PIB de Estados Unidos se contrae 32.9% en 2T por crisis sanitaria

Comparte este artículo:

La economía estadounidense se contrajo en su ritmo más veloz desde la Gran Depresión, a la tasa anual más grave en la producción desde que el gobierno comenzó a tomar registros en 1947, así dijo el jueves el Departamento del Comercio. La caída en este segundo trimestre, la pandemia de coronavirus devastó el consumo personal y de las empresas, mientras que la recuperación se ve amenazada por el rebrote de la enfermedad.

El Producto Interno Bruto (PIB) se derrumbó a tasa anualizada de 32.9% en el segundo trimestre del 2020. El descenso del PIB triplicó la última gran retracción de la economía, de un 10%, registrada en el segundo trimestre de 1958. Se destaca que la economía se redujo a una tasa del 5% en el primer trimestre.

En comparación con lo previsto por expertos, de acuerdo a encuestados por Reuters habían previsto un colapso del PIB de 43.1% en el periodo de abril a junio. Gran parte de esta caída ocurrió en abril, cuando la actividad casi se paralizó luego de que restaurantes, bares, fábricas y otros negocios se vieron obligados a cerrar desde mediados de marzo para detener la propagación del Covid-19. 

Debido a al reaparición de casos de coronavirus, a pasar de que la economía comenzó a repuntar en mayo, el impulso se ha desacelerado por la reaparición de casos de coronavirus, especialmente en áreas densamente pobladas del sur y el oeste de Estados Unidos, donde las autoridades están cerrando nuevamente negocios y empresas para contener los contagios.

El día miércoles, el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, reconoció el miércoles que ha habido una desaceleración de la actividad económica. El banco central dejó sin cambios su objetivo de tasa de interés en niveles cercanos a cero y se comprometió a continuar inyectando dinero barato a la economía. 

De acuerdo a expertos consultados por El Economista, se dice que sin el primer paquete fiscal de casi 3 billones de dólares aprobado por el Congreso, la contracción del PIB pudo haber sido peor. El plan ofreció a las compañías ayudarles a pagar salarios y entregó a millones de desempleados un cheque semanal de ayuda por 600 dólares, en un subsidio de emergencia que expira el sábado. Muchas empresas han agotado sus líneas de crédito.

Con información de El Economista

 

Economía mexicana registra su peor caída de la historia, se desploma 18.9% en segundo trimestre

Comparte este artículo:

La actividad económica mexicana se contrajo 18.9% anual en términos reales y con cifras desestacionalizadas en el segundo trimestre del Gran Confinamiento, este ha sido su peor descenso en la historia, esto de acuerdo con la información de la estimación oportuna publicada este jueves por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (inegi). 

Este dato sucede a la caída de 2.2% a tasa anual que la economía de México tuvo en los primeros tres meses de este año, y es la quinta contracción consecutiva, tal como sucedió en 1985 luego del terremoto. De confirmarse esta proyección en el dato final del Producto Interno Bruto (PIB) a divulgarse el 26 de agosto pasará a la historia como la caída más aguda para la actividad económica de un segundo trimestre, consecuencia del impacto de la pandemia por Covid-19. Por su parte, el presidente del Inegi, Julio Santaella, evidenció en un tweet que este desplome “supera con creces las bajas en el segundo trimestre de 1995 (-8.6%) y el mismo periodo en 2009, en donde se resentía la crisis inmobiliaria y la pandemia por influenza de H1N1 (-7.7%).

Se resalta que el comparativo trimestral, en comparación con lo que sucedió entre enero y marzo del presente año, la caída fue de 17.3% en el periodo abril-julio, con lo que se acumula cinco trimestres consecutivos en contracción, con esto se cumple la definición del Buró Nacional de Investigación Económica (NBER), que es el Comité para el Fechado de los Ciclos de la Economía de Estados Unidos, como una recesión técnica. 

Esto implica que la contracción anual para la primera mitad del año queda definida en -10.5% con series desestacionalizadas.

Se cumplen pronósticos

Citibanamex había pronosticado una contracción de 18.1%; Santander, de 18%; Banorte, de 19.5%, y HSBC estimó una caída de 20.5%. Además de que se adelantó la contracción con los resultados del Índice Global de la Actividad Económica de México (IGAE), que en abril y mayo reportó un descenso histórico de 19.6 y 21.6% anual, respectivamente.

Por actividades

La contracción del PIB incorporó que la caída de las actividades secundarias fue la más grave, de 26%. En este segmento se encuentran actividades como minería; generación, transmisión y distribución de energía eléctrica, suministro de agua y gas, construcción y las industrias manufactureras.

Por otro lado, las actividades terciarias completaron un desplome también histórico, que de acuerdo a la estimación preliminar, de 15.6%. En este segmento se encuentran actividades como el comercio, transporte, correo y almacenamiento, información de medios masivos, servicios financieros y de seguros, servicios profesionales y científicos, alquiler de bienes, muebles e intangibles, servicios educativos, de esparcimiento y culturales, así como actividades legislativas.

Por último, en el desagregado del PIB se observa que las actividades primarias, que albergan la agricultura, cría y explotación de animales, aprovechamiento, pesca y casa; que habían sido  las únicas con registro positivo en los  trimestres previos, también presentaron un desplome de 15.6% en el comparativo anual.

Con información de El Economista y El Financiero

PIB caería hasta 9.6% en 2020: Citibanamex

Comparte este artículo:

De acuerdo con los analistas económicos consultados por Citibanamex, se han modificado sus expectativas por decimoprimera ocasión  consecutiva en cuanto a la expectativa sobre el desempeño de la actividad económica para este año, pasando de estimar una contracción de 9.2 a 9.6%.

De acuerdo a la Encuesta Citibanamex de Expectativas, que se realiza casa 15 días, 10 de los 29 participantes anticipan que la actividad tendrá una caída de doble dígito. La consultora con el pronóstico más desalentador es Signum Research, pues proyecta una disminución del 12%.

Otros entes bancarios también esperan contracciones consistentes, como es el caso de BBVA, previendo una caída de 10%; Banorte espera una caída de 9.8%; Santander de 10% y Citibanamex de 11.2%.

En cuanto a otros bancos de inversión, Bank of America pronostica una caída de 10%; la inglesa Barclays 6.5%; JP Morgan 10.5% y la suiza UBS 9%.

En cuanto a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público respecta, se espera que el producto interno bruto mexicano tendría una contracción de 3.9%, y el Banco de México estima una caída con tres escenarios posibles, teniendo el más catastrófico con una disminución de 8.8%.

De acuerdo a expertos, el dato que más peso debería tener es la posible recuperación en el año 2021, no obstante los números son igual o menos alentadores. De acuerdo a los economistas consultados por Citibanamex, el año siguiente se tendrá un crecimiento de apenas el 3.1%. Esta cifra es apenas un incremento marginal en comparación con lo esperado la quincena pasada. 

De acuerdo al sondeo, 25 de los 29 participantes esperan que el Banco de México realice recortes a su objetivo de tasa en su reunión en agosto próximo, 18 de ellos esperan un recorte de cincuenta puntos base. Cabe resaltar que actualmente la tasa de referencia se ubica en 5%. Se plantea que para el cierre del presente año, dicha tasa cierre en 4.5%.

Con información de La Jornada

 

Ante reporte de caída del PIB, AMLO asegura tener “otros datos”

Comparte este artículo:

Esta mañana, luego de que se hiciera público el reporte de la actividad económica por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el titular del ejecutivo en su tradicional conferencia de prensa matutina, indicó que no le importa mucho que no exista crecimiento en el país, puesto que los parámetros con los que se mide, fueron mediciones que se usaron “en el periodo neoliberal“.

El Inegi reportó un retroceso de 0.1% del Producto Interno Bruto (PIB) entre el año pasado y el corriente, con lo que se encuentra en una fase recesiva. Esta es la primera caída de la actividad económica del país para un inicio de sexenio desde Fox; ante esta situación, el presidente de la República aseguró que es algo que ya se esperaba y que él tiene “otros datos“.

Comentando al respecto aseguró también que, además de que las mediciones son las que se utilizaron “en el periodo neoliberal”, señaló que puede no haber crecimiento, pero sí desarrollo y bienestar.

Ya se esperaba, pero están cambiando los parámetros para medir si tenemos bienestar en México. En nuestra sociedad y cómo tengo otros datos, hay bienestar. Puede ser que no se tenga crecimiento, pero hay desarrollo y bienestar que son distintos (…) Recuerden que estos parámetros los establecieron -ya existían desde luego- pero los volvieron como base, le fundamento, para medir el desarrollo durante el periodo neoliberal y a mí no me importa mucho. Repito, crecer puede significar que haya más dinero en pocas manos, es decir, pues en el periodo neoliberal ni siquiera hubo crecimiento, pero lo poco que hubo se acumuló en unas pocas manos.

Añadió también la importancia de la distribución del ingreso y que se beneficien “todos, eso es lo que me tiene tranquilo, porque abajo hay más capacidad de compra (…) estamos viendo el precio del pollo que bajó“.

Aseguró que “si va a haber crecimiento, por eso ayer se creó el Gabinete para el Crecimiento Económico, pero no es lo único, esto a veces no se interpreta bien o se acepta por la tecnocracia pero son visiones distintas, son concepciones distintas de 30 años de predominio de un modelo económico que fracasó medir de otra forma, tomar más en cuenta el bienestar, el desarrollo.

Las industrias

El resultado presentado por el Inegi es principalmente debido a la caída de 1.7% de la producción industrial; por otro lado, las actividades relacionadas con el comercio, transporte y otros servicios lograron un crecimiento de 0.3%, y las agropecuarias de 2.1% en el año, a pesar de ello, fue insuficiente para revertir el retroceso.

Cabe destacar que en el cuarto trimestre, el PIB no reportó variación alguna en términos reales frente al trimestre previo con cifras ajustadas a la estacionalidad, con ello se acumularían dos trimestres sin cambio, luego de que en los primeros trimestres del año pasado se registrara un retroceso también de 0.1%.

Con información de El Universal

La industria mexicana liga casi un año en números rojos

Comparte este artículo:

Este octavo mes del 2019 la actividad industrial registró una contracción de 1.0% a tasa anual, se registra que sector de la construcción y minería son los principales responsables de la presión negativa a la industria de acuerdo a las cifras publicadas por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). Aquí también se especifica que la industria en su conjunto liga ya once meses a la baja.  

A pesar de que en su comparación inmediata mes a mes, el nivel de actividad industrial se recuperó de manera modesta con un incremento de 0.8% de julio a agosto, el nivel de actividad industrial ha ejercido presiones importantes sobre el comportamiento general de la economía mexicana ya que históricamente, su aportación al PIB asciende a cerca del 29% del total. 

La construcción

La actividad económica de la industria de la construcción mostró en días pasados su caída de 2.4% a tasa anual, siendo que ha hilado su crecimiento siete meses consecutivos en números rojos.

Pese a esta situación, la contratación registrada para agosto fue la segunda menos pronunciada del año (después del -2.0% de febrero). Esto implica una mejora ligera en la actividad aunque evidentemente insuficiente.

Este sector se divide en los tipos de obra siendo que las cifras más pesimistas las tienen los trabajos especializados de construcción con una contracción de 19.9% a tasa anual y las obras de ingeniaría civil que sufrió una caída de 2.4% en su actividad. 

El único tipo de obra que trató de contrarrestar esta situación son las obras de edificación. Este rubro que integra todas las viviendas, edificios comerciales e industriales, aumentó su actividad 3.2%.

Minería, de las peores industrias 

La actividad minera ha continuado con su tendencia de estar en números rojos en su producción, siendo que en agosto del presente año, se presentó una caída de 3.4% a tasa anual, esta apenas fue su caída menos pronunciada desde 2016.  

Otra de las actividades con peores desempeños son la extracción de petróleo y gas que registró una contracción de 5.7%, ligando 11 números rojos al hilo.

Las que dan aire: manufactura e industria eléctrica

Las únicas dos industrias que han presentado un flote en el terreno positivo del desempeño económico son las manufactureras y las relacionadas con la energía eléctrica en México, dando un poco de aire y alivio a la situación.

El componente que presentó el mejor resultado en la industria eléctrica es la generación, transmisión y distribución de energía eléctrica, agua y gas a los mexicanos registraron un crecimiento anual de 2.6% en relación anual.

Por su parte, hablando de la manufactura, esta actividad registró un incremento de 0.3 por ciento a tasa anual. Hasta hace un par de meses este sector presentaba una gran dinámica aunque la pérdida de la misma se explica por las caídas en casi todos los subsectores, sólo con excepción de la industria alimentaria, la de las bebidas y el tabaco y la producción de aparatos y enseres electrónicos.

Con información de El Economista