Comisión Estatal Electoral da registro a ciudadana naturalizada

Comparte este artículo:

La Comisión Estatal Electoral (CEE) dio marcha atrás a su decisión de negar el registro como aspirante independiente a Rosamaría Vélez Estrada, cuidada naturalizada y aspirante independiente a diputada suplente por el Distrito 3 local, a través de la plataforma política “El Futuro Florece”.

La reverse ocurrió por una orden del Tribunal Electoral del Estado (TEE), después de que Vélez Estrada presentará una impugnación, en la que la afectada solicitó su registro, pero la CEE le respondió que de acuerdo con la Constitución local sólo los mexicanos por nacimiento pueden ser candidatos, sin embargo, el TEE determinó lo contrario.

“En dicha sentencia el referido tribunal determinó inaplicada al caso concreto la porción normativa contenida en el artículo 47 fracción primera, de la Constitución, la cual establece como requisito para ser diputada o diputado, el ser mexicano por nacimiento”, leyó el consejero Carlos Pila Loredo.

Por otro lado, se revocó la prevención realizada y ordenó que dentro del plazo de 24 horas contadas a partir de la notificación de la referida sentencia emita un acuerdo en el cual se le permita a la ciudadana Rosamaría Vélez Estrada obtener su registro.

Por su parte, “El Futuro Florece” celebró el registro de su compañera, y consideraron que “esta victoria sienta un precedente por los derechos políticos de las y los mexicanos”.

Cabe mencionar que la precandidata independiente nació en Colombia, tiene 28 años de dad y 19 de vivir en México.

Comisión Municipal Electoral abre paquetes electorales

Comparte este artículo:

De acuerdo a lo ordenado por el Tribunal Eletoral del Estado, y con motivo de seis juicios de inconformidad realizados por el PAN y el PRI, la Comisión Municipal abrió 432 paquetes de la elección extraordinaria de Monterrey.

CME dio cita a representantes de partidos y notarios a las 16:30 horas para abrir los paquetes, en base a lo requerido por el TEE, de extraer las actas y documentos necesarios y solicitados para remitirlos al tribunal.

Dicho proceso dio inicio antes de las 17:00 horas y con concluyó dos horas más tarde de la apertura.

No se ha brindado información sobre el proceso oficial, pero personal presente de CME indicaron que se abrirán 432 paquetes.

Por diversas inconsistencias serán revisadas las actas de escrutinio, así como también las actas de cierre.

 

 

Impugna Felipe elección extraordinaria por rebase de tope de gastos de campaña

Comparte este artículo:

El rebase del tope de los gastos de campaña del PRI y su candidato fueron de más de un millón 200 mil pesos, afirmó Felipe de Jesús Cantú al impugnar esta tarde el proceso electoral del domingo 23 de diciembre.

Al acudir al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, el panista, quien ganó la elección del 1 de julio, dijo que su contrincante gastó 3 millones 309 mil 820 pesos cuando el monto autorizado fue de 2 millones 102 mil 717 pesos, es decir, un 57. 41 por ciento más.

Cantú, quien estuvo acompañado por el Coordinador General Jurídico del PAN, Raymundo Bolaños, señaló que este rebase y otras ilegalidades sucedidas el pasado domingo, son casuales suficientes para la nulidad de los comicios.

En el documento que el albiazul entregó ante el órgano también presentó como prueba que la Comisión Municipal Electoral se negó a contar las mil 595 casillas, ya que el número de votos nulos es mayor a la diferencia entre el primero y segundo lugar.

También se agregó que se detectaron 241 casillas con graves irregularidades, de las cuales 111 tuvieron errores aritméticos y 117 con violación en la cadena de custodia.

En el escrito también se hizo mención de que no se respetó la veda electoral, pues el día de la votación se enviaron mensajes de texto desanimando al electorado y se colocaron mantas en contra de Cantú.

Aunado a la entrega de la Tarjeta Regia pese a la prohibición que emitió la Sala Superior.

Además de la impugnación hecha por Felipe, el PAN impugnó ante el Tribunal Electoral del Estado.

Las sentencias de Monterrey y la falta de certeza en las reglas

Comparte este artículo:

A la falta de certeza en la elección extraordinaria de Monterrey contribuyó la administración electoral. Pero también abonó a ella un sistema de justicia electoral cuyo diseño cada vez sirve menos para generar certeza sobre las reglas de una elección. Este quiebre institucional se evidencia aún más en el contexto de la elección extraordinaria más grande que jamás se haya organizado en México.

Las sentencias emitidas por el Tribunal Electoral del Estado y por la Sala Regional Monterrey del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) sobre los resultados de Monterrey generaron “falta de certeza por parte de las autoridades de la cadena impugnativa” (SUP-REC-1638/2018 y acumulados, p. 22).

No obstante, la sentencia de nulidad de la Sala Superior del TEPJF del pasado 30 de octubre también sumó elementos de incertidumbre.

Subrayo el cambio de sentido en unas cuantas horas. El proyecto del Magistrado Felipe Fuentes proponía revocar la sentencia de la Sala Regional y regresar el triunfo a Adrián de la Garza (Reforma, 30 de octubre de 2018). Este proyecto no alcanzó la mayoría y se construyó uno nuevo proponiendo la nulidad de toda la elección de Monterrey. Surgen las preguntas siguientes: ¿Puede un Magistrado cambiar completamente el sentido de su proyecto de sentencia antes de la discusión en sesión pública? ¿Son los tribunales constitucionales órganos cuasi parlamentarios que deben buscar en primer lugar obtener mayorías, antes que el convencimiento de sus pares, de los justiciables y de la sociedad por medio de la expresión de razones jurídicas para sustentar su proyecto? Si un tribunal constitucional desea construir certeza, estas preguntas deben ser respondidas en sentido negativo.

Me enfoco ahora en el fondo. La Sala Superior repite constantemente que hubo irregularidades en cuanto a los paquetes electorales y su cómputo en 186 casillas. La Sala concluye que con ello se afectó el principio de certeza y autenticidad de toda la elección. Más preguntas: Dentro de un universo de 1,606 casillas instaladas, ¿irregularidades en 186 casillas son suficientemente graves desde el punto de vista cuantitativo? Sin duda no, porque esa cantidad de casillas representa el 11.58 por ciento del total de las casillas instaladas. Por otra parte, si a la Sala Superior le preocupaba el principio de certeza, ¿por qué no señala específicamente en su razonamiento cuáles fueron las casillas respecto de las cuales se acreditaron irregularidades en los paquetes electorales y el cómputo?

Esta sentencia, desafortunadamente, no es la única que ha abonado a la falta de certeza en la elección extraordinaria de Monterrey. En efecto, una vez que la Comisión Estatal Electoral fijó el día para la jornada electoral extraordinaria y determinó que según la Ley Electoral los partidos políticos y coaliciones no podían cambiar de candidaturas, MORENA impugnó este acuerdo directamente ante la Sala Superior, saltándose (per saltum) las instancias del Tribunal Local y de la Sala Regional. La razón de fondo de MORENA para inconformarse es que deseaban (aún desean) postular una candidatura a la Alcaldía diferente a la que presentó la coalición en la elección ordinaria. Sin embargo, la Sala Superior consideró que el asunto debía ser analizado primero en el Tribunal Local y posteriormente en la Sala Regional. Una decisión más de la Sala Superior que abonó a la falta de certeza, porque aún ahora no existe certeza sobre la constitucionalidad del artículo de la Ley Electoral que prohíbe cambiar de candidaturas en una elección extraordinaria.

Efectivamente, primero el Tribunal Local (JI-320/2018 y su acumulado), y posteriormente la Sala Regional Monterrey (SM-JRC-381/2018), dotaron de mayores dosis de incertidumbre a la elección. La primera sentencia permitió nuevas coaliciones e incluso nuevas candidaturas; la segunda, por su parte, confirmó la posibilidad de nuevas coaliciones, aunque con las mismas candidaturas. Demasiadas interpretaciones sobre un artículo muy claro: “Los partidos políticos no podrán cambiar de candidato o candidatos….” (Art. 16 de la Ley Electoral de Nuevo León). Norma que ya ha sido declarada constitucional por la Suprema Corte de Justicia de la Nación. (Acción de Inconstitucionalidad 9/99 y su acumulada 10/99).

La sentencia del TEE, además, deja de pronunciarse sobre la constitucionalidad del artículo 16 de la Ley Electoral que le planteó MORENA, con lo cual abona a la incertidumbre que todo tribunal debe evitar. Sin embargo, la sentencia de la Sala Regional Monterrey deriva consecuencias jurídicas que resultan aún más ambiguas. En efecto, esta sentencia confirma el derecho a crear nuevas coaliciones, pero obliga a que postulen las mismas candidaturas que en la elección ordinaria, salvo que exista renuncia, fallecimiento o inhabilitación. Pensemos en la nueva coalición PRI-PVEM: Si Adalberto Madero no renuncia a su cargo, ¿quién encabezará la planilla? Pero pensemos en el problema inicial, esto es, la coalición de MORENA-PES-PT. Para ellos, la sentencia de Sala Monterrey implica un efecto negativo: Si constituyen una nueva coalición MORENA y PES, debe ser con las mismas candidaturas de la elección ordinaria, esto es, con el candidato a la Alcaldía cuyo origen partidario es del PT, “Pato” Zambrano; pero si MORENA y PES no desean a este candidato, entonces se quedan fuera de la contienda porque individualmente no pueden postular nuevas candidaturas, esto es, están obligados a ir en coalición y con una candidatura que no desean.

Esta incertidumbre y confusión podría haberse evitado si la Sala Superior hubiese admitido el juicio per saltum que le planteó originalmente MORENA (actualmente hay tres recursos de reconsideración esperando ser resueltos por la Sala Superior faltando menos de un mes para la elección).

En fin, para cuando finalmente tome posesión la planilla ganadora lo único que nos quedará cierto es que en una elección extraordinaria la falta de certeza no es solo responsabilidad de las autoridades administrativas. También los tribunales contribuyen a ella con: i) la judicialización excesiva; ii) la atomización de las instancias jurisdiccionales, pero sobre todo iii) la inflación interpretativa de las normas. 

¡Qué paradoja!: quienes adujeron que en la elección ordinaria hubo falta de certeza son quienes ahora la fomentan. Los Tribunales deben crear condiciones de certeza en cuanto a las reglas del juego, no fomentar la incertidumbre.

TEE permite a partidos cambiar de candidatos para elección extraordinaria de Monterrey

Comparte este artículo:

El Tribunal Electoral del Estado de Nuevo León (TEE), dió marcha atrás al acuerdo de la Comisión Estatal Electoral (CEE) que establecía  que en la elección extraordinaria del 16 de diciembre en Monterrey participarían los mismos 10 competidores y coaliciones de la elección del 1 de julio.

El proyecto original, presentado por Carlos Leal Isla, planteaba dejar los mismos candidatos y coaliciones, pero el TEE resignó el caso al magistrado Jesús Eduardo Bautista, quien en su proyecto estableció que el acuerdo de la CEE vulnera los derechos de auto organización y asociación de los partidos de coalición.

La ponencia de Bautista fue apoyada por Gastón Enríquez, y con eso basto para que   el proyecto fuera aprobado.

La resolución del TEE no plantea una modificación en el calendario electoral, por lo que la elección extraordinaria de Monterrey se llevará a cabo el próximo 16 de diciembre.

Cabe recordar que fue Morena quien impugnó el acuerdo de la CEE, por lo que con el falló del TEE podrán escoger a otro candidato que no sea Patricio Zambrano, y no ir en coalición con el PT y PES.

Prevé TEE mantener candidatos y coaliciones en Elección de Monterrey

Comparte este artículo:

El Tribunal Estatal Electoral (TEE) preve presentar hoy un proyecto en el que se establece que para la elección extraordinaria para la alcaldía de Monterrey, los partidos mantengan a los mismos candidatos y coaliciones.

Si el proyecto que se presentará es aprobado por los magistrados, el Pato Zambrano aparecerá en la boleta como candidato común del PT, PES y Morena, esto a pesar de que los dos últimos impugnaron la convocatoria de la Comisión Estatal Electoral (CEE), con el objetivo de poder postular a otros aspirantes.

La solución del TEE no será definitiva, debido a que Morena puede impugnar ante la Sala Regional del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), e incluso ir hasta la Sala Superior, instancias que no tienen un plazo fijo para resolver.

Se espera que el TEE sesione el día de hoy al rededor de medio día. Se necesitan los votos de dos magistrados de tres para aprobar el proyecto.

Adrián de la Garza impugna resolución de Sala Regional

Comparte este artículo:

El alcalde de Monterrey, Adrián de la Garza y el Partido Revolucionario Institucional (PRI), presentaron una impugnación en contra del falló de la Sala Regional del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), que le devolvió la victoria al panista Felipe de Jesús Cantú en la elección municipal de Monterrey.

El lunes a las 22 hrs fueron presentados los recursos de reconsideración en la Oficialía de Partes de la Sada Regional, con el fin de que sean resueltos por la Sala Superior en la Ciudad de México.

En los recursos, el tricolor argumenta que la Sala Regional modificó la resolución del Tribunal Estatal Electoral (TEE), sin tomar en cuenta las irregularidades graves, sistemáticas, irreparables y generalizadas durante la elección municipal de Monterrey, por lo que quedo vulnerado el principio constitucional de certeza en los resultados electorales.

Los magistrados de la Sala Superior tienen un plazo de 8 días para dar resolución a los recursos presentados por el PRI, ya que debe de emitir un fallo a más tardar el próximo martes 30 de octubres, antes de que tome protesta el nuevo gobierno municipal.

Confía PAN en recuperar Monterrey y Guadalupe

Comparte este artículo:
Luego de que el Tribunal Estatal Federal respaldara el triunfo del PAN en la Gubernatura de Puebla, la dirigencia nacional señaló que esto les da confianza en recuperar las Alcaldías de Monterrey y Guadalupe.
Marcelo Torres y Eduardo Aguilar, Secretario General y director jurídico del partido, respectivamente, visitaron a Felipe de Jesús Cantú y Pedro Garza en una manifestación pacífica que realizaron esta tarde en el cruce de Revolución y Chapultepec, donde ambos insistieron en que para el CEN estos casos son prioridad. 
“El día de ayer que la Sala Superior resolvió el asunto de Puebla dijo algo muy importante: ‘que nos violó y no se rompió la cadena de custodia'”, dijo Aguilar.
“Ese fue uno de los argumentos que habían puesto para Monterrey y Guadalupe, por lo tanto, creemos que vamos en senda de gloria, que vamos en ruta adecuada porque la voluntad de los ciudadanos tiene que ser respetada.
Torres señaló que la dirigencia nacional seguirá apoyando la causa de Cantú y Treviño hasta que les regresen el triunfo que ilegalmente les quitó el Tribunal Estatal Electoral.
“Vamos a seguir luchando por la causa, por la lucha ciudadana”, mencionó.
“Esta causa la vamos a seguir defendiendo con todo porque fue la voluntad cívica, libre y espontánea de los ciudadanos. Le exigimos a las autoridades que honren su compromiso, que se cumpla la ley y la voluntad de la gente de Monterrey y de Guadalupe”.
Felipe afirmó que ante lo ilegal del actuar de los magistrados, las pruebas que ellos tienen y  los fallos que ha dado la Sala Superior, sienten que van por buen camino. 
“Lo que hemos venido exigiendo es que las pruebas sean las que se presenten y habrán notado que el PRI no ha presentado ningún prueba en público”, refirió.
“Esto es porque no les conviene entrar en el detalle de la elección porque ahí es donde ellos pierden”.
Garza añadió que el apoyo que han recibido de los ciudadanos durante poco más del mes que lleva el plantón les reconfirma el triunfo que obtuvieron en las urnas.
En el cruce, los panistas estuvieron por más de una hora saludando a los automovilistas, quienes accionaron su claxon en señal de apoyo.

La sentencia que reconfiguró el Congreso del Estado

Comparte este artículo:

Todo sistema electoral busca fundamentalmente “traducir los votos en escaños ganados por partidos y candidatos” (Proyecto ACE). Las familias de sistemas electorales, según Colomer (2001), se clasifican en tres tipos: i) sistemas mayoritarios (reglas de un solo ganador); ii) sistemas proporcionales (reglas de múltiples ganadores), y iii) sistemas mixtos. El sistema electoral para integrar el Congreso del Estado de Nuevo León es mixto: 26 diputaciones electas por mayoría relativa (MR) y 16 diputaciones electas por el principio de representación proporcional (RP).

La aplicación de las reglas jurídicas sirvieron de fundamento para que la Comisión Estatal Electoral (CEE) determinara que para la Legislatura 2018-2021 el Congreso se integraría de la siguiente forma: el PAN con 16 curules (12 de MR y 4 de RP); el PRI, 6  (2 de MR y 4 de RP); el PT, 4 (3 de MR y 1 de RP); el PVEM, 1 (solo RP); MC, 3 (1 de MR y 2 de RP); PNA, 1 (solo RP); MORENA, 8 (5 de MR y 3 de RP); y PES, 3 (solo de MR). (Acuerdo CEE/CG/2017/2018). 

El total de escaños que correspondieron al PRI fue producto de que este partido se encontraba sub representado. En efecto, en el artículo 116, fracción II de la Constitución General se establece que “en la integración de la legislatura, el porcentaje de representación de un partido político no podrá ser menor al porcentaje de votación que hubiere recibido menos ocho puntos porcentuales.” Para la CEE, el PRI estaría sub representado con 5.6850 diputaciones, por ende, el cálculo final para este partido fue de 6 curules: 2 de MR y 4 de RP.

En contra del acuerdo se presentaron 11 juicios de inconformidad ante el Tribunal Electoral del Estado de Nuevo León (TEE), por diversas causas. Una de las que el TEE les dio la razón a los inconformes, fue que la CEE debió estimar a la Coalición Juntos Haremos Historia (JHH) en la entidad como un partido político, para efectos de la asignación de diputados por el principio de representación proporcional, incluidas las fórmulas sobre los límites de la sobre y sub representación política. (JI-257/2018 y acumulados). Para ello, el Tribunal estimó aplicable una tesis relevante de 2007 en la cual se establece que los límites de sobrerrepresentación les aplican a las coaliciones como si se trataran de un partido (Tesis XXIII/2007). Un razonamiento esencialmente igual fue utilizado por el Tribunal Electoral del Estado de México y con ello se le restaron a MORENA 10 escaños del Congreso de ese estado. (JDCL/434/2028 y acumulados). Incluso, el TEE afirmó en la sentencia que la CEE obró de forma incorrecta porque cuando los partidos coaligados (MORENA, PT y PES)  registraron sus listas plurinominales, debió habérseles advertido que debían presentar una sola lista por la coalición para tener derecho al reparto de curules por representación proporcional (p. 15). 

Como consecuencia de este criterio del TEE, la nueva distribución se modificó toda vez que para el Tribunal al PRI le correspondían dos diputaciones más de representación proporcional para compensar la sub representación en la que aún se encontraba y, por ende, dichos escaños se tomaron de la Coalición Juntos Haremos Historia, uno de MORENA y otro más del PT. Los demás partidos quedaron exactamente igual que en el acuerdo original de la CEE.

El criterio utilizado por el TEE en su sentencia del 10 de agosto reconfiguró la integración del Congreso del Estado. No obstante, desde mi perspectiva, se trata de una reconfiguración cuya vida será efímera. Enseguida mis razones.

En primer lugar, considerar a la Coalición Juntos Haremos Historia (JHH) para efectos de la distribución de escaños y la verificación de límites constitucionales,  desatiende el espíritu de la reforma de 2008 conforme a la cual, las candidaturas que compiten en coalición aparecen en las boletas tantas veces como partidos estén coaligados. Desde este sentido, las labores de escrutinio y cómputo en casilla deben contemplar las distintas formas de combinación de las coaliciones, porque a nivel de casilla lo que importa es saber cuántos votos obtuvo cada candidatura (art. 426 del Reglamento de Elecciones), sin embargo, la distribución de los votos entre los partidos coaligados para efectos de los cómputos y la distribución de escaños, debe realizarse “igualitariamente entre los partidos que integran la coalición; de existir fracción, los votos correspondientes se asignarán a los partidos de más alta votación” (arts. 311.1.c] de la LGIPE y 81 BIS 7 de la Ley Electoral del Estado). Estas normas se crearon para que los partidos coaligados no se otorgaran votos entre sí de forma artificial a través del convenio de coalición, y su fuerza electoral fuese solo el producto de los votos emitidos por los electores, en las diversas combinaciones de votación para cada coalición. En efecto, tal fue la intención del legislador en 2008, según puede corroborarse en la exposición de motivos del Decreto por el que se expidió el Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales: 

La Iniciativa propone que, en todo caso, cada uno de los partidos coaligados aparezca en la boleta con su propio emblema, y que los votos se sumen a favor del candidato de la coalición y cuenten, por separado, a favor de cada partido. En consecuencia, los partidos coaligados deberán registrar, por sí mismos, listas de candidatos a diputados por el principio de representación proporcional y a senadores por el mismo principio. (DOF del 14 de enero de 2008).

La sentencia del TEE parece olvidar esta razón y por ello, incorrectamente, considera a la Coalición JHH como un solo partido, cuando la distribución y la sobre y sub representación debe observarse para cada partido coaligado.

En esta misma línea argumentativa, la tesis que usa el TEE para fundar su criterio es, primero que nada, solo un criterio orientador, dado que no constituye jurisprudencia; y en segundo término, su creación como tesis relevante es, precisamente, anterior a la reforma de 2008 que antes señalé, por lo que resultaba inaplicable para la reconfiguración del Congreso.

En segundo lugar, si el TEE hubiese investigado, así fuera de forma superficial, el comportamiento del INE en el acuerdo de distribución y asignación de curules de representación proporcional de la elección de 2015, habría corroborado que la distribución de curules y, por ende, la verificación de la sobrerrepresentación, se realiza por cada partido político, y no considerando a cada coalición como un partido político. De hecho, apenas hace un par de días, el Consejo General del INE emitió el acuerdo correspondiente para 2018 y en ningún momento considera a la Coalición JHH como un solo partido político (INE/CG1181/2018); en efecto, en el acuerdo se determina que el PT, no la Coalición JHH, se encontró en sobrerrepresentación (p. 36). Por qué el Tribunal toma un criterio sin sustento en los precedentes del órgano regulador de las elecciones en el país es una incógnita. Lo que me parece claro es que su razonamiento podrá ser revocado por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

En efecto, y este sería mi tercer argumento, recientemente, la Sala Toluca del TEPJF modificó la sentencia del Tribunal Electoral del Estado de México a que hice mención líneas arriba. En su sentencia, la Sala Toluca determinó que MORENA, PT y PES tenían razón en sus agravios porque para efectos de representación proporcional no conforman una unidad y, por ende, los límites de sobrerrepresentación están referidos “a los partidos políticos en lo individual, en función del origen de los candidatos y del grupo parlamentario al que pertenecerán de resultar electos y, no así a todos los partidos que conformaron la coalición.” (ST-JRC-135/2018 y acumulados). Muy probablemente este podrá ser un criterio que utilice la Sala Regional Monterrey y, por tanto, la reconfiguración del Congreso ordenada por el TEE tendrá una muy breve duración.

Por último, no logro explicarme cómo es que un juzgador puede dejar de observar la voluntad expresa del legislador. Como se sabe, en 2017 se aprobó una reforma electoral que, entre otras cosas, introdujo al sistema electoral de Nuevo León la figura de las listas plurinominales. Una de las novedades fue que, además de las candidaturas de mayoría relativa, “cada partido político registrará una lista de dos fórmulas de candidatos por la vía plurinominal, compuestas cada una por un propietario y un suplente del mismo género. Cada formula será de un género distinto y ambas fórmulas podrán ser registradas por las dos vías de manera simultánea.”  Esta fue la voluntad expresa del legislador: que cada partido político, no cada coalición, registrara las candidaturas plurinominales. El TEE desconoce con su sentencia la voluntad expresa del legislador y, además, obvia el modelo que para la elección de diputaciones federales plurinominales determina la Legislación General: “La solicitud de cada partido político para el registro de las listas completas de candidaturas a diputados por el principio de representación proporcional…” (art. 238.4 LGIPE). De hecho, no solo desconoce la voluntad del legislador, también deja de ser congruente con sus propias sentencias, como la que dictó el 28 de febrero de este año, en el expediente JI-15/2018, en donde, para resolver el problema planteado por el PAN en el sentido de si los partidos estaban obligados a registrar las dos fórmulas plurinominales, el TEE en ningún momento razona en su sentencia que esta obligación corresponde tanto a partidos como a coaliciones.

En síntesis, la sentencia del TEE que reconfiguró el Congreso del Estado tendrá efectos efímeros, porque para la distribución y asignación de diputaciones de representación proporcional, y para la verificación de límites constitucionales como la sobrerrepresentación, no se debe tomar a las coaliciones como un solo partido político.

Clouthier afirma que Treviño ejerció violencia de género

Comparte este artículo:

Rebeca Clouthier, ex candidata panista a la Alcaldía de San Pedro, afirmó que el independiente Miguel Treviño, quien ganó las elecciones en ese Municipio, ejerció violencia política contra ella.

Luego de que el PAN impugnó ante el TEE las elecciones de San Pedro para buscar la anulación, Clouthier que estaban en espera de la resolución y en caso de fallar en contra, acudirán a las instancias federales.
“El (Treviño) estuvo diciendo reiteradamente que San Pedro no estaba preparado para que una mujer lo gobernara y que yo no tenía la capacidad por ser mujer de poder con la seguridad o inseguridad del municipio” expreso Clouthier al acudir el día de ayer domingo a la plaza principal de Guadalupe para apoyar al panista Pedro Garza, a quien el TEE le quito el triunfo de la alcaldía de ese Municipio.
“Y eso lo filtró y ese era el común denominador de las propias mujeres, y muchos ciudadanos, que yo no iba a poder con San Pedro porque era mujer”
La ex candidata panista aseguró que esta emprendiendo esta batalla legal porque Treviño recurrió a ilegalidades para ganar, y que no lo hace por buscar un cargo público.
“El Alcalde electo de San Pedro es un violador recurrente de la Ley“, afirmo Clouthier.
Añadio que los hechos en los que incurrió Miguel Treviño son actos anticipados de campaña, haberse excedido en gastos de campaña, hacer campaña en veda electoral, y realizar propaganda política el día de las elecciones.
La panista afirmó que dará batalla legal hasta la última instancia.