Conversan AMLO y Kamala Harris sobre migración

Comparte este artículo:

El presidente Andrés Manuel López Obrador conversó telefónicamente con Kamala Harris vicepresidenta de Estados Unidos y afirmó que existe disposición del gobierno mexicano de sumar voluntades en el combate al tráfico de personas y protección de los derechos humanos de los migrantes. 

“Platicamos con Kamala Harris, vicepresidenta de EE.UU. y encargada de atender el asunto migratorio en Centroamérica.

Existe disposición de nuestra parte para sumar voluntades en el combate al tráfico de personas y protección de los derechos humanos, sobre todo de niñas y niños”, publicó en su cuenta de Twitter. 

 

(Con información de Reforma)

Asume Kamala Harris la misión de frenar los flujos de migración a Estados Unidos

Comparte este artículo:

La vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, fue delegada la misión de frenar la migración irregular desde Centroamérica en conjunto con las coordinaciones de El Salvador, Honduras y Guatemala para combatir los problemas de violencia y corrupción que provocan la huida de sus ciudadanos hacia el norte.

El presidente Joe Biden aseguró en una declaración de prensa este miércoles que Harris es la persona más cualificada para enfrentar el problema. “Cuando ella hable, hablará por mí y no tiene que consultarlo antes conmigo”, afirmó.

Cabe recalcar que, cuando Biden fue vicepresidente en el gobierno de Obama, él ayudó a diseñar el Plan para la Alianza de Prosperidad para el Triángulo Norte de Centroamérica (El Salvador, Honduras y Guatemala) con el fin de otorgar 750 millones de dólares a esos países con el objetivo de atajar las causas de la migración: la pobreza, la falta de oportunidades económicas y la violencia.

Con información de El Tiempo.

Kamala Harris hace historia al asumir como vicepresidenta de Estados Unidos

Comparte este artículo:

Pionera en multitud de ocasiones, Kamala Harris rompió este miércoles otro nuevo techo de cristal al convertirse en la primera mujer, y la primera persona de color, en acceder a la vicepresidencia de Estados Unidos en la consagración de una carrera fuera de lo común.

A los 56 años, la dinámica y belicosa exsenadora demócrata de California permitió que Joe Biden, de 78 años, obtuviera el apoyo de un electorado más diverso que buscaba estar mejor representado en la cima del poder.

Tanto es así que algunos dijeron que no votaron por Biden sino por ella, una abogada de padre jamaicano y madre india.

Vestida de blanco, en recuerdo a las sufragistas, Harris dio su discurso de victoria en noviembre rindiendo un emocionado homenaje a su madre y a quienes “sacrificaron tanto por la igualdad, la libertad y la justicia para todos”.

“Pienso en ella, en las generaciones de mujeres, negras, asiáticas, blancas, latinas, nativas americanas, que abrieron el camino”, lanzó.

Y saludando la “audacia” de Joe Biden al haberla elegido, prometió: “Podré ser la primera mujer en este cargo, pero no seré la última”. “Porque cada niña que me está mirando esta noche ve que este es un país de posibilidades”, añadió.

– Activa –

Durante la campaña, esta exfiscal llamó incansablemente a una movilización histórica, denunciando los intentos de obstruir el voto en los estados tradicionalmente republicanos.

“¿Por qué creen que tanta gente poderosa (…) está tratando de impedirles que voten?”, preguntó a una audiencia de jóvenes electores afroestadounidenses en la sureña Georgia. “Ellos saben del poder que ustedes tienen”, respondió.

Tras la ola histórica de indignación contra el racismo y la violencia policial, prometió junto a quien fuera vicepresidente de Barack Obama “erradicar” las injusticias.

Siempre con tapabocas para protegerse del coronavirus y respetando la distancia social como Biden, Harris hizo una campaña más activa que el septuagenario, en la que se la pudo ver bailar o hablar con clientes de los cafés, siempre al aire libre por la covid-19.

– Pionera –

Con una carrera brillante, digna del mejor “sueño americano” a pesar de capítulos controvertidos, Harris soñaba con convertirse en la primera mujer negra presidenta de Estados Unidos.

Finalmente se postuló a la vicepresidencia pero, sin duda, con la mirada puesta en las elecciones presidenciales de 2024 y con la esperanza de romper entonces el techo de cristal definitivo.

Harris acumula ya varios títulos de pionera.

Creció en Oakland, donde su padre, profesor de economía, y su madre, investigadora del cáncer de mama ya fallecida, eran activistas de los derechos civiles.

Graduada de la Universidad Howard, fundada en Washington DC para acoger a estudiantes afroestadounidenses en medio de la segregación, recuerda regularmente su membresía en la asociación de estudiantes negros “Alpha Kappa Alpha”.

Después de dos mandatos como fiscal en San Francisco (2004-2011), fue elegida dos veces fiscal general de California (2011-2017), convirtiéndose en la primera mujer, pero también la primera persona negra, en encabezar los servicios judiciales del estado más poblado del país.

Después, en enero de 2017, prestó juramento en el Senado en la capital estadounidense como la primera mujer del sur de Asia y la segunda senadora negra de la historia.

Como vicepresidenta tampoco abandonará definitivamente la Cámara Alta: según la constitución, ella podrá inclinar la balanza en caso de igualdad previsible en las votaciones del Senado, que desde este miércoles tiene 50 legisladores demócratas contra 50 republicanos.

– “Lista para ser presidenta” –

Sus rigurosos interrogatorios a los candidatos de Donald Trump en las audiencias de confirmación le hicieron famosa en el Senado.

Pero fue durante uno de los debates de las primarias demócratas -cuando se enfrentó al propio Biden, atacándolo por sus posiciones pasadas con respecto a las políticas de desegregación racial en la década de 1970-, cuando llamó la atención de más gente.

Su relato de cómo, cuando era pequeña, estaba en uno de los autobuses que llevaban escolares negros a barrios blancos, emocionó a la audiencia y le hizo crecer brevemente en las encuestas.

Sin embargo, acabó tirando la toalla de la carrera presidencial. Su experiencia en los poderes legislativo, judicial y ejecutivo, y su cercanía con Beau Biden, hijo de Joe y exfiscal de Delaware que murió de cáncer en 2015, convencieron a su exrival para elegirla como su compañera de fórmula.

Biden se benefició también de su imagen de mujer moderna, “Momala” de los dos hijos de su marido, orgullosa de su familia mixta y ensamblada con el abogado blanco Douglas Emhoff, quien también participó activamente en la campaña presidencial.

Pero el pasado de Harris como fiscal también pesa en su contra. Votantes negros y progresistas deploran su reputación de dureza, en particular al castigar estrictamente delitos menores que, según sus detractores, han afectado principalmente a las minorías.

Frente a Mike Pence, en el único debate de los candidatos a vicepresidentes, atacó varias veces el manejo del gobierno de la crisis del coronavirus, que calificó como “el mayor fracaso de cualquier administración presidencial en la historia” del país.

Al día siguiente, el todavía presidente Donald Trump la llamó “monstruo”.

“No hago comentarios sobre observaciones pueriles”, reaccionó Harris.

A su lado, Biden se indignó por las afirmaciones “vergonzosas” del ahora exmandatario. Antes de elogiar a su compañera de fórmula: “Es una de las mejores personas que he conocido. Es alguien que está lista, desde el primer día, para ser presidenta de Estados Unidos”, aseguró.

(Fuente: AFP)

Homenajean Biden y Harris a víctimas de COVID

Comparte este artículo:

A tan solo unas  horas de su toma de protesta, los presidente y vicepresidenta electos Joe Biden y Kamala Harris acudieron a un homenaje en honor a las víctimas de Covid-19. El evento se llevó a cabo en la piscina reflectante del Monumento a Lincoln en Washington. 

Como homenaje a las víctimas, se colocaron 400 luces en los perímetros de la piscina. Además, la cantante Yolanda Adams interpretó algunas canciones durante la ceremonia.

“La única manera de sanar, es recordando. A veces, es difícil recordar, pero así es cómo sanamos. Es importante que lo hagamos como nación”, expresó el presidente electo.

“Por muchos meses hemos hecho el duelo solos, pero ahora el país está unido. No estamos juntos físicamente, pero sí en espíritu”, enunció la vicepresidenta electa Harris.

Los contagios por Covid-10 han ido en aumento. Tan solo hoy, la cifra sobrepasó las 400.000 muertes en Estados Unidos.

Con información de: “CNN” y “El País”.

Financial Times advierte que Biden sería un vecino agresivo de México

Comparte este artículo:

El día de hoy, el medio estadounidense Financial Times aseguró que los expertos estadounidenses que monitorean el cumplimiento de México de las disposiciones del T-MEC, sobretodo laborales, emitieron una severa advertencia antes del cierre del año pasado: “No más negocios como de costumbre“.

El diario del vecino del norte refiere al lento progreso de México en la implementación de los compromisos para el TLCAN; no obstante, aseguran que la frase también podría describir las relaciones bilaterales cuando Joe Biden ingrese a la Casa Blanca desde el día de mañana.

La materia de seguridad cuenta con un lugar de máxima importancia para la agenda bilateral, lo cual ha decaído la relación comercial de 600 mil millones de dólares, al igual que las opiniones discrepantes entre los líderes sobre el cambio climático y las energías renovables.

Otro tema que preocupa y al parecer generará presiones de acuerdo con el diario es empeoramiento del entorno empresarial de México, con reguladores independientes y respeto por los contratos amenazados por el Presidente en México.

Uno de los miembros del equipo de transición de Biden aseguró en la publicación que: “Una presidencia de Biden podría ser bastante incómoda para AMLO“.

La nota destaca el hecho de haber quebrado su prohibición autoimpuesta sobre viajar al extranjero al viajar a los Estados Unidos para reunirse con el presidente Trump en la Casa Blanca el año pasado, esto luego de los comentarios e insultos para los mexicanos y la insistencia para que México pague por un muro fronterizo.

Se destacó que el Presidente de México tardó seis semanas en felicitar a Biden por su victoria electoral y, cuando lo hizo finalmente, envió una carta en la que le recordaba al presidente electo que debía respetar la soberanía mexicana.

La publicación cuenta con comentarios de Denise Dresser, politóloga y profesora del ITAM, quien aseguró que “Es como si López Obrador estuviera tratando de forma preventiva de crear un hombre de paja con quien pelear… usando el antiamericanismo y el nacionalismo para ganar puntos políticos en México, particularmente en un año electoral“.

Las relaciones se complican más luego de que este mes México haya dado dos bofetadas a los Estados Unidos, aseguró el medio. El primero es el ofrecimiento de asilo político a Julian Assange, el fundador de WikiLeaks. El segundo es acusar a Washington de fabricar cargos de tráfico de drogas contra su ex Secretario de Defensa, el General Salvador Cienfuegos.

Se añaden también las tensiones en el sector energético, donde firmas estadounidenses tienen grandes inversiones en México, ha buscado reprimir los permisos, frenar la generación de energía renovable y favorecer a las compañías estatales Pemex y CFE. En pocas palabras, FT asegura que Obrador es un campeón de los combustibles fósiles, caso contrario a lo que busca Biden. 

Finalmente, el Financial Times consideró que entre el Covid-19 y la economía, Biden se verá limitado en su accionar, no obstante, México no debe asumir que tendrá una oportunidad sencilla.

Con información de Reforma y Financial Times

Y tras los disturbios… Trump promete una “transición ordenada” del poder

Comparte este artículo:

El Presidente saliente de Estados Unidos, Donald Trump, reconoció que su mandato terminó y prometió una “transición ordenada”, luego que el Congreso ratificara la victoria electoral del Mandatario electo Joe Biden.

“A pesar de que estoy totalmente en desacuerdo con el resultado de las elecciones, y los hechos están de mi lado, sin embargo, habrá una transición ordenada el 20 de enero”, dijo Trump en un comunicado distribuido en Twitter por uno de sus principales asesores, Dan Scavino.

“Siempre he dicho que continuaríamos nuestra lucha para asegurar que solo se contaban los votos legales. ¡Aunque esto representa el fin del mejor primer mandato en la historia presidencial, solo es el comienzo de nuestra lucha para Hacer a Estados Unidos Grande de Nuevo!”.

La reacción de Trump llegó a través de Scavino porque la cuenta de Twitter del propio Presidente está suspendida temporalmente, debido a unos mensajes en los que justificó el asalto al Capitolio por parte de sus simpatizantes.

Trump no llegó a reconocer del todo la derrota en su comunicado, algo que prometió a sus seguidores que “nunca” haría, pero sí admitió que su mandato llega a su fin, y que tendrá que abandonar la Casa Blanca el próximo 20 de enero.

Su mensaje llegó minutos después de que el Congreso de EU ratificara la victoria del Presidente electo, Joe Biden, en un gesto normalmente ceremonial que derivó en uno de los días más oscuros de la historia del país.

El Vicepresidente Mike Pence, que presidía la sesión, declaró en la sesión que la ratificación del Congreso debía considerarse “suficiente” para aceptar la elección de Biden.

Pence puso así fin a una sesión que comenzó a primera hora de la tarde del miércoles y quedó interrumpida por el extraordinario asalto al Capitolio de los seguidores del Presidente Donald Trump, un asedio que duró casi cuatro horas y se saldó con cuatro muertos, 14 policías heridos y al menos 52 detenidos.

Unas dos horas después de que las autoridades consiguieran despejar el Capitolio y sus inmediaciones, ambas cámaras del Congreso volvieron a reunirse para seguir con el proceso de ratificación del resultado de las elecciones, que ya quedó confirmado en diciembre por el órgano competente en EU, el Colegio Electoral.

La nueva sesión duró más de siete horas debido al debate sobre dos objeciones al resultado de las elecciones en Pensilvania y en Arizona, ambas presentadas por los aliados de Trump.

Nunca hubo ninguna perspectiva de que las objeciones presentadas en el Congreso prosperaran, puesto que cada uno de ellos debe superar una votación en el pleno y los demócratas, el partido de Biden, son mayoría en la Cámara de Representantes.

Sin embargo, Trump insistió en presionar a los legisladores y a Pence para que se arrogaran unos poderes que no les corresponden bajo la Constitución e interfirieran en la sesión.

(Fuente: AP)

Certifica el Congreso de Estados Unidos victoria Presidencial de Biden y Harris

Comparte este artículo:

El Congreso de Estados Unidos certificó la victoria Presidencial de los demócratas Joe Biden y Kamala Harris, por 306 votos en el Colegio Electoral frente a 232 de Donald Trump, esto después de los hechos de violencia a las afueras al interior del Capitolio que dejaron 4 personas sin vida y 52 arrestados.

El debate dirigido por el vicepresidente Mike Pence fue suspendido durante la tarde tras la insurrección de simpatizantes del presidente Trump y se reanudó la noche del miércoles.

El proceso, que comúnmente es un trámite, fue alargado luego de que dos senadores republicanos, Ted Cruz y Josh Hawley, se opusieran a los resultados de Arizona y Pensilvania.

Cada una de las objeciones dispararon debates de dos horas, seguidos por una votación. en ambos casos, el Senado y la Cámara baja rechazaron las objeciones lo que permitió la certificación de los votos.

Cabe mencionar, que durante sus intervenciones, los republicanos repitieron acusaciones infundadas sobre fraude electoral, que han sido rechazadas hasta 60 veces en casos distintos en las cortes de Estados Unidos.

Aunque se esperaba que los republicanos se unieran a otras objeciones, que necesitaban la firma de un senador y un miembro de la Cámara baja, ningún senador firmo las peticiones para Georgia, Michigan, Nevada o Wisconsin, esto después de que muchos de los miembros de la Cámara alta desecharan sus planes de objetar el proceso, tras los hechos violentos del día.

Warnock gana elección al Senado en Georgia

Comparte este artículo:

Raphael Warnock se impuso a la republicana Kelly Loeffler y ganó la elección al Senado de Estados Unidos en Georgia, victoria que acerca a los demócratas a alcanzar la mayoría en la Cámara alta.

Warnock derrotó a la Senadora Loeffler en los comicios de segunda vuelta en el estado, según las proyecciones de AP y varios medios locales.

“Esta noche, demostramos que con esperanza, trabajo duro y la gente a nuestro lado, todo es posible”, dijo Warnock a sus seguidores en un discurso virtual difundido por varios medios.

Su oponente aún no admite la derrota.

Según las estimaciones, con más del 97 por ciento de los sufragios, el demócrata ya superó el 50 por ciento de los votos y llevaría una ventaja de más de 30 mil sobre su oponente.

Si los demócratas conquistan también el otro asiento que está en juego en las elecciones, tomarán las riendas del Senado, que ahora controlan los republicanos, lo que facilitará los dos primeros años de Gobierno al Presidente electo, Joe Biden, que llegará al poder el 20 de enero.

Warnock, un reverendo de 51 años, será el primer senador negro que representa a la sureña Georgia en la historia del país, después de ser pastor de una iglesia de Atlanta en la cual predicó el líder de los derechos civiles Martin Luther King, asesinado en 1968.

Todavía no hay proyecciones definitivas sobre qué pasará con el otro escaño en juego en las elecciones, el que ahora controla el senador republicano David Perdue, y el escrutinio muestra una contienda muy ajustada contra el otro candidato demócrata, Jon Ossoff.

En caso de que ganen los dos candidatos demócratas, el Senado quedará dividido en 50 escaños de un partido y otros 50 del otro, pero la Vicepresidenta electa, Kamala Harris, podría romper cualquier posible empate, dado que su nuevo cargo implica ser también la presidenta de la Cámara alta.

En ese caso, Biden tendrá mucho más fácil aprobar a los candidatos para su gabinete e impulsar sus prioridades legislativas, dado que en muchos casos basta una mayoría simple de 51 votos para aprobar o impedir un cambio en el Senado, y los demócratas ya controlan la Cámara baja.

(Fuente: EFE)

En un día se define todo

Comparte este artículo:

Empieza el 2021 y lo recibiremos platicando de las elecciones al Senado que se llevan a cabo hoy mismo, 5 de enero, en Georgia, Estados Unidos.

 Verás, estas votaciones son de suma importancia porque el resultado de hoy definirá en buena parte la presidencia de Joe Biden. ¿Por qué? Te platico.

En Noviembre pasado, como recordarás, se llevaron a cabo las elecciones generales en Estados Unidos. Además de muchísimos cargos locales, los ciudadanos eligieron a su próximo presidente y a sus representantes, y algunos estados también votaron por senadores. 

Los resultados ya los conocemos: Joe Biden es el presidente electo, y los demócratas mantuvieron la mayoría en la Cámara de Representantes. Sólo falta determinar la composición del Senado en su totalidad.

Hasta el momento, el Partido Republicano tiene 50 senadores, y los demócratas 48. 98 lugares de 100, siendo los 2 restantes los que se disputan hoy. Si el partido de Donald Trump gana al menos uno de los dos lugares, mantienen su mayoría, y con eso, la capacidad de bloquear gran parte de la ambiciosa agenda que enseña Joe Biden. 

Con 51 o 52 votos es más que suficiente para que leyes o resoluciones importantes, como las de protección al medio ambiente o las de ayuda económica durante la pandemia, no pasen del piso del Senado y sean congeladas.

Si los demócratas ganan ambas carreras mañana, el Senado terminará en un 50-50. Según sus leyes, en caso de empate, el voto definitivo lo tendría la Vicepresidenta Kamala Harris, demócrata. Es por lo que en papel, el partido azul tendrá mayoría en todo el brazo legislativo del gobierno estadounidense.

Son dos carreras muy diferentes. 

Lo que sucede en Georgia es que si ningún candidato obtiene la mayoría de votos, se tiene que disputar una segunda vuelta, o runoff, como ellos le llaman. En la primera carrera, el senador David Perdue (R) enfrentó a Jon Ossoff (D). El republicano le ganó al demócrata por casi dos puntos, pero no alcanzó la mayoría, finalizando con 49.7% de los votos, y por eso es que vuelven a enfrentarse ahora.

La otra carrera es más extraña. La senadora Kelly Loeffler (R) no llegó a Washington ganando una elección. Fue designada por el gobernador del estado tras el retiro de su antecesor. En esta elección en particular no hay primarias, por lo que todos los candidatos sin importar el partido son colocados en la boleta de la elección general. De todos estos, que son más de una decena, cinco sobresalieron en las encuestas, pero Raphael Warnock (D) fue el que más votos obtuvo, el 32.9% de las preferencias. Al seguirle la senadora Loeffler, con 25.9%, ambos avanzan al runoff, mismo que se vota hoy.

Es por esto que la elección en Georgia, estado donde se encuentra Atlanta, es de gran importancia. ¿Podrán los republicanos mantener el control del Senado y así ser oposición de Biden? ¿O los demócratas obtendrán mayoría en ambas cámaras y así podrán completar su agenda?

Quedamos pendientes. Que tengan un excelente inicio de año.

Demócratas piden investigación por llamada de Trump a autoridades de Georgia

Comparte este artículo:

Líderes demócratas aseguraron que la llamada del presidente Donald Trump al secretario de Estado de Georgia presionándolo por “encontrar” votos que reviertan el triunfo de Joe Biden debería ser indagada.

A través de una carta al director del FBI, Christopher Wry, los demócratas de la Cámara baja, Ted Lieu y Kathleen Rice, pidieron que se habrá una investigación criminal contra el aún mandatario.

“Como miembros del Congreso y ex fiscales, creemos que Donald Trump realizo una solicitud para cometer delitos electorales. Le pedimos que abra una investigación criminal contra el presidente”, se lee en la carta.

Por su parte, el senador Dick Durbin, el segundo demócrata en rango en esa cámara, también criticó la conducta de Trump.

“Amerita nada menos que una investigación penal”, indicó.

La vicepresidenta electa Kamala Harris calificó la llamada como un abuso de poder.

“Fue un abuso de poder claro y audaz por parte del presidente de los Estados Unidos”, declaró.

Bob Bauer, asesor de Biden, consideró que la grabación es una “prueba irrefutable” de que Trump presionó y amenazó a un funcionario de su propio partido para rescindir el conde de votos legal y certificado de un estado y fabricar otro en su lugar.

“Capta la historia completa y vergonzosa acerca del ataque de Donald Trump a la democracia estadounidense”, afirmó Bauer.

Además, expertos consultados por The New York Times señalaron que el amago de Trump constituiría un delito electoral, aunque sería difícil imputar al mandatario por la llamada.

“Me parece que lo que hizo viola claramente los estatutos de Georgia”, dijo Leigh Ann Webster, una abogada de defensa criminal de Atlanta, citando una ley estatal que lo hace ilegal para cualquier persona que “solicite, ordene, importune o intente causar que la otra persona participe” en un fraude electoral.

A nivel federal, cualquiera que “a sabiendas y deliberadamente prive, defraude o intente privar o defraudar a los residentes de un estado de un proceso electoral conducido de manera justa e imparcial”, está infringiendo la ley.

Cabe recordar que The Washington Post difundió ayer audios de una llamada del presidente Trump con el secretario estatal de Georgia, Brad Raffensperger, en la que lo presiona para “recalcar” la elección en el estado.

“Todo lo que quiero hacer es esto. Solo quiero encontrar 11 mil 780 votos, que es uno más de los que tenemos. Porque ganamos el estado”, le dijo Trump.

(Con información de Grupo Reforma)