendernos ahí pues PVEM y PRI van siempre agarrados de la mano.

El 8 de julio del 2014, la senadora del Partido Verde se separó de la Comisión de Energía, pero la misma senadora participó por dos meses en el debate de dicha comisión e incluso aprobó el último borrador del dictamen antes de que fuera enviada a la Cámara de Senadores. Cuando este dictamen fue regresado al Senado, el senador Carlos Puentes Salas también le PVEM y sustituto de Salinas Sada en la Comisión de Energía recibió dicho dictamen.

Uno de los principales clientes —y podríamos decir que casi el paraíso de Grupo Dragón— es en el estado de Chiapas, donde el gobernador, Manuel Velasco, es del mismo partido que Ninfa.

Actualmente, las influencias de Ninfa Salinas no se quedan solamente en el Senado o en San Lázaro. Uno de los principales clientes —y podríamos decir que casi el paraíso de Grupo Dragón— es en el estado de Chiapas, donde el gobernador, Manuel Velasco, es del mismo partido que Ninfa. El gobierno anterior al de Velasco, presidido por Juan Sabines Guerrero, autorizó a Grupo Dragón la construcción de una planta eólica para generar energía eléctrica, adicional a esto autorizó la explotación de 5 minas en Chiapas.

Hoy, habitantes cercanos a esas 5 minas han reclamado a Velasco que la explotación de las minas han causado daños a los ecosistemas naturales de la entidad. ¿Velasco ha hecho algo al respecto? Para nada. Al contrario, ha hecho caso omiso y sigue beneficiando con contratos a Grupo Dragón, compañía que presume en su página web tener como cliente a este estado del sur de la República.

Se cree que para el 2018 Grupo Dragón tendrá de clientes a 30 ayuntamientos y cuatro gobiernos estatales. El problema no es ser proveedor de gobiernos, por que al final de cuentas miles de compañías a lo largo de la República Mexicana son proveedores directos o indirectos de municipios, estados y de la federación. El problema es que la familia Salinas ciertamente hizo cierto lobbying en el Congreso de la Nación para beneficiar su cartera.

A final de cuentas es la autoridad la que tendrá la última palabra sobre si hubo conflicto de intereses o no. Pero algo le aseguro, estimado lector, es muy probable que este caso quede impune, pues lo hecho, hecho está; y Grupo Dragón, y por ende la familia Salinas, tendrá beneficios muy jugosos.

Con información de: mexileaks.mx y rindecuentas.org.