¿Quién saldrá a Bolsa en 2017?

La cotización en el mercado de valores de nuevas empresas en México experimentó una disminución en 2016, en parte por la volatilidad causada por la incertidumbre económica general y, específicamente, por la victoria de Donald Trump.

Durante el segundo semestre del año pasado tres compañías mexicanas planeaban debutar ese mismo año en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV): Grupo AXO, distribuidor de marcas como Emporio Armani, Tommy Hilfiger y Victoria´s Secret; Fibra Resort, operadora de hoteles e inmuebles; y José Cuervo, el mayor productor de Tequila en el mundo y distribuidor de marcas como Kraken y Ron Matusalem. Sin embargo las intenciones de emitir acciones en el mercado mexicano tuvieron que ser retrasadas por la aversión al riesgo que se vivió a finales de 2016.




Al respecto, José Oriol Bosch, Director de la BMV, comentó que “a fin de año o principios del siguiente, pero en algún momento los niveles de volatilidad tendrán que reducirse y ahí veremos más actividad, incluyendo la que pensamos que tendríamos para el fin de 2016 en las colocaciones que teníamos pendientes”[1], en concordancia con la coyuntura global suscitada en meses pasados.

Para una empresa que busca financiamiento bursátil, el clima económico es fundamental para poder captar más recursos de los inversionistas; de esta forma mientras más apetito de riesgo exista en el mercado, las compañías emisoras podrán recibir mayores recursos por sus acciones, y evitar así “dejar dinero en la mesa” como reza el argot bursátil.

Para José Cuervo este momento llegó el pasado jueves 9 de febrero debutando en la BMV a $34 pesos por acción, logrando recaudar un total $18,635 millones de pesos, siendo la mayor oferta pública de acciones en México desde hace tres años. La empresa, que genera más del 50% de sus ventas en USA y Canadá, utilizará el dinero de los inversionistas para expandir la marca de whisky Bushmills, adquirir marcas globales y mejorar su red de distribución nacional.




Entre otros factores, el éxito de la oferta accionaria de la tequilera se debió al crecimiento de esta industria en México y al hecho de que actualmente es la única empresa de su ramo en la bolsa de valores [2].

En contraparte, Grupo AXO buscaría recaudar $2,000 mdp para destinarlos a la compra del 50% que no posee de Multibrand Outlet, empresa que le representa una tercera parte de sus ingresos y el 19% de su flujo operacional; mientras que Fibra Resort (fideicomiso inmobiliario) podría utilizar los recursos de su oferta pública para adquisición de hoteles, pago de deuda u otros asuntos corporativos [3].

Por el momento, en este 2017 la Bolsa Mexicana de Valores no prevé recibir a nuevos inquilinos, aparte de los mencionados, principalmente por la latente desaceleración económica nacional, los efectos mundiales de las ocurrencias del Presidente naranja y la subjetiva y siempre presente “incertidumbre global”.

Los últimos tres años se ha especulado el debut de Interjet, sin embargo la compañía no ha encontrado el momento adecuado para emitir capital. En otro litoral, con la apertura del mercado energético se esperaría mayor movimiento en Fibras E; y en términos generales colocaciones de deuda corporativa. Todo será cuestión de atrevimiento y valor en este 2017.

Con información recopilada de:
[1] http://www.forbes.com.mx/bmv-retomara-colocaciones-volatilidad/#gs.NJQ9hvs
[2] http://expansion.mx/empresas/2017/02/09/las-razones-por-las-que-jose-cuervo-genero-tanto-ruido-en-la-bmv
[3] http://www.dineroenimagen.com/2016-12-19/81535

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

FIBRA para la Economía

Al hablar de inversiones en los mercados financieros regularmente se piensa en acciones y en bonos, es decir en títulos de Cemex o Bimbo o en CETES y bonos corporativos. Sin embargo, la variedad de instrumentos financieros de inversión es vasta y cada vez más compleja, permitiendo al público inversionista poder colocar su dinero en diferentes monedas, en diversas industrias y a lo largo de muchos países. Tal es el caso de los Fideicomisos de Inversión en Bienes Raíces, comúnmente llamados “FIBRAS”.

Estos instrumentos, que se operan igual que las acciones, tienen como objetivo la adquisición o construcción de inmuebles con el fin de arrendarlos.

En otras palabras, una FIBRA es una administradora que compra o construye edificios, centros comerciales, oficinas u hoteles para después ponerlos en renta y así recuperar la inversión y generar ganancias a sus accionistas.

Conceptualmente, una FIBRA opera de la misma forma que las personas que tienen inmuebles o construyen casas para venderlos o ponerlos en renta.

De esta forma, el sector inmobiliario puede desarrollar naves industriales, complejos de oficinas y locales comerciales, edificios de departamentos o incluso hospitales a través de las FIBRAS.

Para poder realizar lo anterior, estos Fideicomisos recaudan dinero a través de certificados bursátiles emitidos en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV). Cuando el público inversionista compra estos certificados, la FIBRA recibe el dinero y se deposita en el Fideicomiso donde se administrarán los inmuebles. Estos recursos son destinados después a la compra o construcción de los bienes raíces.

Posteriormente, estos bienes se administran y se ponen en renta para generar ingresos. El producto de las rentas es depositado en el Fideicomiso y éste a su vez, después de gastos, reparte las utilidades como dividendo a los poseedores de los certificados bursátiles.

El tenedor de estos certificados, es decir el inversionista, recibe dividendos de manera trimestral, los cuales provienen de las ganancias de la FIBRA, es decir los ingresos por rentas (y otros conceptos menores) menos los gastos administrativos y de operación y los gastos por inversión o adquisición de inmuebles. Los recursos restantes son la utilidad neta de la FIBRA, la cual debe ser repartida entre los inversionistas.

Otra forma de obtener rendimiento de estos instrumentos es mediante la ganancia de capital, que al igual que las acciones, se produce al incrementar el precio del certificado bursátil. Como ejemplo, si se compra el certificado de una FIBRA a $20 pesos y se vende un año después a $25 se habrá obtenido $5 pesos de ganancia más los dividendos recibidos en el periodo. La gran ventaja de estos instrumentos es que dichas ganancias se encuentran exentas de impuestos (a diferencia de las acciones).

En México, desde 2011, las FIBRAS suman otro instrumento de inversión más que, en este caso, permite a los ahorradores diversificar sus inversiones en el sector inmobiliario de una forma accesible y fácil de operar.

Algunos datos sobre las principales emisoras mexicanas:

Fibra Hotel es dueña de hoteles One, Fiesta Inn y Camino Real, entre otros; Fibra Uno, con seis millones de metros cuadrados en renta, es la FIBRA más grande de México; Fibra Danhos invirtió $3,308 millones de pesos en el complejo comercial Parque Vía Vallejo; Fibra Shop abrirá dos centros comerciales con una inversión de $95 millones de dólares; El dividendo de Terrafina se estima en 7% para 2016.

https://www.bmv.com.mx/docs-pub/MI_EMPRESA_EN_BOLSA/CTEN_MINGE/Fibras.pdf

http://expansion.mx/empresas/2016/06/08/fibra-uno-emitira-este-miercoles-bonos-a-10-y-28-anos-reuters

http://expansion.mx/empresas/2016/07/13/fibra-danhos-y-grupo-ipb-invierten-3-308-mdp-en-nuevo-complejo-comercial

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”

Transparencia Financiera

Los últimos días de abril encontramos en los principales periódicos de negocios una gran cobertura a los resultados financieros de las empresas que cotizan en la bolsa de valores. Al ser compañías públicas, éstas tienen la obligación de divulgar reportes trimestrales y anuales de sus estados financieros, a fin de que el gran público inversionista conozca su situación económica, resultados de operación, ventas, costos y utilidades, entre muchos otros datos relevantes.

El pasado 29 de abril fue el último día en que las emisoras (empresas que cotizan en bolsa) podían enviar a la Bolsa Mexicana de Valores su reporte del trimestre enero a marzo de 2016 para cumplir con el marco normativo del mercado de valores. En una economía mundial tan interconectada, esta normatividad cobra gran importancia para poder desarrollar mercados financieros sanos y eficientes en todos los países y a todos los niveles. La regulación de entrega de información transparente y precisa es el detonante del crecimiento en un sector que demanda datos confiables, de calidad y que reflejen de manera fidedigna la realidad económica, administrativa, contable y financiera de las empresas públicas.

El pasado 29 de abril fue el último día en que las emisoras (empresas que cotizan en bolsa) podían enviar a la Bolsa Mexicana de Valores su reporte del trimestre enero a marzo de 2016 para cumplir con el marco normativo del mercado de valores.

Para elaborar sus estados financieros las emisoras deben seguir los lineamientos de las Normas Internacionales de Información Financiera (NIIF), las cuales proveen elementos técnicos de clasificación contable mundiales, con el objeto de homologar la forma de contabilizar la información y de poder interpretar equivalentemente cualquier estado financiero sin importar el país de origen. De esta forma, el análisis de los datos publicados por una empresa de Europa y otra de Asia puede ser equiparable y comparado de manera precisa.

La adopción de estos estándares mundiales por las empresas mexicanas es un gran salto hacia la transparencia del mercado y la correcta forma de divulgar información que inversionistas, analistas, auditores, bancos, casas de bolsa y autoridades gubernamentales utilizan para desempeñar sus funciones relativas al mercado de valores.

El publicar datos en tiempo y forma, permite que analistas del mercado puedan realizar un estudio confiable de las compañías y así poder emitir opiniones más precisas a inversionistas y participantes del mercado. El mostrar la situación financiera de una empresa de manera transparente y clara es un pilar fundamental para que el mercado de valores se fortalezca y cumpla con los niveles de ética y honestidad tan requeridos en el mundo de los negocios.

Algunas de los reportes más relevantes del primer trimestre del año fueron los siguientes: América Móvil, propiedad de Carlos Slim, reportó cifras decepcionantes anticipadas ya por analistas ante la fuerte competencia en el sector de telecomunicaciones y la depreciación del peso respecto al dólar. La utilidad neta, es decir la ganancia total de enero a marzo, disminuyó 41%. La compañía insignia de Emilio Azcárraga, Televisa, publicó resultados mixtos al lograr un incremento en ventas de 9.5% y una pronunciada disminución en su utilidad neta de 46%.

El publicar datos en tiempo y forma, permite que analistas del mercado puedan realizar un estudio confiable de las compañías y así poder emitir opiniones más precisas a inversionistas y participantes del mercado. El mostrar la situación financiera de una empresa de manera transparente y clara es un pilar fundamental para que el mercado de valores se fortalezca

En el ámbito internacional, los bajos precios del petróleo han golpeado a compañías de este sector como Exxon y Chevron, las cuales reportaron caídas de $3,064 y $725 millones de dólares en sus ganancias, respectivamente.

______________________________
– “Todos los puntos de vista son a título personal y no representan la opinión de Altavoz México o sus miembros.”