#EspacioPúblico: “Segundos pisos. Por encima del problema.”

Comparte este artículo:

La alcaldía de Monterrey se une a la moda de las consultas públicas.  Y al igual que otras consultas realizadas, esta es poco confiable. En una breve encuesta invita a la ciudadanía a opinar sobre lo que considera puede ser la solución para aligerar el tráfico en avenidas saturadas de autos: segundos pisos vehiculares.

Lo llaman alternativas ordenadas de crecimiento. Yo difícilmente lo veo como una alternativa si no se ofrecen más opciones y no podría hablar de orden cuando se está invitando a incrementar la cantidad de autos circulando.

La consulta plantea si a la gente le gustaría tener autopistas urbanas en avenidas como Churubusco, Morones Prieto, Gonzalitos y la Carretera Nacional.

Hasta aquí todo está bien. No está mal consultar, al contrario, me parece un gran ejercicio, pero debemos cuestionar las preguntas, la metodología y la información recibida para poder decidir y entender el alcance de la consulta.

Por el lado de las preguntas es muy limitado cerrar a opciones que únicamente beneficiarían al auto y que de sobra hay evidencias que no son soluciones. Más que probado está que este tipo de autopistas, además de ser una muy costosa inversión, genera demanda inducida, es decir, al dar más espacio para autos se incentiva a más vehículos de transporte individual y sus consecuencias como son más congestión vehicular y una mayor contaminación. 

Me parece que faltó preguntar, para que realmente se hablara de alternativas, por temas como mejorar el transporte público tipo ecovía, infraestructura ciclista o peatonal o utilizar de otra manera la infraestructura ya existente como podría ser para carriles de alta ocupación. 

Poco claro queda el tema de los recursos, solo se pregunta si deben ser públicos o privados sin entrar a detalle que si se vota por recursos privados el servicio será de cuota para usuarios. 

Se habla de una inversión de miles de millones de pesos sin especificar que el municipio no cuenta con esa suma, esto implicaría deuda y la ejecución de nueva obra pública que requerirá mantenimiento. No podemos pasar por alto que la actual infraestructura vial es cuestionable y se sigue hablando de temas tan básicos sin solución como son los baches.

La metodología es muy simple: no existe y además está sesgada.

Invita a votar a usuarios vía electrónica sin filtros ni restricciones o en centros comerciales que casualmente están enclavados en avenidas de alto tráfico a las que los usuarios llegan obviamente en auto. Con estas características, los usuarios de transporte público difícilmente votarán y representan casi el 50 por ciento de la movilidad de la ciudad.

 La información que se da a los votantes es limitada. No se dan ejemplos recientes de otras ciudades con proyectos similares ni se habla de la tendencia mundial a eliminar las autopistas urbanas, los enormes costos de mantenimiento que generan, su endeudamiento ni los problemas sociales que causan al segregar comunidades con vías imposibles de cruzar. 

¿Es posible tomar decisiones con esta consulta?

Me parece que con la información que se brinda y la metodología aplicada solo sirve para justificar decisiones de las que nos podemos arrepentir en un futuro no muy lejano. 

Yo más bien replantearía la situación para generar nuevos y mejores cuestionamientos.

¿El problema es mover autos?  Por supuesto que no, el problema es no tener alternativas adecuadas para mover personas que hoy dependen por completo de un auto para sus traslados.  Estamos pasando por una transición en que la gente está cambiando su manera de pensar y existen vecinos cada vez más informados, cómo son los de Carretera Nacional que ya en varios de sus grupos vecinales muestran su desacuerdo a tener en su zona un viaducto elevado y prefieren pensar en alternativas de transporte público eficiente. 

¿Se puede hablar de vanguardia con este tipo de proyectos? Definitivamente no. Los primeros proyectos de este tipo se hicieron hace más de treinta años y muchos están en proceso de demolición para convertirse en espacio público.

Sería más vanguardista preguntar a los jóvenes que empiezan a moverse en la ciudad de qué manera lo quieren hacer. Pueden surgir grandes sorpresas. 

En conclusión, veo la oportunidad de abrir la conversación sobre la movilidad en la ciudad para encontrar verdaderas alternativas con visión de futuro. Consultar modelos que ya probaron su vida y su decadencia nos pone lejos de que esto suceda.

Segundos pisos para mejorar la movilidad en su concepto tiene su penitencia. Es un recurso que solo pasa por encima del problema.

Eduardo Quintanilla

Junio 30, 2019 

Atacan “El Gran Pastor” en Monterrey; fue ataque directo al restaurante

Comparte este artículo:

Esta mañana tres hombres armados y cargando bidones con gasolina ingresos al restaurante “El Gran Pastor”, de la Avenida Gonzalitos en el municipio de Monterrey y le prendieron fuego.

Lo atacantes ingresaron por la puerta principal del establecimiento y por la puerta trasera, y tras amagar a los vigilantes les pidieron a los empleados que había en ese momento que abandonara el local y en seguida arrojaron el combustible.

De acuerdo a las primera líneas de la investigación de la Fiscalía General, el ataque fue un evento directo contra el negocio y autoridades buscan establecer un posible vínculo con el homicidio de su gente, en junio del año pasado.

El Vicefiscal Luis Enrique Orozco, dijo que hay elementos para creer que se trata de un mensaje a gente del establecimiento.

“No quisiera hacer una determinación que ceda comprometer el rumbo de las investigaciones, pero ostensiblemente es un ataque abierto al restaurante. Podemos presumir con toda certeza que se trata de un ataque de un grupo de la delincuencia organizada con ánimo de infundir algún mensaje. No tenemos todavía información en ese sentido, pero en meses previos sucedió ahí un homicidio y estamos investigando si hay relación”, informó Orozco.

Pro su parte el director de Bomberos, Alejandro Zúñiga Alarcón, informó que el incendio les fue reportado a las 6:50 horas y consumió el área principal del restaurante y la cocina.