Monreal considera que México debe insistir en que Canadá forme parte del TLCAN

Comparte este artículo:

Ricardo Monreal, coordinador de Morena en el Senado de la República, considera necesario que México insista en que Canadá forme parte del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (Tlcan).

“En las próximas horas se definirá el rumbo del entendimiento comercial (trilateral o bilateral) de nuestro País con EUA y, quizá, Canadá“, escribió Monreal Ávila en su cuenta de Twitter.

El también presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado señaló que: “Consciente de que Canadá tiene elecciones locales, México debe insistir en su incorporación, en el carácter trilateral original del acuerdo“, insistió.

El pasado viernes, el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, informó que el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, conversó con él para llamar a Estados Unidos al entendimiento por la difícil negociación del Tlcan.

AMLO explicó que recibió la llamada de Trudeau la noche del jueves y encargó dicha intervención al futuro canciller de México, Marcelo Ebrard, porque “no dará la espalda” al Gobierno de Canadá.

“Él (Trudeau) me pidió que interviniéramos para llamar al gobierno de Estados Unidos al entendimiento, nos comprometimos a eso pero solo usando buenos oficios en los dos casos porque queremos llevar una muy buena relación con Canadá, desde luego, y una buena relación con Estados Unidos“, indicó.

Asimismo, Justin Trudeau también le comunicó a Andrés Manuel que la negociación con EU se encuentra en una difícil situación, pero ya habían presentado una propuesta al Gobierno de Donald Trump y estaban en espera de una respuesta, es decir que no está cerrada la negociación.

Por su parte AMLO le manifestó al primer ministro de Canadá que seguirá insistiendo en el que el Tratado de Libre Comercio sea trilateral y expresó su deseo de que se llegue pronto a un entendimiento entre ambas naciones.

Asegura AMLO que Trudeau les pidió intervenir en renegociaciones del TLCAN

Comparte este artículo:

El presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador, dio a conocer este viernes que ayer durante una llamada telefónica el Primer Ministro de Canadá, Justin Trudeau, le solicitó intervenir en la renegociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

“Lo que me pidió es que interviniéramos para llamar al Gobierno de Estados Unidos al entendimiento, nos comprometimos a eso, pero solo usando buenos oficios”, dijo López Obrador tras salir de una reunión con el Gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez.

El político tabasqueño dijo que recomendó a Trudeau que se dialogara si no había entendimiento entre las dos naciones para lograr un acuerdo trilateral.

“Hicimos recomendaciones de que se dialogara siempre, que si no había entendimiento, diálogo, y si seguía el desacuerdo, diálogo, y diálogo y diálogo, y no cancelar la posibilidad del acuerdo”, mencionó el presidente electo.

No nos vamos a pelear con Donald Trump por el muro: AMLO

Comparte este artículo:

Andrés Manuel López Obrador dijo que buscará mantener una buena relación con Estados Unidos a la par que se negó a hablar sobre el muro que el presidente estadounidense Donald Trump busca construir entre ambas naciones.

“No quiero yo la confrontación con el gobierno de Estados Unidos, por más que me estén cucando, no voy yo a caer en ninguna provocación, poco a poco vamos a ir resolviendo todos estos asuntos, nada más tengan confianza, nosotros tenemos principios, tenemos ideales. Hay muchos que quisieran ya que nos peleáramos con todos. No nos vamos a pelear con el presidente Donald Trump. Amor y paz”, dijo el presidente electo de gira por Sonora.

“Yo espero que se mantenga una buena relación con el gobierno de Estados Unidos y vamos a convencerlos de que el problema migratorio no se resuelve construyendo muros o con el uso de la fuerza, pero es una labor diplomática, de respeto, no vamos a pelearnos con el gobierno de Estados Unidos, no nos vamos a pelear con el presidente Donald Trump“, expresó.

López Orador dijo que hablará del tema del muro una vez que llegue a la Presidencia e indicó que actualmente se trabaja en una relación de amistad con el vecino del norte.

“No quiero tratar el tema (del muro), porque ya deben ustedes imaginar cuál es mi postura, yo estoy buscando un buen entendimiento, yo quiero convencer, explicar cuál es nuestro plan para atemperar el fenómeno migratorio y no solo explicarlo, quiero ponerlo en práctica en nuestro país“, explicó.

EU ve que TLC será solamente con México

Comparte este artículo:

El presidente del Consejo de Asesores Económicos de la Casa Blanca, Kevin Hassett, dijo esta mañana en Fox News, que ven cada vez más cerca la posibilidad de que Estados Unidos avance en un Tratado de Libre Comercio (TLC) regional solamente con México, debido a la falta de frutas de las negociaciones con Canadá.

“Seguimos aún conservando con Canadá y estamos muy, muy cerca de la fecha límite en la que vamos a tener que avanzar sólo con México”, dijo Hassett.

De acuerdo a las leyes estadounidenses, para que Enrique Peña Nieto pueda firmar el tratado antes del 1 de diciembre, el texto del acuerdo desde de ser presentado en el Capitolio antes del 1 de octubre.

“Estoy un poco sorprendido de que los canadienses no se han sumado aún. Me preocupa que la política en Canadá se está imponiendo sobre el sentido común, porque hay un muy buen acuerdo que fue diseñado por México y Estados Unidos para atraer a Canadá”, aseguró el funcionario de la Casa Blanca.

La Ministra de Relaciones Exteriores de Canadá, Chrystia Freeland, y el Representante Comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, sostuvieron el día de ayer pláticas, pero no alcanzaron un acuerdo.

La prensa canadiense ha reportado que los principales puntos de divergencia están en el acceso al mercado de lácteos de Canadá, la permanencia del Capítulo 19 de resolución de diputas en materias de “antidumping”, y las protecciones a la industrial cultural canadiense.

(Con información de Grupo Reforma)

El Establecimiento del Racismo

Comparte este artículo:

El 12 de agosto de 2017 en la ciudad de Charlottesville, al sur de Virginia, se presenció un enfrentamiento brutal: algunos manifestantes nacionalistas blancos se encontraron con un grupo de oposición a su protesta. El conflicto resultó en la muerte de una persona y 34 personas heridas.

Este solo es un ejemplo de los distintos conflictos con los que podemos encontrarnos en la actualidad debido a los ideales que derivan de la segregación racial en Estados Unidos a lo largo de su historia. Esto nos lleva a una pregunta muy importante: ¿Cuando surge el racismo en Estados Unidos?

Después de la Revolución de las Trece Colonias inició un proceso de creación que concluiría con la declaración de la independencia. Durante 1787 y 1788 inició un segundo período de creación: la definición de los ideales que conformarían el carácter de la Nación Americana. Muchas de las ideas que el pueblo americano promulga con tanto fervor tienen su origen en este período histórico. Es claro que no todas las ideas que surgieron en este período histórico han tenido un impacto negativo: algunas otras ideas son la Justicia, la Libertad y la Soberanía del pueblo.

No obstante, la esclavitud fue un punto sumamente importante durante esta segunda fase. En la constitución de los Estados Unidos de 1789 podemos observar un artículo que explícitamente prohibía la abolición o restricción del comercio de esclavos hasta 1808 (Artículo 1, sección 9). Esto es debido a la naturaleza de la sociedad americana en ese entonces: El comercio de esclavos era una parte fundamental. Durante la Convención Constitucional de Filadelfia en 1787 quedó sumamente claro que la mayor parte de los estados del sur no ratificarían la constitución en caso de que se aboliera la esclavitud. Una explicación a la existencia de este artículo es que una serie de acuerdos secretos se llevaron a cabo para lograr la unión. En principio, debemos reconocer que en ese momento era mucho más importante establecer la unión. Sin embargo, no debemos olvidar que estas ideas lograron moldear el pensamiento de todo un país.

Las ideas que acompañan la fundación del país son principalmente la Libertad, la Soberanía del pueblo y la Justicia. Podemos observar que estas ideas acompañan a los Estados Unidos en todo momento. A su vez,  la esclavitud se encontraba fuertemente relacionada con la economía  del sur.  Para tener una idea mas clara sobre el número de esclavos que había en los diferentes estados en 1790, es importante analizar la siguiente tabla.

ESTADO

BLANCOS LIBRES OTRAS PERSONAS LIBRES ESCLAVOS TOTAL

Vermont

85,268 255 16

85,539

New Hampshire

141,097 630 158 141,885

Maine

96,002 538 N

96,540

Massachusetts

373,324 5,463 N

378,787

Rhode Island

64,470 3,407 948 68,825

Connecticut

232,674

2,808 2,764

237,946

New York

314,142 4,654 21,324 340,120

New Jersey

169,954 2,762 11,423

186,139

Pennsylvania 424,099 6,537 3,737

434,373

Delaware

46,310 3,899 8,887 59,024

Maryland

208,649

8,043 103,036 319,728

Virginia

442,117 12,866 292,627

747,610

Kentucky

61,133 114 12,430 73,677

North Carolina

288,204

4,975 100,572

393,751

South Carolina

140,178 1,801 107,094

249,073

Georgia

52,886 398 29,264 82,548

Total

3,140,205 59,150 694,280

3,893,635

Podemos observar que el mayor número de esclavos se encuentra en los Estados del Sur. Un reciente estudio intentó determinar qué áreas tienen un mayor índice de racismo en la actualidad. Aunque es muy difícil medir este comportamiento, se descubrió que los lugares en los que existe mayor racismo se encuentran en una línea desde Georgia hasta Nueva York. 

Las ideas promulgadas por los padres fundadores en 1787 sirvieron en un inicio para lograr la unión de todos los estados que se encuentran en el territorio de lo que sería Estados Unidos. En la actualidad, millones de afroamericanos deben de aguantar los insultos de personas que han crecido escuchando los ideales racistas que se han promulgado desde la creación del país. No debemos denostar a los padres fundadores, ya que en el momento de la creación de la república era necesario lograr la unión antes de cambiarla. La tarea de cambiar estas ideas y su rol en la sociedad actual es de esta generación.

Incluye la DEA en su lista de más buscados a hijo de “El Chapo”

Comparte este artículo:

Jesus Alfredo Guzmán Salazar, hijo de Joaquín Guzmán Loera “El Chapo”, fue incluido por la Administración para Control de Drogas (DEA) en la lista de los 10 fugitivos más buscados, por considerar como “uno de los principales dirigentes” del Cártel de Sinaloa.

En la lusta, también aparecen los nombres de personajes como Nemesio Oseguera Cervantes, “El Mencho”, Ismael Zambada García, “El Mayo Zambada” y Rafael Caro Quintero.

Guzmán Salazar, es requerido por la Corte del Distrito Norte de Illinois, por los delitos de conspiración por posesión e intento de distribuir sustancias controladas, así como por conspirar para importar y exportar sustancias controladas para su distribución.

De acuerdo con la investigación estadounidense, el hijo del fundador del Cártel de Sinaloa, coordinó entre mayo de 2005 y diciembre de 2014 el trasiego de cocaína, heroína y marihuana de México a la frontera con Estados Unidos. Mientras que el dinero obtenido de la venta de la droga, fue lavado por el capo y enviado a México y otros países.

Guzmán Salazar nunca ha sido detenido en México, aunque las autoridades lo consideran “uno de los principales dirigentes” del Cártel de Sinaloa.

(Con información MVS Noticias)

Guajardo advierte que México debe estar listo para pacto con EU

Comparte este artículo:

El secretario de Economía de México, Ildefonso Guajardo, advirtió este miércoles sobre la posibilidad de que México deba firmar un tratado bilateral con Estados Unidos, si en dado caso los estadounidenses no llegan a un pacto con Canadá.

“Nos interesa mucho el acompañamiento de Canadá en este proceso, y su trilateralidad del TLCAN es un gran activo. Si vemos que finalmente es escenario que no esperamos, pero que no es descartable, es que no hay acuerdo, México tiene que tomar el siguiente paso, alcanzar un acuerdo bilateral, si es necesario”, dijo el titular de la Secretaría de Economía.

Esta semana funcionarios canadienses y estadounidenses se han estado reuniendo en Washington en busca de acuerdo para actualizar el TLCAN.

Ayer, fuentes canadienses dijeron que Canadá está lista para ofrecer a Estados unidos acceso limitado a su mercado de lácteos como una concesión en las negociaciones por el TLCAN.

Corrupción, impunidad e inseguridad: el legado de Peña Nieto

Comparte este artículo:

Ante la proximidad del relevo presidencial, resulta necesario dar un recuento general de lo que fue el sexenio de Enrique Peña Nieto a partir de tres ejes centrales: político, económico y social. 

En términos políticos, Peña Nieto apareció en un principio como un gran negociador; como un pragmático que para los primeros años de su sexenio ya tenía avalado un paquete de reformas estructurales en distintos rubros. 

En un sentido bonapartista, fue capaz de posicionarse por arriba de los conflictos partidistas de antaño y pactar con las fuerzas de ambos polos del espectro político. 

Las reformas representaban la continuación del proyecto de desarrollo económico emprendido en la década de los ochenta: la integración mexicana en el sistema económico mundial a partir de su apertura comercial y su liberación financiera. 

Si las reformas de primera generación se concentraron en reducir el manejo de los instrumentos de producción por parte del Estado, bajo el apotegma la iniciativa privada es más eficiente que el gobierno, las reformas de segunda generación buscaron crear las instituciones que permitieran el óptimo despliegue de las fuerzas del mercado -reformas laboral, en telecomunicaciones y en competencia económica- y el aumento de la productividad, lo que se traduce en un aumento en el salario real de los trabajadores -reforma educativa. 

Empero, si se puede aplaudir su capacidad negociadora, la implementación de dichas reformas es lamentable. Una modificación a la Constitución no se traduce mecánicamente a una transformación de la realidad social. Por el contrario, hace falta desplegar mecanismos políticos e institucionales para verlas materializadas. 

A ello, sumemos los casos de corrupción de la Casa Blanca, Malinalco, la estafa maestra, Odebrecht y el ramo 23. Estos sin duda son indignantes, pero más el intento de burlarse de la población mexicana al designar a un subordinado que investigara el posible conflicto de interés en los primeros dos casos. 

En el aspecto económico, el saldo no parece claro si matizamos. Por un lado, es cierto que aunque el crecimiento económico fue sostenido (2.5 por ciento anual en lo primeros cinco años de su administración), éste resulta insuficiente para comenzar a revertir los problemas de pobreza y desigualdad. 

Por otro lado, hasta marzo de este año la divisa mexicana se había depreciado 30.2 por ciento; cifra significativa, sin embargo, la pérdida del poder adquisitivo del peso se debió principalmente por factores externos -la elección presidencial de Trump, la renegociación del TLCAN, la caída del precio del petróleo, etc.- y no por distorsiones internas. 

En cuanto a la inflación, el promedio anual de este sexenio (4.1 por ciento en los primeros cinco años) ha sido la más baja desde los últimos ocho sexenios. Empero, como señala Jonathan Heath en su columna del miércoles en el periódico Reforma, ello es mérito del Banco de México más que del gobierno federal. 

Por último, en términos de cuenta corriente, entre 2013 y 2018 el país tuvo un déficit comercial de 2.21 por ciento, cifra significativa sobre todo si consideramos la estructura de dicho balance -superavitario frente a Estados Unidos y Canadá y deficitario frente países asiáticos. 

En términos macroeconómicos, la economía mexicana parece encontrarse relativamente estable, más si la comparamos con otras economías emergentes como Turquía, Argentina y Brasil. 

Finalmente, en cuanto al aspecto social no existe la menor duda de que el sexenio de Peña Nieto fue infame. Principalmente por dos cuestiones: Ayotzinapa y la violencia. 

En el primer caso, el uso del Ejército y la Policía Federal y estatal para el levantamiento y el posible asesinato de estudiantes recuerda el viejo autoritarismo represor de los años sesenta y setenta.

En el segundo caso, Peña Nieto decidió continuar la guerra contra el crimen organizada que empezó Calderón. Sin ningún análisis previo y sin contemplar enfoques alternativos, el gobierno mantuvo a las fuerzas armadas en las calles, priorizando el combate frontal como única estrategia. Ante ello, se extiende uno de los periodos más sombríos de la historia reciente del país y se agrava la descomposición del tejido social. 

Aunque existan algunos aspectos que rescatar, el periodo de Enrique Peña Nieto será recordado como el sexenio de la corrupción, la impunidad y la inseguridad.   

#HojaDeRuta: “TLCAN: 3 apuntes de la renegociación”

Comparte este artículo:

Tras un turbulento periodo de negociaciones, Estados Unidos y México han alcanzado un preacuerdo comercial, lo que significará el siguiente capítulo en los mecanismos de libre comercio entre ambos países. En las próximas horas se sabrá si Canadá se suma y el acuerdo se mantiene trilateral.

“El mercado”, ese ente etéreo que cual dios antiguo cambia de humor a la menor provocación, parece haber reaccionado de buena gana ante la ofrenda que ha significado el entendimiento mexicoamericano. 

“El mejor acuerdo posible bajo las circunstancias actuales”, sentenció el informe para clientes generado por el banco BBVA tras el anuncio del acuerdo, quizá resumiendo el espíritu del momento. El Banco de México dijo que será bueno para la inversión. De lo perdido, lo hallado, diría la voz popular.

Si bien es cierto que se evitó una crisis de mayores proporciones, México cedió en temas sensibles como el sector automotriz y los mecanismos de solución de controversias. La lectura del momento político y el “mérito” del acuerdo llegan en un momento peculiar: el periodo de transición presidencial. Tres apuntes al respecto:

– El equipo de EPN llevó la negociación, pero el de AMLO ayudó a cerrarla. Luis Videgaray como Canciller e Ildefonso Guajardo como Secretario de Economía llevaron las prolongadas rondas de negociaciones. Según se ha reportado, hubo tensión entre ambos funcionarios sobre la postura y enfoque que debía adoptar México. 

Es cierto que los actuales funcionarios federales lograron evitar un descarrilamiento de las negociaciones y llevarlas cerca de buen puerto, dentro de lo que cabe, logrando por ejemplo sacar el tema del muro fronterizo del texto final. Sin embargo, la incorporación de Jesús Seade como representante del presidente electo acabó siendo decisiva, pues logró destrabar la famosa “Cláusula Sunset”, con la cual los norteamericanos pretendían que cada lustro el tratado terminase automáticamente, lo cual generaba una importante incertidumbre.

Seade propuso una duración de 16 años, con revisión cada 6 sin implicar terminación automática, lo cual finalmente fue aceptado por los norteamericanos ¿El detalle? Jesús Seade conoce a Robert Lighthizer, negociador en jefe de la delegación nortamericana, desde hace 25 años de otros rodeos desde la Organización Mundial de Comercio y el Banco Mundial, según apuntó Mario Maldonado para El Universal.

El aporte de Seade fue reconocido públicamente tanto por Videgaray como por Guajardo, lo cual se leerá como un importante acierto político del presidente electo y su equipo cercano (probablemente Marcelo Ebrard)

– Con el acuerdo comercial terminará una era en la relación México-EEUU y comenzará otra. El sexenio de Peña Nieto estará marcado por la pifia histórica de haber recibido a Donald Trump como candidato, a pesar de los múltiples insultos,  amenazas e injurias que para entonces había espetado hacia las y los mexicanos.

Es un secreto a voces que aquel vergonzoso episodio fue orquestado por Luis Videgaray (entonces Secretario de Hacienda) a través de su cercanía con Jared Kushner, yerno y asesor del hoy presidente norteamericano.

Quizá la administración de EPN ha evitado el descarrilamiento del acuerdo y una eventual guerra comercial con sus consecuencias socioeconómicas, pero resulta difícil que la opinión pública otorgue importantes bonos al presidente. Será un bálsamo para el cierre del sexenio, pero no alcanzará para redimir a un presidente en desgracia política que fue castigado brutalmente en las urnas el pasado julio.

Termina la era del “back-channeling” entre Videgaray y Kushner. Se tenderán nuevos puentes (como el que evidentemente tiene Jesús Seade) y se notará la mano del nuevo canciller, Marcelo Ebrard, que evidentemente operó de manera importante en este último tramo de negociación, como se lo reconoció el propio AMLO ante su gabinete.

– La postura de México ante Trump está por verse. Si bien desde campaña AMLO ha sido insistente en una postura digna pero conciliadora hacia Donald Trump, es un hecho que los intereses mexicanos siguen bajo asedio del presidente norteamericano.

Trump, hábilmente, se ha expresado bien del presidente electo, pero ha seguido fustigando a las y los mexicanos. No hay que confundirse, para todo fin práctico, Donald Trump es un personaje hostil y contrario a México.

Durante el primer año de su administración, AMLO tendrá que fijar una postura clara ante Estados Unidos, que si bien es de esperarse que busque el entendimiento, no debiera ser caracterizada por la genuflexión que tuvo EPN y que caló profundamente en el ánimo nacional. Por el contrario, firmeza y dignidad es lo que se espera de un presidente que constantemente alude al patriotismo. 

Viene un importante reto en la redefinición de la política exterior y el encuadre discursivo que la acompañe. Nuevamente, el rol de Marcelo Ebrard será fundamental.

Un momento decisivo vendrá en noviembre -apenas unos días antes de que AMLO asuma la presidencia- cuando las elecciones intermedias de EEUU definan si el poder de Trump se afianza, o por el contrario, se acota de manera importante en caso de que los demócratas recuperen al menos una de las cámaras.

Propone AMLO programa para evitar migración

Comparte este artículo:

El Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador sostuvo un encuentro con el Presidente de Guatemala, Jimmy Morales, en el que acordaron crear un programa para revertir el fenómeno migratorio.

López Obrador planteo pedir a Estados Unidos y Canadá crear un fideicomiso para generar empleo en ambas partes de la frontera sur y así poder disminuir el flujo de migrantes a territorio estadounidense.

“Es importante impulsar el desarrollo de nuestros países, el que haya programas para impulsar las actividades productivas, generar empleos. Esto nos llevaría a crear conjuntamente, a financiar y aplicar un programa de desarrollo integral en el que participe Canadá, Estados Unidos y México, los países centroamericanos, y que todos aportemos de acuerdo al tamaño de nuestras economías, para llevar a la práctica programas de desarrollo y aminorar el fenómeno”, dijo el político tabasqueño.

El futuro mandatario y el mandatario guatemalteco, coincidieron que el fenómeno migratorio no se resuelve con la militarización, sino apostando a resolver sus causas.

El político tarasque aprovecho la oportunidad para invitar a Morales a su toma de protesta el próximo 1 de diciembre, además dijo que Guatemala será el primer país que visitará una vez que sea presidente.

Morales por su parte, dijo que la relación con el actual gobierno ha sido buena, pero que se necesitan fortalecer los lazos con la próxima administración.