La Gran Crisis Política

Pareciera como si el fin estuviera a punto de llegar. La clase política en el país ha perdido tanta credibilidad que da miedo. Miedo de ya no temerla a las apariencias y ya no buscar si quiera una legitimación que parece pérdida. El político de la vieja escuela en México está dando sus últimos respiros, pero al parecer también se ahorca solo.

Presenciamos, quizá, el caos más grande de México en los últimos 30 años. Los ciudadanos- para bien y mal- están tan hartos de sus gobernantes que han decidido salir a las calles a levantar la voz, y en ocasiones, a descargar su desesperación en forma de actos de vandalismo y violencia.

Y ¿cómo no estar hartos de una clase política tan pobre? ¿Cómo defender a una camada de gobernantes tan cínicos y además incapaces?




La realidad es que la corrupción en el país representa ya una fuga de egresos insostenible. En un país donde la economía ya ni si quiera es estable, donde el alza al salario mínimo es prácticamente nula y donde los servicios básicos siguen disparándose hasta los cielos resultado de pésimas gestiones gubernamentales y de una inexistente continuidad de proyectos.

La gran crisis de políticos en México nos está dejando grandes costes. Enrique Peña Nieto, que llegaba a la presidencia bajo dos lemas que pretendían modernizar la baraja política en el país. Desde el “Nuevo PRI” hasta el “Saving México” hoy tiene en sus filas tan solo un 7% de credibilidad entre los ciudadanos de México según algunas casas encuestadoras.




Javier Duarte y una de las gestiones más oscuras de gobernadores, plagado de sangre, violencia, despilfarro, corrupción e impunidad. Borges y Padrés, dos gobernadores que salieron cortados con la misma tijera, pero de diferente color.

Hilario Ramírez mejor conocido como “Layin”, un alcalde que sí robo, pero poquito. Actualmente se perfila para ser un serio candidato a la gubernatura de Nayarit, a pesar de los grandes escándalos por sus fiestas despampanantes, por levantarle la falda a las mujeres en plenos bailes públicos e incluso por regalar coches a personas que se hacen virales por las redes sociales.

Definitivamente vivimos la peor crisis de la clase política en México, en vísperas de los comicios electorales del 2018 no hay esperanza y la realidad es que tampoco hay razones para tenerla.

¿Qué estamos haciendo como sociedad para salir de ésta crisis? O ¿Tenemos a la clase política que merecemos? Lo dejo a su consideración. Por cierto, felices XV años de Rubí y un saludo al “talentoso” Lady Wuuu.

______________________________

– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

 

Marchas, Vandalismo y Saqueos, ¿quiénes los responsables?

1. Aplaudo que la ciudadanía despierte, que muchos miles de personas decidan manifestar su inconformidad y demuestren su descontento. (lo único bueno de ayer).

2. Según mencionan, la gran mayoría de la sociedad se manifestó PACIFICAMENTE, al menos de inicio, acudieron por el descontento y hartazgo provocado por años de mal gobierno.

3. La gente NO ACUDÍA PARA APOYAR A UN GRUPO O GRUPOS DE ORGANIZACIONES CIVILES, entonces, ¿por qué carajos poner un templete y darles la palabra solamente a unos cuantos? ¿Quién carajos eligió a Gilberto Lozano y a Fufito como voceros de la ciudadanía? ¿Quién pagó por esa tarima, audio y luces?

4. PERDÓN, pero las protestas de hace una semana organizadas por las mismas personas fueron una previa de lo que hoy se vivió, repartieron tomates, quemaron una piñata dentro del palacio Estatal, rompieron vidrios de oficinas y protestaron parados sobre escritorios, NO PUEDEN extrañarse de los actos ocurridos el día de ayer.

5. Continuamente han utilizado la palabra REVOLUCIÓN, vamos a tomar el Estado, vamos a derrocar al gobierno, vamos tumbar al sistema… Si lo anterior no es provocar y calentar más a la ciudadanía no sé qué es.

6. Convocaron a la ciudadanía, tomaron la palabra y no supieron qué hacer con ella, no hubo liderazgos. Pretendieron posicionarse y apropiarse de una causa y un sentir general.

7. Efectivamente acudieron reventadores profesionales, sin embargo quienes tomaron “el liderazgo” al ver las cosas difíciles decidieron (ahora sí) bajarse de la tarima y emprender una “protesta” hacia constitución, dejando el problema en su máximo nivel y aprovechando para retirarse del lugar.

8. Me llena de coraje el ver los daños ocasionados al Palacio de Gobierno, a la historia de Nuevo León, es sumamente triste que se pierda la cabeza de esta forma, actos de vandalismo que NO VAN A CAMBIAR ABSOLUTAMENTE NADA DE LO APROBADO POR LOS DIPUTADOS.

9. Al final también policías de Fuerza Civil resultaron heridos, heridos por la propia ciudadanía a quienes cuidan y por quienes lo crean o no arriesgan su vida.

CON MANIFESTACIONES VIOLENTAS TODOS PERDEMOS.
Tenemos muy pocos buenos representantes de la sociedad civil que de verdad nos hagan sentir representados.

Es importante, URGENTE, que nos caiga el veinte de que tenemos que involucrarnos de forma activa PERO RESPONSABLE en la vida pública, quitarnos el “chip” de que NO ES BUENO METERSE EN LA POLÍTICA POR QUE ES UN MUGRERO, si no lo hacemos, así seguirá por muchas generaciones. Ojalá que de verdad amigos y amigas quienes están leyendo esto se animen y levanten la mano para comenzar a trabajar y tratar de salvar y componer a nuestro país, trabajando con al menos dos principios básicos LA HONRADEZ Y EL AMOR POR NUESTRO PAÍS. (No es un decir, quienes de verdad quieran escríbanme y con todo el gusto del mundo los apoyo en lo que se pueda y requiera.)

¡Te quiero México!

Si coincides conmigo comparte.

Facebook: OscarTovarNL
Twitter: O_tovar

 


“Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”