PGR aún no pide apoyo a FBI

La Procuraduría General de la República (PGR) anunció ayer que el FBI apoyará en la investigación del presunto espionaje a periodistas y defensores de derechos humanos, el gobierno mexicano aún no solicita la ayuda.

Hasta este martes 27 de junio, la Embajada de Estados Unidos en México no tiene conocimiento de que el gobierno mexicano haya hecho una solicitud al FBI para colaborar en el caso.

Tras dar a conocer el plan para investigar el caso, las organizaciones que denunciaron el presunto espionaje rechazaron la participación de un grupo de apoyo técnico con integrantes de la ONU y el FBI, que la Fiscalía Especial Para la Atención de Delitos Cometidos Contra la Libertad de Expresión (FEADLE), de la PGR, anunció para investigar el caso.

Así mismo, demandaron  que “el plan de investigación”, que anunció la PGR, sea conformado por los periodistas, activistas y defensores de derechos humanos que han sido afectados con el uso del software, así como las organizaciones denunciantes.

El presunto espionaje se realizó con un software llamado Pegasus,que solo es vendido a gobiernos por la empresa israelí NSO Group Technologies, con el objetivo de combatir el terrorismo y amenazas a la seguridad nacional.

El gobierno del presidente Enrique Peña Nieto niega que haya espiado a periodistas y activistas.

PGR pide ayuda para investigar espionaje en México

La Procuraduría General de la República (PGR) informó que solicitó ayuda a organismos internacionales para la investigación que realiza por el espionaje realizado a periodistas y activistas de derechos humanos.

El titular de Fiscalía Especializada para los delitos contra libertad de expresión (Feadle) ,  Ricardo Sánchez, anunció el apoyo de instituciones como: La Unión Internacional de Comunicaciones de la ONU , del Buró Federal de Investigaciones, FBI por sus siglas en inglés, Escuela superior de Ingeniera del Instituto Politécnico Nacional, Héctor Osuna Jaime, expresidente de la Comisión de Telecomunicaciones y del Ministerio de Justicia de Canadá.

También se ordenará a las compañías de telefonía el registro de llamadas a los celulares de los periodistas y defensores para verificar  que sus equipos fueron atacados por el malware Pegasus.

Además,  se indagarán las empresas que vendieron software para espionaje a entidades de la República y la posibilidad de un mal uso respecto a este.

Jeff Sessions niega complicidad con Rusia

El procurador general estadounidense Jeff Sessions rechazó hablar públicamente sobre si abordó o no con el presidente Donald Trump la investigación a cargo del FBI sobre la presunta intervención rusa en las elecciones del 2016 y en la campaña presidencial del hoy presidente.

Session en audiencia ante el Comité de Inteligencia del Congreso Federal estadounidense aseguro que no había cometido nada inapropiado que implicara el socavar las elecciones presidenciales.

Ante la audiencia pública del Comité de Inteligencia, los senadores le recordaron a Sessions lo que semana pasada bajo juramento les había dicho el ex director del FBI, James Comey ,  sobre las razones por las cual el considero que Trump lo despidió y que se sintetiza en la investigación realizada sobre la presunta complicidad con los rusos.

En referencia  a lo revelado la semana pasada por Comey, el procurador general se limitó a confirmar algunas cosas, como que real el que el paso 14 de febrero durante una reunión con Trump en la Oficina Oval de la Casa Blanca, el presidente les pidió a él, a Jared Kushner, y otros funcionarios presentes que le dejaran a solas con Comey.

En la audiencia de la semana pasada, Comey expuso esa reunión del 14 de febrero el presidente Trump le solicito que dejara de lado la investigación del caso Rusia que involucraba al ex jefe del Consejo de Seguridad de la Casa Blanca, el general Michael Flynn.

Al momento de la audiencia, en Washington circulaba el rumor de que el presidente Trump considera la posibilidad de despedir a Robert Mueller, ex director del FBI a cargo de la investigación independiente del Departamento de Justicia sobre Rusia.

El caso de la presunta complicidad entre los rusos y la campaña de Trump para intervenir las elecciones presidenciales está sujeto a investigaciones por parte de los comités de inteligencia del Senado y la Cámara de Representantes del Congreso Federal.

Con información de Revista Proceso.

Trump asegura que Comey, exdirector del FBI, es un filtrador.

Monterrey (9 de junio de 2017).- Donald Trump, presidente de los Estados Unidos, arremetiendo contra el exdirector del FBI, James Comey, después de su audiencia ante el Comité de Inteligencia del Senado de EEUU.

Mediante su cuenta de Twitter @realDonaldTrump, el mandatario expresó:

“Despite so many false statements and lies, total and complete vindication…and WOW, Comey is a leaker!”

“A pesar de tantas declaraciones falsas y mentiras, total y completa vindicación…y WOW, Comey es un filtrador”.

Esta es la primera declaración que ha hecho Trump, desde este Jueves, cuando Comey testificara ante el Senado de EEUU, donde acuso a Trump de mentir y difamar, y reconoció haber filtrado a la prensa el contenido de sus encuentros con el mandatario para cubrirse las espaldas.

“Sabía que podría llegar un día en que pudiera necesitar un registro de lo que paso no solo para defenderme, sino para defender al FBI” dijo Comey.

Días después de la destitución de Comey, Trump, publico otro mensaje en Twitter en el que amenazo a Comey con hacer públicas unas “cintas”, “Más le vale que no haya cintas de nuestras conversaciones”, dijo el pasado 12 de mayo.

Rusia buscó intervenir en elecciones de Estados Unidos, asegura el ex director del FBI

Este jueves, el ex director del FBI, James Comey, compadeció ante el Senado de los Estados Unidos en donde dio detalles de su despido y aseguró que Rusia buscó intervenir en las elecciones del año pasado, mismas donde salió electo Donald Trump como presidente.

Comey fue muy claro desde que presentó su testimonio la tarde del miércoles, en donde dio un adelanto sobre lo que hablaría en su audiencia. Calificó de ”perturbadoras” las presiones que ejercía Trump hacia la investigación sobre la presunta injerencia de Rusia, pero afirmó que nunca le ordenó que se interrumpiera el proceso. También mencionó que no sabía si este hecho era una obstrucción a la justicia.

“No pienso que deba decir si las conversaciones que tuve con el presidente fueron obstrucción de justicia. Fue una cosa muy perturbadora, desconcertante”, dijo Comey ante la comisión de inteligencia del Senado.

 

Durante la audiencia, Comey aclaró que el entonces asesor presidencial de Seguridad Nacional, el general Michael Flynn, se encontraba también bajo sospecha, pero fue el mismo presidente Trump quien le ordenó que dejará en paz a su asesor.

Posteriormente, a principios de mayo, Donald Trump despediría a James Comey de su cargo como director del FBI, argumentando que ”la organización era un desorden, mal conducida, y que los agentes perdieron confianza en su responsable”. Esto fue calificado como mentira, de acuerdo a Comey.

Ante estas declaraciones, la Casa Blanca, a través de su vocera,  salió en defensa del mandatario asegurando que el no era un mentiroso. Se espera que en las próximas horas, el presidente Donald Trump responda a estas declaraciones, ya sea en conferencia de prensa o a través de su abogado, Marc Kasowitz.

James Comey testificará frente al Senado

El día de hoy, James Comey el ex jefe del FBI que fue despedido por Trump en mayo, testificará en el Senado frente al Comité de Inteligencia del Senado.

Partes del testimonio de siete folios que presentará Comey fueron filtradas por The New York Times y por el Washington Post, en este el ex director habla sobre las tres conversaciones en persona y seis telefónicas que sostuvo con Donald Trump entre enero y abril de este año.

Entre las revelaciones más impactantes de Comey, se destaca que el 27 de enero en una cena, el ahora presidente de los Estados Unidos le dijo “Necesito lealtad, espero lealtad” a lo que el ex director respondió “Siempre obtendrá de mí sinceridad” pero considera que el interpretó esa lealtad de manera diferente a la Trump lo comprendió.

También en la cena del 27 de enero, Comey declara que “El presidente empezó preguntándome si quería seguir como director del FBI, lo que vi extraño porque ya me había dicho en dos conversaciones previas que esperara que continuase y yo le había asegurado que pretendía hacerlo” y “…que mucha gente quería mi puesto…”

Así mismo, Comey compartió que en una conversación que tuvo con Trump en el Despacho Oval el 14 de Febrero, el presidente le dijo “Espero que encuentres la forma de dejar pasar esto, de dejar ir a Flynn, es un buen tipo. Espero que puedas dejar pasar esto”.

Esto con el fin de que Comey abandonara la investigación que se estaba haciendo a Michael Flynn, el ex asesor de seguridad nacional, por sus vínculos con Rusia.

También el ex director relata que el 30 de marzo Trump lo llamó por teléfono para saber que es lo que podía hacer el FBI para “despejar la nube” que era el asunto de sus supuestas conexiones con Rusia.

En su audiencia ,hoy jueves, Comey compartirá con los senadores información sobre estas conversaciones y otras que sostuvo con Trump antes de su despido.

Con información de El País

 

Y Trump le dice a Comey”Espero lealtad” Trump

Una semana después de asumir el poder, el presidente Donald Trump invitó a cenar al entonces director del FBI, James Comey, en el Salón Verde de la Casa Blanca, para comunicarle cara a cara lo que deseaba de él, después que éste expresó su interés por seguir en el cargo.

El episodio, uno de los momentos emblemáticos de las interacciones con el presidente que lo despediría poco después, Al final de la cena, Trump regresó al tema de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) y le dijo a Comey que estaba contento de que decidiera quedarse, pues había escuchado buenos comentarios del general John Mattis y del senador Jeff Sessions.

En otro apartado de su testimonio, Comey recupera una llamada telefónica con el presidente, del 30 de marzo pasado, en la que acepta haberle dicho a comités legislativos que Trump no estaba siendo investigado personalmente. “Necesitamos hacer eso público”, comentó entonces el mandatario.

Comey admitió que no le dijo a Trump que el FBI y el Departamento de Justicia no suelen hacer eso, porque tendrían que hacer una corrección pública, en caso de que la situación cambiara en el curso de la investigación.

Después de la conversación telefónica, Comey llamó al procurador Jeff Sessions para detallarle el contenido de la misma y esperar instrucciones. Nunca recibió una llamada de regreso.

 

Con información de Notimex.

Trump nomina a ex funcionario como director del FBI

El presidente de los Estados Unidos,Donald Trump, anunció ,por su cuenta Twitter, que nominará a Christopher A. Wray para ser el nuevo director de la Oficina Federal de Investigación (FBI).

Este anuncio se realizó un día antes de la comparecencia pública del Senado del ex director del FBI James Comey.

“Nominaré a Christopher A. Wray, un hombre de credenciales impecables para ser el nuevo director del FBI. Esperen más detalles”, escribió el mandatario en la red social.

Nacido en 1967, Wray  es abogado y forma parte de un bufete privado, representó al Gobernador de Nueva Jersey, Chris Christie y también trabaó paa el Departamento de Justicia durante el Gobierno del ex Presidente George Bush.

Trump despidió a comienzos de mayo de manera fulminante a Comey, quien lideraba la investigación del FBI sobre los supuestos nexos entre funcionarios rusos y la campaña presidencial del magnate.

Comey está llamado a testificar este jueves ante el Comité de Inteligencia del Senado en una audiencia pública muy esperada.

Los rusos hackearon a Estados Unidos días antes de las elecciones presidenciales

Se publicó el día de ayer en la página de noticias The Intercept, un reporte clasificado de cinco páginas de la Agencia de Seguridad Nacional en el cual se informaba que hackers provenientes de Rusia habían atacado días antes de las recientes elecciones presidenciales en EE UU a por lo menos un proveedor norteamericano de software electoral.

En el documento se implica que mediante el ataque cibernético relacionado con las elecciones presidenciales del 2016, se logró ingresar al sistema de votación de EE UU.

El reporte fechado 5 de mayo, documenta que individuos pertenecientes a la inteligencia militar rusa hackearon a una compañía de software electoral; así mismo, a finales de octubre y principios de noviembre, lograron enviar correos electrónicos a aproximadamente 100 funcionarios electorales  con el fin de obtener información clasificada.

A partir de esto, las autoridades suponen que los hackers están utilizando la información recolectada ilegalmente para poder generar cuentas de correo electrónico con el fin de crear una suplantación de identidades que afecte a las organizaciones gubernamentales de Estados Unidos.

Esta información se dio a conocer después de que se arrestara a una contratista de inteligencia, Reality Leigh Winner, ya que de acuerdo al Departamento de Justicia, la joven le comentó a un agente del Buró Federal de Investigaciones (FBI en inglés) que había impreso el reporte de la Agencia de Seguridad el día que también lo compartió con The Intercept. 

Con información de The New York Times

 

El FBI investiga a Jared Kushner, yerno de Trump

Medios estadounidenses han informado que Jared Kushner, el yerno de Donald Trump, también está siendo investigado por el FBI, esto relacionado con la supuesta interferencia de Rusia en las últimas elecciones presidenciales de Estados Unidos.

La especulación de que Kushner tuvo algo que ver con contactar a los rusos se debe en parte a que en marzo, la prensa confirmó que este asesor de la Casa Blanca se reunió en Diciembre con Sergei Kisiyak, el embajador ruso, en Washington.

Actualmente los dos centros de la investigación son Michael Flynn, el consejero de Seguridad Nacional de Trump que tuvo que dimitir ya que mintió sobre las conversaciones que sostuvo con Kisiyak. Y el otro es Paul Manafort  quien dirigió la campaña del ahora presidente hasta que en agosto se descubrieron los negocios que hacía con rusos y ucranianos.

Sin embargo, funcionarios le informaron a NBC que aunque el FBI cree que Kusher podría proporcionarles información importante, esto no implica que él haya cometido un delito por lo que se encuentra en una situación distinta a la de Flynn y Manafort que sí forman parte central de la investigación.