La Taquería

#ElNidoDelGavilán: “México es Olímpico”

Comparte este artículo:

El día 25 de febrero terminaron los Juegos Olímpicos de Invierno Pyeongchang 2018 en Corea del Sur. La participación mexicana fue con más atletas que en ediciones anteriores, pero aun sin el apoyo económico del Comité Olímpico.

En algunos sitios como Sin Embargo.Mx están poniendo a debate la relevancia de participar o no en la justa olímpica. Algunos mencionan que al ser México un país tropical no debería participar. 

Mencionan ejemplos de países de América Latina, África y algunas regiones del Sureste Asiático como atletas que solo van de relleno. Sin embargo, esta percepción es completamente errónea y muy poco realista.

México fue el primer país tropical en ir a unos Juegos Olímpicos de Invierno en 1928 de St Moritz en Suiza donde se consiguió un excelente resultado, lugar 11 en la prueba de bobsleigh masculino por encima de países “invernales”. El mundo ha cambiado, los atletas viven esa globalización, y es así como Bolivia tiene atletas de origen sueco y finlandés, Ecuador tiene un alemán, México tuvo durante varios juegos al alemán-mexicano Hubertus Von Hohenlohe, México alineó un equipo de 4 atletas que no viven en el país por obvias razones de entrenamiento y preparación.

Germán Madrazo, triatleta y corredor que vive en Texas se preparó, se calificó en esquí de fondo, aprendiendo en año y medio como esquiar. Su último lugar (116) fue muy emotivo al ser recibido por el resto de los atletas incluso el medallista de oro.

Sarah Schleper, esquiadora de slalom, originaria de Colorado, pero naturalizada mexicana por matrimonio, con basta experiencia en JJOO, logró un gran resultado en su primera carrera, pero en la segunda tuvo una caída y con eso cerró su participación. Aun así, logró un lugar 41 en la prueba Super G de esquí alpino.

Roberto Dickson, mexicano-canadiense, residente en aquel país, logró clasificarse para dos pruebas del slalom de esquí alpino, consiguiendo un lugar 48 en una de ellas.

Finalmente, Robert Franco, primer atleta mexicano en esquí acrobático, también residente en Estados Unidos, no consiguió clasificarse para la gran final de la prueba, pero fue quien tuvo el mejor lugar, 27.

Si bien los resultados no fueron espectaculares, estos atletas se han pagado sus entrenamientos, que, dicho de paso, son muy caros. Estos atletas añaden diversidad y color a estas competencias, además de motivar a más personas a sumarse a practicar estos deportes.

El deporte es una inversión y una actividad que como país se debe promover a la medida de lo posible. En el caso de los deportes invernales, es difícil sacar atletas competitivos dentro del país, pero en Estados Unidos y Canadá existen muchos compatriotas que pudieran participar, es cuestión de buscarlos y convencerlos. La prensa nacional que gusta del patrioterismo rancio, al reportar estas notas, si un atleta no nació en Tixtla, Guerrero y en cambio nació en Utah o Nevada, parecería que es menos mexicano o que tiene otra clase. No debemos permitir que estos sitios periodísticos tomen fuerza al meter en la mente de directivos o atletas, que no vale la pena participar.

Estos Juegos Olímpicos deben de motivar a más mexicanos a entrenarse y a demostrarse que el sueño olímpico es alcanzable y posible.

Lo dicho, dicho está.