Acepta AMLO revisar al Sindicato de Petroleros que dirige Deschamps

Comparte este artículo:

El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que combatiría la corrupción en todos los niveles, incluido el Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), de quien es líder, Carlos Romero Deschamps.

En su conferencia de prensa matutina, López Obrador dijo que revisaran al STPRM pero que no habrá “show”, ni se fabricarán delitos.

“No se va a permitir la corrupción ni la impunidad y se está investigando todo lo relacionado con actos de corrupción y de manera especial todo lo vinculado con el robo de combustibles. A todos, a todos en general, todos los que intervienen en las actividades de distribución, venta de combustible, vigilancia, a todos”, dijo en Palacio Nacional el mandatario.

“No queremos alebrestar, no queremos hacer escándalo, no queremos el sensacionalismo, sino queremos actual con mucha responsabilidad, pero también esto significa que no va a haber impunidad, trátese de quien se trate. Se acabó la corrupción y se acabó la impunidad, pero sin show, sin espectáculo y también sin afectar la dignidad de las personas. No fabricar delitos, no utilizar el Gobierno con propósitos políticos”, aseguró el político tabasqueño.

Por último, AMLO aclaró que no se actuará sin tener pruebas.

¡Romero Deschamps se ampara!

Comparte este artículo:

El líder del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), Carlos Romero Deschamps, presentó una demanda de amparo, demostrando así que está nervioso que en algún momento vaya a ser detenido, esto en plan lucha en contra del huachichol.

Romero Deschamps presentó la demanda de amparo, para que sea suspendido cualquier orden de aprehensión que exista en su contra, ya que el asegura que desde el pasado fin de semana unos supuestos agentes comenzaron a buscarlo.

La petición del ex Senador del PRI,  se da luego que el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador, señaló que personal de Petróleos Mexicanos (Pemex), está coludido en el robo de combustibles, esto sin mencionar al controversial líder sindical.

De acuerdo a lo reportado por el Periódico Reforma, el amparo 11/2019 lo solicitó el martes pasado contra todos los jueces federales de la Ciudad de México, la Policía Federal, la Agencia de Investigación Criminal y su Policía Federal Ministerial, ambas adscritas a la Fiscalía General de la República.

En la demanda, el líder sindical solicito ser protegido contra cualquier orden de comparecencia o citatorio y tener acceso a cualquier investigación en su contra, petición que fue turnada a Jesús Chávez Hernández, juez Décimo Tercero de Distrito en materia de amparo.

Romero Deschamps, explicó que los sujetos que acudieron a buscarlo estaban vestidos con uniformes de policía y se presentaron en las oficinas de sus abogados para preguntar por él. Personal del despacho cuestionó a los individuos sobre la razón por la que buscaban al líder petrolero y éstos simplemente respondieron que tenían “un asunto” que atender con él.

El amparó lo solicitó de manera expresa porque aseguró que su situación económica no le permite erogar cantidades “importantes” de dinero.

Cabe mencionar, que el juez no le ha concedido la suspensión y al contrario le hizo una prevención para que aclare por qué los presuntos agentes que lo buscaron pertenecerían a alguna corporación federal y no a otras.

(Con información de Grupo Reforma)

Romero Deschamps celebra y apoya cruzada de AMLO contra corrupción y huachicoleo

Comparte este artículo:

En un desplegado, el líder del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), Carlos Romero Deschamps, afirmo que el sindicato se solidariza con el Presidente Andrés Manuel López Obrador en su “valiente lucha” contra el huachicoleo.

“El Sindicato Petrolero se solidariza con el Presidente de Mexico Lic. Andrés Manuel López Obrador en su valiente lucha contra la corrupción en PEMEX y se suma a los esfuerzos de su gobierno para terminar con la corrupción e impulsar un nuevo modelo de eficiencia, transparencia y honestidad en la producción, suministro y distribución de combustibles”, se lee en el desplegado firmado por el priista.

El STPRM también aseguró que apoya una nueva relación sindicato-empresa y comenzar una nueva etapa de productividad. Además, afirma que hay gasolina y diésel en México.

“El STPRM expresa que sí hay gasolina y diésel en México, que se está limpiando el modelo de suministro, y aunque esto afecta temporalmente al consumidor, es un costo pequeño para transformar a Pemex”, dice el comunicado.

Romero Deschamps sostiene que el gobierno federal está haciendo lo correcto, y que apoya el cambio y el plan impulsado por López Obrador en el combate contra el robo de combustible y corrupción.

Romero Deschamps, reelecto por cuarta vez al frente del sindicato de Pemex

Comparte este artículo:

El Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM) aprobó reelegir a Carlos Romero Deschamps como su líder sindical hasta 2024.

De esta forma, el también senador por el PRI permanecerá 22 años al frente de la organización petrolera, ya que fue electo dirigente sindical desde 1996.

Cabe recordar que en 1993 fue electo como secretario general del STPRM luego de la detención de Joaquín Hernandez Galicia, mejor conocido como ‘La Quina’.

A Romero Deschamps se le a vinculado con actos de corrupción y con personajes polémicos como Carlos Salinas de Gortari y la ex lideresa del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, Elba Esther Gordillo, hechos por los que no ha sido investigado por las autoridades.

En 2001, tras las elecciones del año 2000, se le vinculó al escándalo del  ‘Pemexgate‘, ya que se le acusó de desviar recursos del sindicato para apoyar la campaña presidencial del candidato Francisco Labastida Ochoa. Sin Embargo, en 2011 el proceso se dio por terminado de forma inapelable.

También, se ha desempeñado como senador de la República en dos ocasiones sin haberse sometido a una elección.

En julio pasado, uno de sus hijos causó polémica por pasear en un auto Ferrari por Montecarlo.

También, en 2005, José Carlos Romero Durán pagó casi 8 millones de dólares por dos departamentos de “ultralujo” en la torre The Bath Club de Miami, y en 2013, apareció con un Enzo Ferrari de edición limitada, cuyo valor es de 2 millones de dólares.

En mayo pasado, su hija Paulina Romero Durán lució joyas de un valor considerable durante la ceremonia de su matrimonio por el civil.

Dicha joyas pertenecen a la colección “Love” de la casa francesa: seis de ellas en oro amarillo de 18 quilates, y la séptima, en oro blanco de 18 quilates, engastada con 216 diamantes, todas con un valor total de 1 millón 934 mil pesos. Hija de Carlos Romero Deschamps usó siete brazaletes Cartier en su boda.

En la última década, el sindicato de los petroleros ha recibido en las manos del senador Romero Deschamps más de 1,600 millones de pesos por conceptos como la celebración del 18 de marzo, el 1 de mayo, así como viajes y la revisión del Contrato Colectivo de Trabajo.

Cáncer Sindical

Comparte este artículo:

Lo que en el siglo XIX comenzó como un genuino interés de proteger a los obreros que eran explotados en fábricas y obligados a trabajar en condiciones inhumanas, se convirtió en una poderosa estructura de poder que ejerce presión incluso en las decisiones transcendentales del país.

En los años 20, el sindicalismo obtuvo una enorme fuerza y poder social debido a la dupla formada por el gobierno y las organizaciones obreras a propósito de reconstruir el estado mexicano quebrantado en la década de 1910.

Personajes como Luis Morones fueron clave en el fortalecimiento del movimiento sindical, apoyado en gran medida por Álvaro Obregón, Plutarco Elías Calles y otros jefes políticos que encontraron beneficios en el ordenamiento sindical.

“Los líderes actuaban mediatizando las demandas obreras y las decisiones eran tomadas en función de la alianza entre los dirigentes sindicales con los jefes políticos”, cita José Manuel Lastra, en su libro El sindicalismo en México. [1]

Durante todo el siglo XX y en la actualidad, los sindicatos han servido como un arma política y una impresora de votos que difícilmente algún candidato ha rechazado. Y es esta co-dependencia y beneficio mutuo la que ha alimentado su poderío y preservación en perjuicio de la actividad productiva del país.

Tanto la hacienda pública como la iniciativa privada son víctimas del gasto económico que representan los sindicatos. Por ejemplo “entre 2007 y 2015, el Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM) ha recibido del erario más de 671.8 millones de pesos (mdp) por conceptos de apoyo económico al Comité Ejecutivo; festejos del Desfile del 1 de mayo; festejos de aniversario para la expropiación petrolera y gastos para la revisión del Contrato Colectivo de Trabajo”, escribe Gerardo Villafranco en Forbes México. [2]

La cantidad de recursos públicos que son destinados por concepto de prestaciones laborales al personal sindicalizado representa para los tres niveles de gobierno un importante gasto que impide a las finanzas públicas dirigir ese dinero a inversión o servicios públicos.

 




Para el sector privado, la constante amenaza de que estalle una huelga si no se aceptan las condiciones propuestas por el sindicato en el contrato colectivo de trabajo merma la productividad de las empresas y, por ende, el de nuestro sistema económico.

“La falta de un auténtico liderazgo y representación de las organizaciones obreras no ha respondido a las exigencias de la clase trabajadora, quien ha rebasado en mucho las expectativas de sus líderes, comprometidos, en política, con intereses personales y apetencias de poder y riqueza, no de defensa ni de mejoramiento de la clase que representan”, expone Lastra en el libro anteriormente citado.

En concordancia con la cita anterior, líderes sindicales como Elba Esther Gordillo y Carlos Romero Deschamps, por nombrar algunos, se han enriquecido estrepitosamente producto de la dirigencia del sindicato de maestros y de PEMEX, respectivamente, denotando la incongruencia entre los principios de un sindicato y los resultados reales de liderar uno. El poder político emanado de su cargo les ha permitido influenciar ampliamente en las decisiones transcendentales del país, incluso ejerciendo presión sobre distintos presidentes de la república.

 




Elba Esther Gordillo, quien fungió hasta 2013 como líder del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, fue arrestada por operación con recursos de procedencia ilícita, lavado de dinero y defraudación fiscal; Carlos Romero Deschamps se presume que participó en un desvío de más de $1,500 millones de pesos para la campaña de Francisco Labastida en 2000; Napoleón Gómez Urrutia, líder minero, se exilió en Canadá tras ser denunciado por un desvío de más de $55 millones de dólares del fideicomiso minero.

En la práctica, la representación de los trabajadores es eclipsada por la corrupción de los líderes sindicales, cuyo poder político y económico contraviene los motivos por los cuales los sindicatos fueron creados en un principio.

El sindicalismo en México representa una obstrucción al avance económico y al desarrollo de los trabajadores, quienes bajo el manto protector del sindicato, pueden llegar a ejercer mediocremente sus labores sin poder ser removidos ni sancionados.

Atendiendo a la primacía de la realidad, el líder sindical se enriquece y empodera con el apoyo de sus agremiados, éstos a su vez reciben prestaciones laborales más allá de las merecidas y ejercen un co-poder contra el patrón; donde, finalmente, este último se encuentra en desventaja ante exigencias económicas que sobrepasan la prudencia. Las características del sistema económico actual requieren empleados mejor capacitados y con mayor apertura a las exigencias de un mundo cada vez más competitivo.

[1] https://revistas-colaboracion.juridicas.unam.mx/index.php/anuario-mexicano-historia der/article/view/29632/26755
[2] http://www.forbes.com.mx/el-enorme-costo-de-los-sindicatos-en-mexico/#gs.gEIbLHI

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”