AMLO y el Ejercito

Comparte este artículo:

México enfrenta un peligro mayor que el Covid-19: el presidente López Obrador. Ya salió a relucir su plan estratégico: no hay necesidad de expropiar para nacionalizar, basta entregarle al Ejercito la ejecución de sus ocurrencias. Aeropuerto, hospitales, control del huachicoleo, nómbrenlo. 

Siguiendo el modelo cubano, y sin que intervengan los diputados (¿adónde están los diputadillos que intentan facilitar su reelección pero no se pronuncian sobre las decisiones del presidente?) AMLO está silenciosamente entregando el país al Ejercito, entidad en la cual, hasta ahora, todavía confía. (Todavía no se sabe quien es su Pinochet). 

El CCE se está dando cuenta tarde del engaño al cual lo sometió el presidente, y Carlos Salazar y sus colegas de las cámaras empresariales, tienen todo el derecho de alzar la voz y mostrarse enojados, ya que los manipularon cómo niños en edad de juguetes. 

Manipulado en Mexicali, dónde con seguridad “la consulta popular” más arreglada que elección priista, rechazará la inversión de la Constellation Brands, a pesar de los permisos oficiales, a pesar de un avance de más de 60% de su proyecto, y agregándose al insulto del NAIM, acabará por borrar a México de la lista de proyectos de las compañías transnacionales del mundo. AMLO provocará la ruptura con los inversionistas internacionales, uno tras otro, y le echará la culpa al Coronavirus. 

Y aprovechándose de este, está entregando diez hospitales al mismo ejercito, transfiriéndole paulatinamente el manejo de la pandemia  y restándole importancia a un sector salud que ha ido debilitando desde la cancelación del Seguro Popular y la creación de un INSABI hipotético y todavía informe. 

El Mesías tiene proyecto apoyado en el Foro de Sao Paulo, y va caminando, aprovechando todas las oportunidades, aún sean las que resultan de miles de muertos potenciales. El es, ya, el único jefe de estado en el mundo que sigue convocando mítines, hasta para discutir el futuro de la carretera Tuxtepec – Oaxaca, mientras sus colegas en el resto del mundo alistan medidas para salvar vidas. 

A él, le interesa más su proyecto y su avance que las vidas del pueblo bueno y sabio que lo llevó al poder.   

Critica CCE acciones del gobierno frente a crisis por COVID-19

Comparte este artículo:

El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) advirtió que la autoridad no está actuando de manera consecuente con el tamaño del problema que representa la pandemia del COVID-19 y sus efectos económicos.

En una videoconferencia, los líderes de los organismos que conforman en grupo empresarial advirtieron que las consecuencias económicas de esta contingencia serán “enormemente grandes”.

“La acción de la autoridad no está siendo consecuente con el tamaño del problema”, hinchió el presidente del CCE, Carlos Salazar.

Salazar detalló que algunas previsiones anticipan que la afectación de la economía será de al menos 4%, lo cual podría traducirse en la pérdida de 800 mil empleos.

El CCE presentó una serie de propuestas al gobierno para enfrentar esta crisis para evitar que se cancelen inversiones y se pierdan empleos.

“No estamos pidiendo  subsidios, estamos adelantándonos a un problema nacional, cómo salvaguardar empleos y cuidar que el trabajo en las empresas se conserve y no tengamos un impacto por esta crisis que haga cerrar compañías definitivamente”, señaló el empresario regiomontano.

Además, dijo que con los programas sociales no se va a poder hacer frente a la crisis.

Por su parte, el presidente del Consejo Nacional Agropecuario, Bosco De la Vega, afirmó que si México no está a la altura del problema,a, esta situación puede convertirse en una tragedia.

Salazar afirmó que el gobierno se comprometió a dar una respuesta sobre las peticiones del sector privado.

¡Escuchar para cambiar!

Comparte este artículo:

El problema de AMLO es que ni ronco deja de hablar. El problema de los empresarios es que ni en desacuerdo profundo con la cuarta transformación y sus manifestaciones legales, dejan de ir a la foto en Palacio Nacional. 

Ni ronco deja de hablar, por temor al vacío que podría crear, después de casi un año de perorata diaria. Pienso, luego existo, decía Descartes. Hablo luego soy el presidente expresa AMLO a diario. ¿Si deja de hablar, deja de ser el presidente? 

Los empresarios no concuerdan con las reformas que transforman el sistema fiscal en un sistema de terror y de presión. Pero siguen asistiendo a las fotos, sonrientes, en Palacio Nacional. ¿A qué horas se atreverán a decir al caudillo que así no se puede dialogar? Estamos regresando a los años del besamanos y de la sumisión. Falta poco para que se acuse a los nuevos encapuchados de Chipinque de querer sabotear a la cuarta transformación. Y de tomar represalias contra ellos. 

Existen algunas reglas no escritas, de autoritarismo y de sumisión, difíciles de entender. Más difícil, no dar patadas para sacudirse una irracionalidad que no tiene nada que ver con el siglo XXI. ¿Les encanta a Carlos Salazar y a Armando Garza Sada someterse a un dialogo (¿o más bien será monólogo?) del siglo XIX? ¿Así es cómo se maneja Grupo Alfa? 

Vale el beneficio de la duda y la expectativa de una estrategia más propositiva y menos sumisa. ¿Hasta que intensidad de laringitis podemos esperar el silencio oratorio de AMLO?  ¿Tendremos una mañana de descanso y de silencio? ¿Porqué no aprovecha para escuchar? Para cambiar. 

¿Seguir fingiendo?

Comparte este artículo:

La renuncia de Pedro Salmerón a la dirección del Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM)  pierde todo su significado cuando al mismo tiempo, en un recinto oficial del Estado Mexicano,  le entregan un reconocimiento  a dos ex guerrilleros Francisco Ornelas Gómez y Florencio Lugo Hernández quienes defendieron los dichos del ex titular del Instituto, sobre los responsables del asesinato de don Eugenio Garza Sada. 

Tras recibir el Premio Nacional Carlos Montemayor en la ex Residencia Oficial de Los Pinos, Ornelas afirmó que los jóvenes perpetradores eran valientes que buscaban “pegarle” a un grupo de  poderosos. “La realidad es que era un enfrentamiento y Eugenio Garza Sada representaba pues a los poderosos del Grupo de Monterrey, y era, haciendo un comparativo, como lo hizo Lucio Cabañas, cuando secuestra a Rubén Figueroa”, señaló. “Entonces había que pegarle a un icono del grupo que era muy poderoso, el mas poderoso de Monterrey, y por eso el comentario de Salmerón, y que lo conozco, mis respetos para él, yo estoy de acuerdo con lo que él expresó”. 

Mientras tanto, el presidente está jugando beisbol en Yucatán. Si AMLO no externa, en una de sus tantas oportunidades de expresarse en público, un repudio claro a estas declaraciones, se hará evidente su respaldo a las acciones violentas cómo apoyo a una lucha de clases que no puede seguir ocultando. 

Tampoco la pueden seguir ocultando quienes en nombre de los empresarios pretenden defender el dialogo con un gobierno que día con día, se descara cómo el portavoz de una expresión violenta de la solución al desequilibrio social del país. ¿Porqué disimularlo? ¡Ya se destapó la batalla por un control totalitario del país! 

Los asesinos de ayer se transforman en los héroes de hoy. Seguir con un dialogo simulado es favorecer la solución violenta. ¿Tendrán Carlos Salazar y Carlos Slim otras barajas en su mano para torcerle el brazo al presidente? ¿O están dispuesto a fingir durante más tiempo? 

Mike Pence asistirá a reunión con delegación mexicana

Comparte este artículo:

La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) informó que en la reunión es este miércoles con la delegación mexicana asistiría el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence.

La reunión será para negociar los aranceles que Donald Trump pretende imponer a México.

Además de Pence, también acudirán el Secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, y Kevin McAleenan, secretario interino de Seguridad Nacional.

El encuentro se llevará a cabo a las 14:30 horas del centro de México en la Casa Blanca, en Washington, D.C.

Por la delegación mexicana asistirán el Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard; la Secretaria de Economía, Graciela Márquez; el Secretario de Agricultura, Víctor Villalobos; el Secretario de Hacienda, Carlos Urzúa; el Subsecretario para América del Norte, Jesús Seade, y el coordinador de asesores de Presidencia, Lázaro Cárdenas.

De igual manera, el canciller Ebrard informo el día ayer que también estará en Washington el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar, y un representante de las Fuerzas Armadas.