El Secuestro de la Viva Libertad

Vivimos años de terror, una guerra que transformó a nuestra sociedad y que por momentos secuestró nuestra libertad; seguimos aquí buscando memoria y una libertad real.

En Nuevo León, los hechos violentos fueron particularmente dramáticos. Nuestra sociedad se vio en vuelto en medio de un contexto que era aún desconocido, una violencia inusitada que destruyó la vida cotidiana de los habitantes neoloneses, quienes reaccionaron con enojo y molestia al ver que justamente cuando esta situación golpeaba al estado, se contaba con un gobierno inepto y corrupto.

Vivíamos una época de depresión psicológica, nos adaptamos a la ola de inseguridad atrincherando en sus casas, abandonando esa boyante vida nocturna de la capital del estado, donde ver en los noticieros decapitados colgados en puentes se volvió nuestra verdad; “errores” del estado al confundir estudiantes con sicarios; y la joya de la corona, narcoterrorismo enmarcado en el caso del casino Royale, hecho que aún no se olvida en el estado.

En Nuevo León el sufrir ciudadano fue constante, durante casi 4 años vivimos una de las épocas más sangrientas y sangrientas en el capítulo nacional de la batalla del Estado en contra del poder del narcotráfico.

Los cientos de desaparecidos y muertos en Nuevo León son solo una muestra de los miles de mexicanos que nunca volvieron a su morada.

La violencia que se vivía en todo México era para muchos regiomontanos la pre-sala de la pesadilla que vendría a tocar a casa. Una pesadilla que miles de regiomontanos no queremos volver a vivir.

Durante los primeros años de la ofensiva declaratoria de guerra por parte del gobierno federal, se vivía en Nuevo León, aun una tranquilidad, nuestro día a día seguía siendo común, caminábamos por las calles de la ciudad, tomando y apoderándonos de lo que era de nosotros, nuestras calles. Salíamos con la familia, los amigos, los hermanos. Íbamos y veníamos de un lugar a otro siempre acelerado, como todo regio en su vivir, sin embargo, llegaría un día donde simplemente la tranquilidad se fue.

Llegó el 2009 y todo parecía ser diferente, nos despertábamos por la mañana con la noticia de ejecuciones en Juárez, Nuevo León, balaceras en Apodaca, cuerpos colgados en Monterrey, secuestrados en San Nicolás… Simplemente, el terror llegó a la ciudad.

2009 solo sería el inicio de un periodo de años donde la sociedad regiomontana cambiaría su modo de vivir. Dejamos de salir con la familia, nos convertimos en seres desconfiados, luchábamos por sobrevivir, nos adaptamos a la situación, muchos otros se fueron de la ciudad. Nos quitaron todo, se llevaron el miedo, nuestra libertad.

Monterrey se convirtió en una ciudad fantasma. Al caer la noche, la vida nocturna de la ciudad se vio muerta, muerta ante el miedo de ya no volver con tu familia, miedo a la violencia generalizada que no distinguía edad, sexo o religión, la violencia que acabaría con el turismo por un momento, violencia que tomaría la ciudad, una ciudad que solo esperaría el momento para renacer.

Del año 2009 al 2011 Nuevo León sufriría una de sus etapas más violentas de todo su existir.

Durante el 2011 Monterrey sufrió una serie de episodios que ponían en tela de duda el poder gubernamental.

A principios de año sucedería uno de los sucesos que más marcaron al estado, el 22 de mayo, el café iguana, lugar icono de la ciudad sufriría un atentado a manos del crimen organizado, accionando 49 balas en la fachada del lugar y matando a 4 civiles, esto significaría el inicio del fin de la vida nocturna en la metrópoli regia.

Sin embargo, este episodio solo sería el suceso de una constante de capítulos que manchaban con terror a la ciudad, y aun no veíamos el terror a su máxima expresión. Pasarían 3 meses y 3 días para ver la barbarie con la que mercenarios a sangre fría acabarían con la vida de 52 inocentes.

El ataque al casino Royale en Monterrey, es considerado en la escala de lo denominado narcoterrorismo, siendo un acto que impactara a Nuevo León, a México y al mundo. La capital de la industria se veía superada por el poder del narcotráfico, la sociedad regiomontana ya no estaba segura, ya nadie podía tener su viva libertad, esta era la máxima expresión de terror hacía la ciudadanía, una ciudadanía agonizada por la guerra, una sociedad sin fuerza, una sociedad que se colapsó y que evolucionó su forma de vivir.

Se sobrevivió a momentos difíciles, momentos que tenemos que recordar todo el tiempo, una memoria que no puede morir, esa memoria que tiene que ser firme al casquillo de bala accionado ante una fallada de un negocio, ante la bala perdida que acabaría con la vida de un inocente, ante el estruendo constante de balas que derrumbaban la ciudad, esa memoria es la que nos fortalece como sociedad. Una sociedad que bajo la idea del progreso constante ha podido salir de catarsis que parecían no tener fin, ese progreso y esa fortaleza es la que nos hace más humanos.          

Recuerda quién eres y de dónde eres, por qué solo así entenderemos el hacia dónde ir.

Dimes y Diretes: “Declaraciones Broncas”

En lo absoluto fue ayer un buen día para el buen Gober, Jaime Rodríguez “el tío Bronco” Calderón, pues se aventó dos declaraciones que dejó a mucha gente que lo apoya, sin armas para defenderlo.

La primera declaración se dio por un reportaje del Periódico ABC donde pone en evidencia un incremento en la desaparición de mujeres, en su mayoría jóvenes, en Nuevo León. La respuesta de nuestro querido Gober fue decir que la mayoría de las desaparecidas se iban con los novios y que por su parte la Procuraduría General de Justicia de Nuevo León no había recibido ninguna denuncia. DECLARACIÓN INDEFENDIBLE, aunque no se hayan recibido denuncias por desaparición en la PGJNL, me parecen equivocadas y ruines las declaraciones de Jaime, pues no todas las desapariciones en nuestro estado son producto de que las jóvenes se fuguen con el novio.

La respuesta de nuestro querido Gober fue decir que la mayoría de las desaparecidas se iban con los novios y que por su parte la Procuraduría General de Justicia de Nuevo León no había recibido ninguna denuncia.

Como si esto no hubiera sido poco, en la tarde al “Bronco” tuvo la ocurrencia de decir que para evitar los embarazos en mujeres jóvenes, los padres deben de decirles “a las niñas gordas nadie las quiere”. ¿Qué? Estas declaraciones por parte del nuestro gobernador no son dignas de un mandatario, por más políticamente incorrecto que se quiera ver ante la sociedad, por más “raza” que quiera ser.

Más tarde a través de su cuenta de Facebook, Jaime aclaró que sus declaraciones habían sido mal interpretadas, obviamente por los “algunos medios” y que sus intenciones eran buenas, pues cuando una muchachita se embaraza los hombres las dejan según cuenta “el Bronco”.

Como si esto no hubiera sido poco, en la tarde al “Bronco” tuvo la ocurrencia de decir que para evitar los embarazos en mujeres jóvenes, los padres deben de decirles “a las niñas gordas nadie las quiere”.

Lo medios por su parte manejaron versiones que lo dicho por Jaime había sido con referencia a la obesidad en mujeres jóvenes lo que hace la declaración un poco confusa. Pero bueno eso no nos debe de sorprender en lo más mínimo, menos cuando viene de Televisa o Multimedios.

Lo que no podemos negar es que hay maneras de decir las cosas, y en estas dos ocasiones nuestro Gober no midió sus declaraciones. Si de por sí sabe que está en el ojo del huracán y no toma refugio, ¿pues cómo?

Por favor, alguien consígale un buen asesor al “Bronco” o por lo menos díganle que deje de decir tanta ocurrencia para verse muy “raza”.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

¿La Realidad? O ¿Medios de Comunicación?

El día de ayer la Coparmex, CANACO, Index, CIC, Consejo Cívico y CANADEVI, presentaron el Pulso Metropolitano o mejor conocido como Pulsómetro que es un estudio elaborado por el Tecnológico de Monterrey desde el 2011. Los resultados que arrojaron el estudio métrico son que hay una baja en la percepción de seguridad entre la ciudadanía nuevoleonesa, por los recientes hechos delictivos en nuestra entidad. Ante tal situación el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón “el Bronco” dijo que esta baja en percepción es por culpa de los medios de comunicación (Multimedios y Televisa en específico) ya que sacan puras notas negativas, porque ya no les paga. Entre si son peras o manzanas, ¿cuál es la realidad?

Hace unas semanas el Consejo Cívico de las Instituciones de Nuevo León me hizo llegar el Reporte Sobre Delitos de Alto Impacto, que elabora esta institución en conjunto con el Centro de Integración Ciudadana (www.cic.mx). El reporte es formado con información de la Procuraduría General de Justicia de Nuevo León (PGJNL) y los reportes recibidos por el CIC en sus diferentes plataformas y redes sociales.

…hay una baja en la percepción de seguridad entre la ciudadanía nuevoleonesa, por los recientes hechos delictivos en nuestra entidad. Ante tal situación … Jaime Rodríguez Calderón “el Bronco” dijo que esta baja en percepción es por culpa de los medios de comunicación (Multimedios y Televisa en específico) ya que sacan puras notas negativas…

Aunque bien es cierto que no estamos a niveles del 2010 – 2011, años en los cuales la situación fue muy difícil, sí hay un repunte en el número de denuncias de distintos delitos de alto impacto como lo son: homicidio doloso, homicidio culposo, extorsión, robo con violencia, robo de vehículo, robo a negocio, robo a persona, y violencia familiar.

Como menciono anteriormente estos números son alimentados por la misma PGJNL, por lo tanto no podemos concluir que la percepción sea de los medios de comunicación, debido que al contrario, sí hay un incremento en delitos de alto impacto.

Las declaraciones de “el Bronco”, de culpar a medios de comunicación ha sido uno de sus discursos desde la campaña electoral y si podemos decir que los medios (Televisa y Multimedios) han sido más agresivos con su administración cuando viene a seguridad, agresividad que no recuerdo haber visto durante la administración de Rodrigo Medina de la Cruz.

Pero lo preocupante de esta situación es la inactividad o más bien la falta de cooperación entre municipios y el estado para darle solución a los problemas de inseguridad. A estas alturas para nadie es secreto que algunos alcaldes del Área Metropolitana de Monterrey se han pasado por el arco del triunfo las reuniones semanales de seguridad en el Palacio de Gobierno. Incluso el pasado domingo durante la Feria del Trabajo y momento donde las corporaciones de los municipios y Fuerza Civil buscaban reclutar nuevos elementos, algunos ediles desairaron la Feria sin dar razón alguna, fuera del alcalde de Monterrey, Adrián de la Garza.

…lo preocupante de esta situación es la inactividad o más bien la falta de cooperación entre municipios y el estado para darle solución a los problemas de inseguridad. A estas alturas para nadie es secreto que algunos alcaldes del Área Metropolitana de Monterrey se han pasado por el arco del triunfo las reuniones semanales de seguridad en el Palacio de Gobierno.

También hay reportes de un conflicto entre el Secretario de Seguridad Pública, el General Antúnez y algunos alcaldes, en específico con Francisco Cienfuegos y Adrián de la Garza, ya que se dice que Fuerza Civil ha recibido muchas bajas de elementos que terminan en las corporaciones municipales de Guadalupe y Monterrey, algo que Antúnez ha pedido que pare. Y claro que debe de pararse esta situación, pues es totalmente una competencia de deslealtad entre los municipios y el estado.

Mientras no haya una sana cooperación entre las autoridades encargadas de la seguridad del estado y de los municipios, estaremos condenados a seguir sufriendo una alza en delitos y que la percepción de seguridad, que dice nuestro gobernador que ha bajado por culpa de los medios, siga desplomándose. Es hora que en general nuestras autoridades se dejen de echar la bolita y se pongan a trabajar, ya que entre sus desplantes y discusiones se están llevando a la ciudadanía entre las patas.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

La omisión también es traición

Esta semana hemos visto un gran número de noticias sobre la (in)seguridad en el estado de Nuevo León. La vulnerabilidad en la que estamos ha superado el miedo que teníamos en aquellos años de 2009 o 2010 cuando era casi imposible salir de noche.

El miércoles por la mañana me tocó ver la caravana realizada en honor a los ministeriales que fueron asesinados el lunes por la noche. Escalofríos recorren mi cuerpo al escuchar las sirenas y cláxones de las camionetas de diferentes instituciones que pasan por la lateral de la Avenida Gonzalitos. Pocos se quejaron del tráfico de ese día; tal vez entendían el “motivo” de ese congestionamiento.

Calificar de “atípica” esa ejecución, son “casos aislados” o decir que la “inseguridad es manejable” es querer tapar el sol con un dedo. No creo que unos “cuantos muertitos” sea cuestión de percepción. Me preocupa más que les interese hablar de fútbol antes que dar información clara y precisa sobre cualquier muerte en Monterrey y su Área Metropolitana.

Calificar de “atípica” esa ejecución, son “casos aislados” o decir que la “inseguridad es manejable” es querer tapar el sol con un dedo… Me preocupa más que les interese hablar de fútbol antes que dar información clara y precisa sobre cualquier muerte en Monterrey y su Área Metropolitana.

El Gobernador Jaime Rodríguez “El Bronco” le echa la culpa a los alcaldes metropolitanos o a los medios de comunicación por “exagerar” las notas. Sin embargo, esto debe ser un trabajo en conjunto y se ve de todo (populismo, grilla, campaña, entre otros) menos colaboración.

Callar ante los medios de comunicación, decir que “la información es reservada” o que “está vinculada a proceso” es una omisión grave ante la situación que vive el Estado. Escribir en redes sociales que el dinero que le daban a los medios de comunicación en sexenios anteriores para hablar “bien del gobierno” ahora se va a destinar a “tener más policía y mejores equipos para combatir la delincuencia” pues habrá que ver el número de personas interesadas en integrarse a Fuerza Civil y las posibles carencias/necesidades que tienen en sus instalaciones.

Cuando el “góber” exige a su Gabinete de Seguridad que se “pongan a trabajar y dar resultados”, ¿no se mordió la lengua? Como ellos dicen, no es algo que se va a solucionar de la noche a la mañana… pero ya llevamos más de 222 días (hasta hoy) donde no se han visto esos “resultados”.

Justificarse con que moverá su despacho al C5 y tener una “intervención directa y más ágil”, tampoco es dar solución a esos problemas. No le estamos pidiendo que se agarre a balazos con los delincuentes como él dice que hizo hace cinco años. Pero sí, mínimo un poquito de coherencia y establecer una estrategia de solución ¿acaso también le echa la culpa a Medina y González Parás de los índices de delincuencia? o ¿son puros inventos de los medios para desprestigiarlo?

Cuando el “góber” exige a su Gabinete de Seguridad que se “pongan a trabajar y dar resultados”, ¿no se mordió la lengua? Como ellos dicen, no es algo que se va a solucionar de la noche a la mañana… pero ya llevamos más de 222 días (hasta hoy) donde no se han visto esos “resultados”.

No solo es un tema de homicidios en avenidas transitadas, también los robos a bancos, vehículos y casas están a la orden del día. Anunciar que van a hacer un grupo de whatsapp para agilizar los tiempos de respuesta ante los robos bancarios es una tontería ¿alguna solución más coherente? o ¿se mandarán los memes de Beto y la rana?

No soy comelonches, no estoy vendida, ni siquiera pertenezco a un partido político. Soy una ciudadana exigiendo que se pongan a trabajar y ver (no percibir) resultados pronto ¿Pues no que mucho “A jalar que se ocupa”?

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Dimes y Diretes: “¿Y el General Antúnez?”

Ante la ola de inseguridad que azota a nuestro estado, porque diga lo que diga nuestro gobernador, “el Bronco”, el estado está pasando por una mala racha, el que ha estado muy desaparecido es el mismísimo Secretario de Seguridad Pública el General Antúnez.

Al inicio de la administración el General Antúnez tuvo una actitud de mucha apertura hacia los medios de comunicación, incluso en algún punto asistió a un famoso programa de radio local. Pero desde el incidente en el Penal del Topo Chico, no se le ven ni las luces al General y esto nos debe de llamar mucho la atención.

…ya estamos a siete meses desde que inició su administración si hay un incremento en la violencia debe ser usted el que lo corrija, ya no se puede estar apuntando a otros culpables. Así que Sr. Gobernador, con todo el respeto, ¡A JALAR QUE SE OCUPA! Y sobre todo ponga a jalar a su Secretario de Seguridad, el General Antúnez y si no esta dando resultados es hora de echarlo para la calle.

Roberto Flores, Manuel González, Jaime y hasta en su momento Miguel Treviño dieron la cara durante la situación de hace unos meses en el Penal del Topo Chico, pero el que nunca la dio e incluso ni una declaración de aventó fue el General Antúnez, que en teoría es uno de los responsables de la seguridad dentro de los reclusorios dentro de nuestro estado.

Ahora con esta ola de violencia que nos está azotando desde inicios del mes, Antúnez ha brillado por su ausencia, la mayoría de las declaraciones sobre seguridad las ha hecho Manuel González o el Procurador del Estado, Roberto Flores, y este fin de semana “el Bronco” el cual antes que nada cuestionó que los ciudadanos sepamos algo sobre seguridad y además descalificó que por lo que se está pasando sea algo anormal, sino todo lo contrario como ya es usual señalo que los medios de comunicación siempre le estuvieron tapando al gobierno anterior.

Al inicio de la administración el General Antúnez tuvo una actitud de mucha apertura hacia los medios de comunicación, incluso en algún punto asistió a un famoso programa de radio local. Pero desde el incidente en el Penal del Topo Chico, no se le ven ni las luces al General…

Bronco, no es por nada, pero ya deja de salir con el mismo pretexto de siempre, que si el gobierno pasado no hizo, o hacía, que los medios de comunicación tapaban o no, lo siento ya estamos a siete meses desde que inició tu administración si hay un incremento en la violencia debe ser usted el que lo corrija, ya no se puede estar apuntando a otros culpables. Así que Sr. Gobernador, con todo el respeto, ¡A JALAR QUE SE OCUPA! Y sobre todo ponga a jalar a su Secretario de Seguridad, el General Antúnez y si no esta dando resultados es hora de echarlo para la calle.

P.D. ¿Qué onda con la renuncia del director de Canal 28/TVNL, Luis Yermak Torres? ¿Entonces si fue verdad que se robó inmobiliario del Canal? O ¿Es otra renuncia al puro estilo Rogelio Benavides Pintos, para no manchar a la administración actual? Muchas preguntas por resolver.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”