De la Justiciabilidad a la Exigibilidad

Comparte este artículo:

“En sociedad, el espíritu de rebelión no es posible sino en los grupos en que una igualdad teórica encubre grandes desigualdades de hecho. El problema de la rebelión no tiene, pues, sentido sino dentro de nuestra sociedad occidental”.   -Albert Camus 

Con el paso de los años los movimientos sociales han marcado un parteaguas en nuestra manera de razonar, coexistir, dialogar y actuar como sociedad. Estos movimientos de rebelión no son mas que un acto de la persona que posee la conciencia de sus derechos. En realidad, los movimientos sociales no tratan ante todo de conquistar, sino de imponer. 

El levantamiento armado del Ejercito Zapatista de Liberación Nacional, la marcha del 68, movimiento LGBTTTI, movimientos por el caso Ayotzinapa, movimientos contra el gasolinazo, las marchas feministas, protestas a favor del aborto y manifestaciones al impacto ambiental por mencionar algunas de las importantes, han comprometido la vida política, económica y social en nuestro país.

 Como consecuencia, estos movimientos al imponer sus derechos ante la violación, negligencia y pobreza por parte del Estado a impartir justicia y evidenciando la falta de funcionamiento de las vías de justiciabilidad. Han ocasionado un espíritu de rebelión que se ve representado en la solidaridad humana, que germina de la violación a sus derechos y al abuso y opresión por parte del Estado. 

Por ese motivo, las vías de justiciabilidad en la práctica deterioran lo escrito y manifestado en nuestra Constitución y sus leyes infra-constitucionales. Dejando como única vía la exigibilidad, el de imponer los derechos por medio de un movimiento de rebelión que representa un acto de reivindicación. 

Por desgracia, aun nos encontramos alejados de consolidar un verdadero estado de derecho. Actualmente el gobierno de México viene violando ininterrumpidamente la Constitución desde el día siguiente a su promulgación, en 1917. Nos encontramos con un presidente que tiene no solo seguidores sino creyentes y, quien siempre tendrá la ultima palabra, como una especie de tlatoani. Por esas razones y muchas más, donde la igualdad teórica está plasmada en códigos, leyes, tratados internacionales y en nuestra propia Constitución que manifiestan solo ser letra muerta y por consiguiente una lectura de meras buenas intenciones y una especie de cuento fantasioso. Por esos motivos y por suerte contamos con el poder y el espíritu de la rebelión no como un acto egoísta sino de colectividad, ya que toda rebelión es profundamente positiva, pues revela lo que siempre hay que defender en la persona.

A fin de cuentas “a los que creen que las materias fecales no son susceptibles de ser ensuciadas yo les digo que hay tres formas de marcharlas: con sangre de inocentes, con sangre de torturados y con sangre de asesinatos fríamente premeditados.”

EZLN se opone a la construcción del Tren Maya

Comparte este artículo:

El Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) dijo que no permitirá que proyectos del nuevo gobierno de Andrés Manuel López Obrador, como el Tren Maya, se lleven a cabo.

En una comunicado emitido por las comandantes Berenice y Everilda, por motivo del 24 aniversario de su levantamiento, en el Caracol de la Realidad, en la selva Lacandona, el comité advirtió al gobierno que “aunque consulta miles y millones, no nos vamos a rendir”.

El EZLN, aseguró en la misiva, que el proyecto del Tren Maya atenta contra la vida y sirve a los intereses de los grandes capitalistas.

“Por eso no permitiremos ningún proyecto que destruya la vida de la humanidad y la muerte de nuestra madre tierra, porque detrás de todo eso están los intereses de los grandes capitalistas nacionales y transnacionales”, afirmó la comandante Everilda.

Por otro lado, dijeron que están dispuesto a enfrentar a la Guardia Nacional.

“No descansaremos en defender nuestra madre tierra porque en ella nacimos, en ella vivimos y en ella moriremos”.