Trump se refiere con dureza a los gobiernos de Corea del Norte, Irán y Venezuela en la ONU.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, advirtió el día de ayer martes con la destrucción total de Corea del Norte y calificó de “inaceptable” lo que llamó “dictadura socialista” en Venezuela.

En su discurso ante la Asamblea General de Naciones Unidas, Trump se refirió en los términos más duros a Corea del Norte, Irán y Venezuela.

Sobre el régimen norcoreano, Trump urgió a los líderes del mundo a hacer frente a las amenazas de Kim Jong-un y advirtió que de lo contrario, está preparado para la “destrucción total” de Corea del Norte.

El mandatario volvió a referirse a Kim Jong-un como “hombre cohete” y dijo que estaba en una “misión suicida” para él y su país.

“Ya es hora de que las naciones de todo el mundo hagan frente a un gobierno implacable”, planteó Trump.

El presidente estadounidense también dijo cosas muy duras sobre Venezuela, cuyo gobierno calificó de una “dictadura socialista” que dijo es “completamente inaceptable”.

“El dictador socialista de Nicolás Maduro ha infligido un terrible dolor y sufrimiento a la gente buena de su pueblo. Su régimen corrupto ha destruido la prosperidad de su nación, imponiendo ideologías fallidas que crean pobreza y miseria”, dijo.

“Vamos a imponer sanciones al régimen de Maduro en Venezuela que ha llevado a su nación al colapso total”, adelantó Trump.

En respuesta a las declaraciones de Trump, el canciller venezolano, Jorge Arreaza, criticó al mandatario estadounidense, a quien acusó de buscar un “cambio de régimen por la fuerza” en Venezuela.

“Ningún líder del mundo puede venir a cuestionar nuestra democracia, nuestra soberanía, somos un pueblo de paz”, dijo Arreaza a la prensa en la sede de Naciones Unidas.

Al referirse a Irán, el presidente de EE.UU. dijo que su gobierno está analizando eliminar el acuerdo nuclear que firmó Barack Obama, pues considera que se trata de un error de su país.

“El acuerdo con Irán fue una de las peores transacciones unilaterales que ha firmado EE.UU. en su historia. Francamente, es una vergüenza para EE.UU.“, expuso Trump.

El presidente dijo que Estados Unidos no puede aceptar un pacto que “provee cobertura para la eventual construcción de un programa nuclear”.

“No podemos permitir que un régimen de asesinos continúe con estas actividades de desestabilización, construyendo peligrosos misiles”, dijo.

 

 

México pide a gobierno de Venezuela suspender Constituyente.

El gobierno de México reiteró su absoluta disposición de apoyar por la vía diplomática y con estricto respeto a la soberanía del pueblo de Venezuela, cualquier esfuerzo sincero en la búsqueda de una solución negociada, pacífica y democrática.

A través de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), el gobierno mexicano hizo un llamado a la presidencia de Nicolás Maduro a suspender la convocatoria a la Asamblea Nacional Constituyente y “abra así la puerta a una negociación que lleve a resolver la grave crisis democrática por la que atraviesa Venezuela”.

Aseguró que los resultados de dicha consulta han evidenciado que la convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente no hace sino profundizar la división y violencia que ha costado ya la vida a más de un centenar de personas.

“El gobierno de Venezuela y el presidente Maduro tienen la oportunidad histórica de abrir un nuevo camino de reconciliación y paz reconsiderando la convocatoria a la Constituyente y creando las condiciones para iniciar un proceso genuino de negociación política entre todos los venezolanos”, apuntó.

La cancillería sostuvo que al hacer este petición, el gobierno de México reitera su absoluta disposición de apoyar por la vía diplomática, y con estricto respeto a la soberanía del pueblo venezolano, cualquier esfuerzo sincero en la búsqueda de una solución negociada, pacífica y democrática.

El presidente Santos pide a Maduro pide frenar la convocatoria de elecciones para facilitar el dialogo.

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, se ha sumado este lunes a la petición de la oposición venezolana que exige a Nicolás Maduro frenar la convocatoria de unas elecciones constituyentes fijadas para el 30 de julio con unas reglas del juego que favorecen al oficialismo.

Al mismo tiempo, el Gobierno de Venezuela ha exhibido el apoyo mostrado por el mandatario ruso, Vladimir Putin, durante una conversación telefónica con Maduro. “El presidente Putin reconoció al presidente Maduro su coraje y esfuerzo en mantener la estabilidad y la paz del país”, señala un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores, que advierte además frente a “los intentos foráneos que se organizan contra Venezuela“.

La tensión entre los gobernantes de los dos países vecinos ha aumentado en las últimas semanas. El venezolano califico recientemente a Santos de “hipocrita” y “fracasado” y la semana pasada, aferrándose a la retórica del enemigo exterior, llegó a afirmar: “El presidente Santos me tiene que pedir la bendición, compadre, porque somos sus padres. Santos, pide la bendición, compadre”. “Inclínate, híncate ante tu padre. Soy tu padre”, prosiguió en referencia a los tiempos de la Gran Colombia. El mandatario colombiano rechazó entrar al trapo y se limitó a asegurar que los insultos de Maduro descalifican a todos los ciudadanos de su país.