Afectación por baches no se dio en el Paso Express, sino en Puente Palmira: SCT

Comparte este artículo:

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) informó que ya se encuentran trabajando en el lugar de los “hundimientos” que fueron reportados en el Puente Palmira.

Explicó que en el lugar sólo había dos baches, y no hundimientos mayores, mismos que sostuvo fueron ocasionados por una fuga en una tubería de la red de agua potable a cargo del municipio de Cuernavaca.

La dependencia aseguró que “no existe riesgo de un hundimiento mayor”, y aclaró que estos hundimientos no se ubican en el Paso Exprés, como informó la Secretaría de Protección Civil de Morelos a través de redes sociales.

“Esa fuga en la tubería de 8 pulgadas de la red de agua potable del municipio, misma que cruza el Libramiento de Cuernavaca a la altura del kilómetro 94+020, ocasionó un bache de 60×60 y otro menor en uno de los carriles laterales”, indicó.
El titular de PC de Morelos, Franky Mondragón, dijo al diario Reforma que estaban a la espera de los ingenieros de SCT “para conocer este problema, de dónde se está filtrando el agua y hacer una revisión mayor como sucedió con el socavón anterior”.
Asimismo la SCT estimó que los trabajos de reparación se concluyan en las próximas 24 horas. Además destacó que no existe riesgo de un hundimiento mayor

En julio de 2017,  solo tres meses después de su inauguración, se abrió un socavón en el Paso Exprés que provocó la muerte de dos personas – padre e hijo – al caer su vehículo.

Las fuertes lluvias provocaron inundaciones y reblandecimiento de la carpeta asfáltica, lo que causó el socavón.

El gobierno federal presumió la obra poco antes de su inauguración, incluso el presidente Enrique Peña Nieto la recorrió en su camioneta. La obra, que tiene  14 kilómetros de longitud construidos con cemento hidráulico y 10 carriles, facilitaría la llegada a Acapulco, Ixtapa-Zihuatanejo, Taxco, Chilpancingo e Iguala, desde la Ciudad de México, según la SCT.

Apoya AMLO diálogo con crimen organizado

Comparte este artículo:

Este miércoles el candidato a la Presidencia de México por la coalición “Juntos Haremos Historia”, Andrés Manuel López Obrador, apoyó que exista un diálogo con integrantes del crimen organizado tal y como sucedió en Guerrero, donde el Obispo de la diócesis de Chilpancingo-Chilapa convenció a los narcotraficantes a no matar candidatos en esa región.

“Yo veo con buenos ojos que tanto pastores de las iglesias evangélicas y sacerdotes y obispos de la iglesia católica busquen también la reconciliación, el diálogo para que se garantice la tranquilidad, para que haya paz en México”, dijo el tercera vez candidato a la Presidencia.

“No le reprocho al Obispo de Chilapa que tuvo esa reunión, porque yo conozco la situación tan difícilmente que están viviendo en la Montaña de Guerrero y en toda esa región de Chilapa, donde hay mucha violencia. Entonces qué bien que él se atrevió a hacer eso, que se esté exhortando para que no haya violencia, que no le quiten la vida a nadie, ni a candidatos ni a los ciudadanos”, añadió López Obrador en entrevista.

Al ser cuestionado de que si buscaría el diálogo con capos de la droga, el candidato de Morena dijo que se buscará el diálogo con todos los mexicanos, y que si llega a ser Presidente, se le va a dar privilegio al diálogo antes que nada.

“Que quede claro, diálogo, reconciliación, amor y paz”, dijo el morenista.

También aseguró que no seguirá la misma estrategia de los últimos dos gobierno que ha sido el uso de la fuerza, sino que se va a buscar la paz dándole atención a las causas que originaron la inseguridad y la violencia, con reconciliación y amor al prójimo.

Exigen Aprobación de Ley de Desaparición Forzada

Comparte este artículo:

El presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, llamó al Poder Legislativo federal a que en el próximo periodo de sesiones se apruebe la Ley General en Materia de Desaparición Forzada, la cual se detuvo en la Cámara de Diputados desde el pasado 28 de abril.

En su discurso de apertura del foro “Sobre desaparición forzada. Contra el dolor y el miedo: un grito de esperanza”, en Chilpancingo, Guerrero, el ombudsman nacional aseguró que la desaparición y la desaparición forzada sigue siendo una “realidad en el país”, porque no se ha hecho “lo suficiente para atenderlo, solucionarlo y prevenir que se repita.

“No podremos hablar de que en nuestro país logremos por completo el respeto y vigencia de los derechos humanos, en tanto no demos respuesta y solución al problema de las desapariciones, determinando el destino y ubicación de cada persona desaparecida, sancionando a los responsables de cada caso”, mencionó.

González Pérez criticó que al Estado Mexicano no ha atendido las demandas de la sociedad civil y las víctimas respecto a un marco legislativo que atienda de manera adecuada estos delitos.

Esto es, una ley que enmarque un tipo penal en el que se sancione las desapariciones cometidas por particulares, además de las desapariciones forzadas; que incorpore un Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas con marcadores genéticos; y en el que se obligue a los ministerios públicos a contar con agencias especializadas en la materia, entre otras de las 102 propuestas que presentó la CNDH desde abril pasado.

“Esta Comisión Nacional enfatiza el compromiso con las víctimas y familiares de personas desaparecidas y reitera la importancia y urgencia de que el Estado Mexicano, a través de las autoridades de los tres órdenes de gobierno, genere condiciones que garanticen la efectiva investigación y sanción de la desaparición forzada y de la desaparición cometida por particulares“, concluyó.