EE.UU. se retira del Consejo de Derechos Humanos de la ONU

Comparte este artículo:

La embajadora de Estados Unidos ante las Naciones Unidas, Nikki Haley, anunció el martes que Estados Unidos se retira del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, acusando al organismo de parcialidad contra Israel, aliado de EE.UU., y de no responsabilizar a quienes cometen abusos contra los derechos humanos.

La medida, que la administración Trump ha amenazado durante meses, se produjo un día después de que la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos criticara la separación de los niños de sus padres en la frontera entre Estados Unidos y México calificándola de “desmedida”.

Hablando desde el Departamento de Estado, donde se le unió el secretario de Estado Mike Pompeo, Haley defendió la medida para retirarse del Consejo, diciendo que los llamamientos de Estados Unidos a la reforma no fueron escuchados.

“Los que abusan de los derechos humanos continúan en el consejo y son elegidos para estar en él”, dijo Haley, que enumeró las quejas de EE.UU. con el organismo. “Los regímenes más inhumanos del mundo continúan escapando a su escrutinio, y el consejo continúa politizando el uso de chivos expiatorios de países con antecedentes positivos de derechos humanos en un intento de distraer a los abusadores en sus filas”.

Antes de la segunda ronda de renegociaciones del TLC, EU y Canadá prevén acuerdo sobre el TLC a fin de año.

Comparte este artículo:

El presidente de Estados UnidosDonald Trump, conversó vía telefónica con el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, para discutir la renegociación en marcha del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLC) y ambos subrayaron “su esperanza” de llegar a un acuerdo para finales de este año.

La plática entre los mandatarios se dio a conocer un día antes de que los negociadores de EU, Canadá y México se reúnan a partir de mañana 1 de septiembre y hasta el 5 de septiembre en la capital mexicana para sostener la segunda ronda de renegociación del TLC, el cual entró en vigor desde 1994.

La segunda ronda de negociación comenzará en medio de las amenazas del presidente Donald Trump de retirarse del acuerdo y luego de una primera ronda que se llevó a cabo en Washington del 16 al 20 de agosto, en la que los tres países plantearon más de dos docenas de temas que se comprometieron a discutir rápidamente.

Trump, quien ha tildado al TLCAN de ser el peor acuerdo jamás firmado por su país, ha amenazado durante las últimas semanas en distintas ocasiones y en Twitter con retirarse del pacto, aludiendo a la dificultad de las conversaciones y el déficit comercial de poco más de 64.000 millones de dólares de Estados Unidos con México.

Sin embargo, estas amenazas han perdido la fuerza que tenían al inicio de la administración Trump.

Los tres países firmaron también un acuerdo de confidencialidad para el manejo de la información sobre la negociación, que el gobierno mexicano aseguró no compromete sus prioridades en el proceso.